El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/id_um/159674

Superliga - Fecha 9 17 -11-2017
Colón ganó con una fórmula histórica

El conjunto rojinegro validó la fórmula que dice que “dos cabezazos en el área es gol”, y se impuso 1 a 0 a Argentinos Jrs. en el estadio “Diego Maradona”, una cancha que siempre le resultó difícil. El equipo de Domínguez no jugó bien, pero aprovechó y pegó cuando se le presentó la oportunidad, a los 17’ST, con un cabezazo de Guillermo Ortíz, autor del único gol del partido. Así, además de traerse los tres puntos, Colón también mantiene el invicto en el torneo.



Juan Raúl Moncada

jmoncada@ellitoral.com

 


Hubo un buen trabajo de Diego Vera que hizo la “cortina” para que Pablo Ledesma pueda retroceder libre y cabecear al medio, ingresando solo Guillermo Ortíz para concretar el tanto y la victoria sabalera en La Paternal; de ahí en más Colón fue inteligente, hizo gala de su oficio y se terminó quedando con una victoria legítima, en una cancha donde nunca había podido ganar desde su reinauguración en 2004.

 


Arrancó mucho mejor Argentinos Juniors manejando la pelota y sobre todo el mediocampo, sector en el cual el equipo de Eduardo Domínguez no podía hacer pie; a los pocos minutos un disparo desde lejos complicó bastante al arquero sabalero que con esfuerzo pudo enviar la pelota al córner.

 

Argentinos Juniors se sentía más cómodo en el partido, hasta que en una contra rápida estuvo cerca Colón con un cabezazo de “Viruta” Vera que el arquero Chaves mandó al córner, luego se sucedieron tres tiros de esquina seguidos para el equipo de Colón que de a poco intentaba emparejar el trámite del partido.

 

 


Alexis Mac Allister —el mejor de Argentinos— sacó un remate cruzado que se fue muy cerca del palo de Alexander Domínguez y tras esto el partido entró en una meseta; si bien en el comienzo el local se había mostrado superior, Colón tuvo una pequeña reacción y el trámite se hizo un más equilibrado.

 


El mayor problema de Colón pasaba cuando le ganaban las espaldas a Fritzler, que luchaba muy solo en el medio y luego encaraban con pelota dominada a los defensores; rápidamente fue amonestado Guillermo Ortíz y esto era una alerta en la defensa sabalera; de todas formas el equipo local no era el mismo de los primeros minutos.

 


Sobre los 35 llegó la jugada más clara para el “Bichito” la pelota le quedó servida dentro del área a Alexis Mac Allister quien pateó realmente muy mal desde una inmejorable posición, esta fue una llegada tras unos cuantos minutos donde Colón no solamente que ya había emparejado el trámite, sino que paulatinamente comenzaba a ser superior a su rival.

 


Sin mucho mas se fue el primer tiempo, con muy pocas llegadas de ambos lados y en donde el empate en cero era totalmente justo.

 

El complemento

 

De entrada se equivocó, y feo, el arquero Chaves qué le termino regalando la pelota a Tomás Chancalay, un poco que se apuró el delantero que no definió bien y se la entregó a las manos al “golero” era una situación muy clara como para que Colón se pusiera 1 a 0 arriba.

 


Colón siguió pronunciando su buen momento en el segundo tiempo y comenzó a llevar un poco mas de peligro, aunque Argentinos Juniors, dispuso de un par de contragolpes que no pudo resolver bien, de esta forma cambio totalmente el partido, con un Colón más adelantado y con un Argentinos Juniors esperando para salir de contra.

 


Apenas arrancado el complemento apareció la primera variante, el ingreso de Christian Bernardi por Leonardo Heredia, con esto, Domínguez buscaba una mejor salida y sobre todo un poco mas de llegaba por ese lateral, hecho que consiguió poco, ya que luego del gol el equipo se replegó cuidando el resultado.

 


Llegando a los 10 minutos se equivocó Ortíz pero pudo resolver muy bien Alexander Domínguez, en la salida rápida fue Toledo que también se equivocó y otra vez el arquero resolvió bien y mandó la pelota al córner, fueron dos situaciones muy claras para Argentinos Juniors que nacieron de dos errores de la defensa sabalera.

 

 

Aparece el gol

 

Colón comenzaba a ganar en los rebotes y era levemente superior a su rival, llegó un tiro de esquina desde la derecha que ejecutó en gran forma Tomás Chancalay enviando el balón pasado al segundo palo, ganó Pablo Ledesma que cabeceó metiendo la pelota al medio para qué Guillermo Ortíz —también de cabeza— marque la apertura del marcador.

 


Acusó el golpe el equipo de La Paternal y salió con todo a buscar el empate, Alfredo Berti movió el banco y metió un delantero mas, ingresando Mauro Quiroga por Iván Colman, por lo que de esta manera el local atacaba con tres delanteros —Romero, Cabrera y el propio Quiroga—, el intento de Berti no surtió efecto ya que le costaba mucho a su equipo poder generarle peligro a un Colón que estaba parado decididamente de contragolpe.

 


Enseguida Domínguez respondió con otro cambio, salió Cristian Guanca —no anduvo bien— y lo metió al “Polaco” Bastía para batallar al lado de Fritzler.

 


Colón no pasaba sobresaltos, pero perdía muy rápido la pelota ya que la soledad de Vera arriba no garantizaba la concreción de alguna contra que se insinuaba, pero que rápidamente quedaba “desbaratada”, ya que el delantero uruguayo no podía aguantar la pelota ante la presión de los defensores. 

 


Leonardo Pisculichi ingresó por Braian Romero y en los pies del ex River quedaron todas las pelotas paradas de Argentinos Juniors que ahora regresaba a los dos delanteros.

 


Se fue consumiendo el partido sin que Colón pasara mayores sobresaltos, pero también sin poder generar alguna contra como para poder asegurar el resultado; sobre el cierre una infracción de Toledo cerca del área para que Leonardo Pisculichi tenga la chance con un tiro libre, que finalmente peinó Nicolás González en el primer palo, descolocando a dos de sus compañeros que ingresaban solos en el segundo como para poder llegar al empate.

 


El pitazo de Nicolás Lamolina —dejó pegar mucho— le dio tres puntos vitales a Colón para acomodarlo segundo en el arranque de esta fecha; el equipo santafesino ganó con lo justo, fue mas contundente que su rival y en esa contundencia está el premio ante un rival que también tuvo algunas situaciones, pero que en definitiva no pudo resolver.

 


Estuvo bien Alexander Domínguez cada vez que se lo requirió siendo un arquero que genera mucha confianza, mientras que en la dupla central estuvo muy bien Germán Conti, en tanto que Guillermo Ortíz que había fallado en algunas oportunidades, terminó dándole el triunfo al equipo y esto eleva su actuación. Matías Fritzler fue lo mejor en el medio, acompañado —en parte— por Pablo Ledesma, quien recibió un fuerte golpe de Mac Allister en el primer tiempo; en tanto que Heredia y Guanca no tuvieron gravitación; arriba la voluntad de Chancalay —se perdió una chance muy propicia en el arranque del complemento— y la insistencia de Diego Vera que casi no tuvo situaciones.

 


Sin jugar un gran partido, Colón fue práctico, fue contundente y se trajo tres puntos en un estadio donde históricamente le resultó muy difícil y que de yapa, es la primera vez que logra ganar.

 

 

 



 




Diario El Litoral - Copyright 2018