Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/id_um/164420

“Querida, te han hecho un trabajo pero podemos ayudarte” 05 -02-2018
Curandera farsante pidió dinero a una mujer enferma y prometió curarla de una forma extraña

Le prometió traspasar su enfermedad a un cadáver. Foto: Imagen ilustrativa.


foto

Una mujer santiagueña denunció a una madre y su hija por "estafa y ejercicio ilegal de la medicina", tras ser engañada por ambas a las que pagó .000 a cambio de “curarla” de una “brujería”.



El Litoral

 

"Querida, te han hecho un trabajo, pero podemos ayudarte. Hay que comprar un cadáver y viajar a Brasil para sacarte la macumba que tienes".

 

A través de Facebook, la mujer que se encontraba realizando diálisis por una enfermedad, llegó a manos de una “bruja” que la engañó diciéndole que su enfermedad se trataba de un “mal espiritual” y que para curarla debían hacer algo muy extraño: comprar un cadáver, y viajar a Brasil para traspasar “su mal” a éste y liberarla de su agobiante situación.

 

Este diagnostico dejó helada a la mujer, enferma, depresiva, agobiada y ávida de una solución rápida.

 

Según publicó el diario El Liberal, en la primera sesión, la espiritista asistió a la paciente de unas verrugas que "desaparecieron" rápido. Luego, la curandera descubrió que la "cliente" sufría insuficiencia renal y le prometió una cura rápida. Aquí comenzaba el chantaje.

 

La paciente reunió $ 22.000 que le pidió la curandera y se los llevó. Allí, la farsante le afirmó que en 7 días volvería a orinar. Es más, le pidió que suspendiera una de las 3 diálisis que se realizaba.

 

"Debes pagarme $ 22.000", le exigió, según la causa que dirige la fiscal Aída Farrán Serlé.

 

La paciente volvió con la mujer y ésta le afirmó: “Tienes un espíritu bravo. Debemos hacer algo más fuerte. Necesito otros $ 15.000″, clarificó.

 

Así, la damnificada pagó por la supuesta compra de un chancho y gallinas, además de velas rojas y negras, yuyos como romero, ruda, etcétera.

 

Pasaron las semanas y no mejoró. Finalmente la curandera la derivó a su hija "socia", quien le prometió traspasar su enfermedad a un cadáver.

 

“Debes pagarme $ 30.000. Compraré un cadáver en Buenos Aires y viajaré a Brasil en busca de curanderos fuertes que me ayuden a traspasarle tus males liberarte”.

 

En total, la víctima pagó .000. No solo no se curó, si no que su cuadro se agravó y debió retornar a la diálisis.

 

La denuncia fue realizada contra la madre e hija por “estafa y ejercicio ilegal de la medicina”. El caso quedó en manos de la fiscal Aída Farrán Serlé.

 



 



Diario El Litoral - Copyright 2018