El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/id_um/166336

Respuesta 08 -03-2018
La historia detrás de una foto

Foto: Periodismo Ciudadano / WhatsApp


foto

El protagonista de una imagen publicada este miércoles se comunicó con El Litoral para contar su historia.



El Litoral

 

Este miércoles se publicó en la sección Periodismo Ciudadano una nota bajo el título “Imprudencia total: los chicos en el "cargo" de una moto”. Unas horas más tarde, el hombre que conduce el vehículo se comunicó con El Litoral y contó la historia detrás de esa imagen.

 

En el primer tramo de un extenso relato, el vecino cuenta: “Mi nombre es Maximiliano López, nacido y criado en Alto Verde. Desde los nueve años trabajo de vendedor ambulante en la calle. Terminé la primaria de grande, ya casado y con 5 hijos”.

 

“Nunca tuve la posibilidad de un trabajo estable y en blanco pero eso no fue impedimento para que siguiera buscando el sustento para mis hijos. Actualmente vendo productos de limpieza por la mañana y a la tarde fabrico pan casero y churros,  los vendo en mi barrio o en Santa Fe. Hace dos años tomamos la decisión de esforzarnos y trabajar más duro, para poder darles una mejor educación a nuestros hijos; para que no lleguen a desertar los estudios debido al entorno o la situación económica como sus padres”, continúa el vecino.

 

En este sentido, explicó: “Tenemos la bendición de enviarlos a un colegio. Mi única forma de movilidad es esa moto carga; debido a que los transportes que entran a mi barrio ninguno llega al colegio; y los q llegan al colegio no quieren entrar al barrio. El servicio de colectivo es muy malo y a veces debido a la gran cantidad de personas no dan abasto y los dejan parados sin poder llegar al lugar de destino. Por eso es que me veo en la penosa obligación de llevarlos yo en la moto carga. ya que luego de dejarlos me voy a vender”.

 

En la continuidad de su relato, López señaló: “Creo que fue muy injusto subir una foto y una noticia sin conocer las debidas consecuencias”. Además, aclaró que el horario que estaba equivocado porque “a las 9 ya estaban en el colegio”.

 

“Pienso que no molestamos ni ofendemos a nadie como para ser juzgados de esa forma sin conocer el verdadero esfuerzo y sacrificio que uno hace como padre para darles una mejor educación y un futuro próspero sin importar el barrio, o las circunstancias económicas”, cerró.

 

Convertite en un periodista ciudadano

Envianos tus denuncias, reclamos o comentarios con fotos y videos a través de nuestra sección Periodismo Ciudadano.  O a nuestro Whatsapp (+54)(342)6305344. Porque tu mirada cuenta.



 




Diario El Litoral - Copyright 2018