El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/id_um/177458

La adopción se concretó en mayo 24 -08-2018
Lifschitz recibió a la mamá que adoptó a tres hermanitas santafesinas



El Litoral / Secretaría de Comunicación Social


El gobernador Miguel Lifschitz recibió este viernes, en Rosario, a Alicia -una mamá cordobesa-, y sus tres hijas adoptivas santafesinas, de 9, 13 y 15 años.


La adopción de las tres hermanas se concretó, en mayo de este año, a través de una convocatoria nacional del Registro Único Provincial de Aspirantes a Guarda con Fines Adoptivos (Ruaga), para chicos de más de 10 años y de grupos de hermanos.


“Es una experiencia maravillosa, donde nos conocemos a diario y recuperando los años que no hemos pasado juntas. Ahora aprendemos juntas, ellas a ser hijas y yo a ser madre”, señaló Alicia.


Hoy las chicas están en su nueva casa y comenzaron la escuela: “Nos estamos acomodando de a poco, pero funciona”, contó Alicia, quien estaba inscripta hace 11 años en el registro de la provincia de Córdoba.

 

 

“Si fuese posible me llevaría a unos cuantos chicos más a mi casa, le digo a la gente que no tenga miedo en anotarse, van a haber días buenos y malos como en todo, pero es maravillo”, garantizó la flamante mamá.

 

NÚMEROS EN AUMENTO


“Apuntamos a debatir y a mejorar el sistema de adopción en Santa Fe. El gobernador Lifschitz nos pidió que reformuláramos el Ruaga y empezamos a trabajar en una modificación integral que se pudo hacer gracias a su compromiso político de transformar el Registro y transparentarlo”, detalló el secretario de Gestión Pública, Matías Figueroa Escauriza, quien también asistió al encuentro.

 

 

“Nuestra política es hacer todos los esfuerzos para que los niños puedan tener una nueva oportunidad; en 2016 concretamos 49 adopciones y tres vinculaciones de chicos de más de 10 años, el año pasado 102 adopciones, de las cuales 38 son de adolescentes, y en lo que va de 2018 hay 91 vinculaciones en marcha, 31 de niños y niñas mayores de 10 años. Fue un cambio de paradigma, empezamos a trabajar lo que se llama “espera activa” a través de encuentros y charlas con los aspirantes en las regiones. Decidimos dar la cara y escuchar muchas veces sus críticas, que siempre hay que atender. Queremos seguir transformando el Ruaga, nuestro norte es siempre hacer un poquito más”, planteó el funcionario.



 




Diario El Litoral - Copyright 2018