Edición del Martes 18 de octubre de 2016

Edición completa del día

Es el dato oficial del Ministerio de Educación santafesino

Aprender: hubo una asistencia de “entre el 70 y 75%” en la provincia

En una jornada sin clases, se llevó a cabo el operativo nacional de evaluación. Hubo alta inasistencia en algunas escuelas públicas, mientras que a las privadas fueron “casi todos”. En el norte provincial se suspendió a raíz de la lluvia torrencial.

13_A_IMG_6348.jpg

Faltazo. Al Simón de Iriondo “vino sólo entre el 30 y 40 % de los estudiantes que debía rendir”, admitió el director.

Foto: Mauricio Garín

 

Mariela Goy

mgoy@ellitoral.com

La evaluación nacional Aprender, el nuevo operativo diseñado por el Ministerio de Educación para evaluar los aprendizajes de los niveles primario y secundario, se llevó a cabo hoy en todo el país en medio de fuertes críticas por parte de los gremios docentes y algunas preguntas que se filtraron a los medios. Si bien en nuestra ciudad no hubo colegios tomados como en Buenos Aires, la nota la dio la marcada inasistencia de alumnos en varias escuelas públicas, a diferencia de las privadas donde la participación fue cercana al cien por ciento.

“En la provincia hubo una asistencia de entre el 70 y 75 % de alumnos”, según informó oficialmente el Ministerio de Educación santafesino. La evaluación involucra a los alumnos de 3º y 6º grados de la primaria y de 2º y 5º años de la secundaria en las áreas de Lengua y Matemática, mientras que sólo los de quinto del nivel medio deben rendir también Ciencias Naturales y Sociales, y proseguirán la evaluación mañana.

Para el sexto de primaria y quinto del secundario, la prueba es censal, es decir que comprende a absolutamente todos los alumnos de esas divisiones. No obstante, el “faltazo” de alumnos se hizo sentir.

“La verdad es que vino entre el 30 y 40 % del total de alumnos comprendidos en la evaluación, al menos en el turno mañana”, admitió Javier Cruells, director del comercial Domingo Silva, donde se evaluaba a diez divisiones de 5to. año y dos “muestras” de 2do. año. A su entender, esto se debe en parte, a que la cartera educativa nacional decidió que hoy no hubiera clases para los estudiantes que no estaban alcanzados por el operativo. “Quizá hubiese sido mejor tomar la prueba en un día normal de clases”, opinó el docente.

Los estudiantes de ese secundario ya habían terminado la prueba de Matemática y estaban en un breve recreo. “No fue difícil”, opinaron a El Litoral tres chicas de quinto del Comercial, que esperaban el llamado para rendir Ciencias Sociales.

En otro salón, estaban los docentes aplicadores que provenían de un secundario cercano, porque la prueba no podía ser aplicada por los mismos profesores de los chicos. “Muy pocos alumnos vinieron: tenía que tomar a 21 de un curso y sólo estuvieron 5”, lamentó Liliana Bosco. A su lado, María Eugenia Galán indicó que “las evaluaciones son necesarias; era voluntario anotarse como aplicador y me vienen bien los $ 1.000 que nos pagan”.

En otro secundario próximo, el Simón de Iriondo, la directora Irene Arson señaló que la mitad de los chicos de esa escuela (que estaba afectada con siete divisiones de 5to. y dos de 2do.) rindieron la prueba. “Convengamos que hubo una campaña en contra del operativo que jugó también en la inasistencia”, estimó.

Opiniones a favor y en contra

María Ester Heymo, directora de la primaria Beleno, dijo que el 70 % de los chicos de 6to. grado se presentó al examen. “Creo que los factores de la inasistencia fueron el mal clima y la complicación familiar al no tener clases los hermanitos. Es importante contar con evaluaciones para ver dónde estamos parados y reformular cuestiones para el año que viene, aunque las críticas metodológicas son ciertas y tienen que ver con que las preguntas son estandarizadas cuando se está hablando de poner el acento en las trayectorias individuales de cada chico”, consideró.

Arson, por su lado, añadió que “son interesantes estas evaluaciones siempre y cuando no tengan el objetivo de ir en contra de las escuelas y los profesores. Una crítica que haría es que los alumnos no están entrenados para responder al múltiples choise, no coincide en cómo estamos enseñando”.

Para Cruells, la prueba Aprender no varía mucho de las evaluaciones anteriores del ONE. “No le veo muchas diferencias, son operativos similares. Los cuestionamientos tienen que ver con las distintas miradas que hay sobre un mismo dispositivo”.

13_B_IMG_6380.jpg

En la provincia de Santa Fe, el operativo comprendía a alrededor de 100 mil chicos, de un total de 2.651 escuelas públicas y privadas, pero hubo inasistencias.

Foto: Mauricio Garín

Privados con mejor participación

A contrario de las públicas, en los colegios privados la respuesta de las familias fue a favor del operativo. En tres colegios privados consultados por El Litoral -el secundario Nuestra Señora del Calvario, y las primarias Macagno y Nuestra Señora de Guadalupe-, la asistencia de los alumnos fue “casi total”, según dijeron.

“Los padres demostraron el compromiso que se había pedido en el marco del Aprender. Esperemos que este operativo no quede sólo en datos, sino que realmente sirva para generar políticas educativas y rever aspectos en las prácticas de enseñanza, en estrategias metodológicas, en capacitación de docentes y directivos, en la infraestructura de algunas escuelas con necesidades. Que se nos haga una devolución, porque contar con una mirada ajena puede ser positivo para seguir aprendiendo”, opinó Luz Marina Bruera de Gatti, directora del colegio primario céntrico Nuestra Señora de Guadalupe.

Un grupo de nenas de 3er grado que ya había terminado la prueba dijo que “las preguntas de Lengua eran fáciles”, pero ya se les complicó un poco más en Matemática. “Era más larga y tenía muchas multiplicaciones”, dijeron las pequeñas.

“Los chicos vinieron contentos con mucho compromiso y ganas de participar. Hicimos hincapié a las familias en que tenían que cumplir con las leyes, como todo ciudadano”, indicó Laura Herraes, de la Macagno.

Había también cuadernillos a llenar por directores y docentes, y los planteles de educadores estaban -además- abocados a la jornada de formación de Escuela Abierta de la provincia.

El dato

Reconquista: suspendido por la lluvia

La titular de la Región II de Educación -con sede en Reconquista-, Lucía Escobar, confirmó a medios del norte santafesino que “por la lluvia las escuelas no llegan al 75% de asistencia” y, por lo tanto, se suspendió el examen Aprender. La lluvia torrencial que cayó esta mañana sobre esa ciudad obligó a las autoridades educativas a suspender la evaluación, que pasará para el 25 de octubre. También confirmó que “el plan de Escuela Abierta se realiza con normalidad porque los docentes sí están en las escuelas”.



Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Martes 18 de octubre de 2016
tapa
Ir Ediciones ANteriores
Todo el diario

TODOS LOS DÍAS.
• El Litoral
• Deportes
• Espectáculos
MIÉRCOLES
Motores y tendencias
SÁBADOS
CampoLitoral
Nosotros
DOMINGOS
Clasificados

Otras Noticias de Educación
    Lo más visto en
Ahora En Portada