Edición del Jueves 01 de diciembre de 2016

Edición completa del día

Emotivo homenaje de Atlético Nacional a Chapecoense

El fútbol mostró su dolor en Colombia

El estadio Atanasio Girardot se colmó con 50.000 hinchas vestidos de blanco y portando velas, para homenajear anoche a las víctimas del accidente aéreo en Medellín, que este lunes le costó la vida a 71 personas, entre ellas 18 futbolistas de Chapecoense, el equipo con el que a esa hora y en ese mismo escenario el local debía disputar la primera final de la Copa Sudamericana.

El fútbol mostró su dolor en Colombia

Impresionante. El estadio Atanasio Girardot estuvo repleto de colombianos que mostraron su duelo y solidaridad con el club brasileño. El mismo sentimiento recorre al mundo entero. Foto: EFE

 

Redacción de El Litoral

deportes@ellitoral.com

Télam

Todos los aficionados llegaron al estadio ataviados con prendas blancas, portando velas encendidas y dispuestos a hacer un minuto de silencio para recordar a los fallecidos en este accidente que dejó a seis sobrevivientes, cuatro de ellos futbolistas. “Esta noche el fútbol está de luto en el mundo”, fue la frase de cabecera que se enarboló en el inicio de la ceremonia que se llevó a cabo a partir de que la afición local entonó el canto característico del Chapecoense.

Las puertas del estadio Atanasio Girardot se abrieron desde temprano, pero la ceremonia se inició a las 18.45, hora local (16.45 de Argentina), tiempo exacto en el que el árbitro debería haber pitado el inicio del partido entre ambos equipos.

Luego de la presentación oficial y del desfile de la banda de guerra del ejército nacional, los futbolistas de Atlético Nacional ingresaron y dejaron una ofrenda floral. Luego se entonaron los himnos de ambos países ante el respetuoso silencio del público cuando sonaron las estrofas del brasileño. El homenaje incluyó un minuto de silencio, honores del Ejército Nacional, la Policía y la Fuerza Aérea y entrega de ofrendas florales. Además, el presidente de Atlético Nacional, Juan Carlos de la Cuesta, el entrenador Reinaldo Rueda, autoridades colombianas y brasileñas brindaron emotivos discursos. Por su parte, aquellos que no pudieron acercarse al estadio o no pudieron ingresar por otros motivos, pudieron ver el homenaje a través de las pantallas gigantes que se encontraban en el sector del Obelisco y en el Parque de Banderas, donde en total se concentraron otras 50.000 personas.

Simultáneamente, en tanto, en otro lugar de la ciudad continuó la identificación de los fallecidos, cuyos cuerpos serán trasladados a Brasil en las próximas horas, ya que el club Chapecoense preparó un velatorio colectivo en el estadio Arena Condá para que unas 100.000 personas puedan despedirse de los futbolistas que perdieron en el trágico accidente que detuvo la vida de la ciudad. “Nuestro deseo es que se haga aquí un velatorio colectivo. Obviamente habrá algunos casos específicos en los que, tal vez, vayan directamente para otra región”, afirmó el directivo albiverde Gelson Della Costa en conferencia de prensa.

A la espera de que los cuerpos sean repatriados desde Colombia y transportados por un avión de la Fuerza Aérea Brasileña, el club dijo no poder poner fecha al acto, que dependerá también del deseo de las familias, por lo que la institución está solicitando sus autorizaciones.

Por el momento, hay pocas certezas sobre los próximos días en el modesto Chapecoense, que además de asimilar un drama sin precedentes se encuentra ahora abrumado por la logística y las cuestiones administrativas. Los cuerpos de seguridad, sin embargo, realizaron este miércoles un simulacro de lo que podría ser la llegada de los cuerpos y su traslado en una comitiva, que arrojó como resultado que podría tardar 45 minutos desde el aeropuerto hasta el Arena Condá.

También en Chapecó

Posteriormente a este ensayo, Chapecoense realizó en su estadio y ante unas 30 mil personas, un homenaje a los miembros de la delegación que murieron el lunes por la noche. El acto comenzó al caer la tarde. A las 21.45 hora local (20.45 en Argentina) fue el momento en que los jugadores que no viajaron a Colombia desfilaron abrazados por la cancha. A esa hora habría empezado en Medellín la final de la Copa Sudamericana entre Chapecoense y Atlético Nacional.

El estadio Arena Condá lució repleto, ya que muchos aficionados habían acampado en sus alrededores. El homenaje, que se preparó apresuradamente en medio de la congoja general, consistió en una misa por los fallecidos en el centro del campo, la proyección en algunos videos y la participación de varios personajes reconocidos del club.

De todas formas, lo más impactante en una noche repleta de emoción y lágrimas fue el constante recuerdo de la hinchada a los jugadores muertos y a los tres que aún pelean por su vida en Colombia. En algunos momentos de la ceremonia los asistentes gritaron “¡Es el campeón!”, en referencia a la final que Chapecoense soñaba con ganarle a Atlético Nacional, cuyas autoridades solicitaron a la Conmebol que le cedan el título en juego a modo de homenaje póstumo para las víctimas. Familiares de las personas que fallecieron también se hicieron presentes además de las mascotas del club, que en medio del dolor arengaron a los asistentes a alentar permanentemente al equipo.

Uno de los momentos de mayor emoción tuvo lugar cuando los nombres de todas las víctimas del accidente, incluso los periodistas, fueron apareciendo, uno a uno, en la pantalla gigante del estadio. También se proyectó un video que, desde Colombia, enviaron los hinchas de Atlético Nacional. Además de los colores en común, el verde y el blanco, a ambos los unió ese dolor lacerante por una tragedia que hoy a todos les resulta inexplicable.

Se retira el arquero

Nivaldo, el experimentado arquero de Chapecoense que no formó parte de la tragedia, anunció ayer su retiro del fútbol a los 42 años a pesar de estar a un juego de cumplir los 300 partidos de su carrera.

Envuelto en lágrimas, Nivaldo confirmó su retiro en una rueda de prensa que brindó en el estadio Arena Condá de Chapecó. “Ahora es momento de pensar en el club junto con los que se quedaron acá y formar un nuevo Chapecoense”, expresó el experimentado arquero en declaraciones que publica el sitio Globoesporte.com.

Nivaldo, de 42 años, tenía planeado ingresar en los últimos minutos del partido ante Atlético Mineiro, como local, por la última fecha del campeonato brasileño para alcanzar las 300 presencias de su carrera. Sin embargo, la tragedia que le costó la vida a casi toda la delegación del club en Colombia, en la previa de la primera final internacional del club, lo hizo cambiar de opinión y decidió retirarse.

 
D4-B-20161201-636161557422780998.jpg

Dolor. El entrenador de Atlético Nacional, Reinaldo Rueda, y todo su equipo asisten al homenaje al equipo de Chapecoense, con ofrendas florales.

Foto: EFE

Solidaridad uruguaya

Los clubes Peñarol y Nacional, de Uruguay, se mostraron ayer unidos en solidaridad por las víctimas de Chapecoense, y vestirán camisetas verdes y el escudo del club brasileño durante sus respectivos encuentros de la próxima jornada. “Este sábado #Peñarol vestirá camiseta verde en honor a @ChapecoenseReal”, expresó la directiva carbonera a través de su cuenta oficial de Twitter. El cotejo será contra River Plate por el certamen local. Por la misma vía, los dirigentes del Bolso transmitieron las siguientes palabras: “El domingo ante Juventud Las Piedras jugaremos en homenaje a @ChapecoenseReal con su escudo en nuestra camiseta #ForçaChape”.

La unión de ambas instituciones uruguayas se da luego de la suspensión del clásico de la semana pasada luego de los incidentes protagonizados por la barra brava de Peñarol. El gesto de los clubes charrúas se sumó al de los diferentes equipos del mundo, que también portarán una cinta negra y el escudo del Chapecó.

Increíble y lamentable: la CBF presiona para que el club juegue

El vicepresidente de Chapecoense, Luiz Antonio Palaoro, denunció ayer presiones por parte de la Confederación Brasileña de Fútbol (CBF) para jugar la fecha de este fin de semana ante Atlético Mineiro, por el certamen local, a pesar del accidente aéreo protagonizado en Colombia.

“Conversé con Del Nero sobre el partido ante Atlético Mineiro, que me dijo: ‘Este partido se tiene que jugar, tiene que ser una gran fiesta’. Yo respondí: ‘No tenemos once jugadores’. Pero él dice: ‘Sí, tienen. Pueden ser jugadores de las inferiores o que se hayan quedado en Brasil, no importa. Tiene que ser una gran fiesta’”, acusó el directivo con una gran bronca contenida.

La denuncia del vice sorprendió a todo el mundo del fútbol, en medio de la consternación por la muerte de 71 personas y seis heridas en el vuelo que llevaba al plantel brasileño hacia Medellín para celebrar el encuentro contra Atlético Nacional, en la ida de la primera final de la Copa Sudamericana.

Chapecoense no decidió aún si se presentará a jugar ese encuentro, que, en principio, se iba a disputar este fin de semana, pero, tras la tragedia, fue reprogramado con el resto de la fecha para el 11 de diciembre. De hecho, el partido en sí mismo carece de valor, ya que ambos están salvados del descenso y Atlético Mineiro ya se aseguró su pasaje a la próxima edición de la Copa Libertadores aunque salga como salga mantendrá su cuarta posición en la clasificación.

“Hasta por una cuestión humanitaria, estamos en contra de la realización de juego (...) considerando que no cabe su realización tras los acontecimientos”, rezó el texto de la directiva del club de Belo Horizonte pidiendo la suspensión del cotejo. “Es importante, para esto, que haya deliberación de la CBF y de los demás clubes de la Serie A”, afirmó. En caso de disputarse el mismo, se hará en el estadio de Chapecoense y será valedero por la fecha 38 del campeonato brasileño, que consagró la pasada semana a Palmeiras como campeón.

D4-C-20161201-636161667275270400.jpg

También afuera. 50.000 personas había en el estadio y miles también afuera, donde se repitieron los homenajes, como en este caso un hombre encendiendo velas frente a fotos de los jugadores del Chapecoense. Foto: EFE

Los detalles del diálogo entre el piloto y la torre

El último diálogo registrado entre el piloto del avión de Lamia que se estrelló en Colombia y la torre de control del aeropuerto de Medellín da cuenta de la escasez de combustible y las fallas electrónicas que pudieron haber causado el siniestro que causó la muertes de 71 personas y heridas graves a otras 6.

Piloto: “Lima-Mike-India 2933-210 en acercamiento solicitamos prioridad para la aproximación. Se nos ha presentado un problema de combustible”. Torre de control: “Entiendo solicita prioridad para aterrizaje, igualmente con problema de combustible, ¿correcto?”. P: “Afirmativo”. TC: “Okey. Le voy a dar vectores para proceder al localizador y detectar la aproximación. Se estima que en 7 minutos efectuará la aproximación”. P: “LMI 2933 solicita vectores para acercamiento, señorita”. TC: “Atento, tengo una aeronave por debajo suyo efectuando la aproximación y adicional están realizando la revisión de pista. ¿Qué tiempo tiene para permanecer en su aproximación LMI?”. P: “Estamos en emergencia de combustible, señorita, por eso le pido de una vez punto final”. P: “Solicito descenso inmediato LMI 2933”. TC: “LMI 2933 está en falla total, falla eléctrica total, sin combustible”. P: “¡Vectores, señorita, vectores a la pista!”. TC: “La señal radar se perdió, no lo tengo. Ratifique rumbo ahora”. P: “Rumbo tres, seis, cero. Tres, seis, cero”. TC: “Con rumbo directo a la izquierda, cero, uno, cero, preceder al localizador de Río Negro, una milla adelante. En este momento usted se encuentra, correcto, le confirmo, por la izquierda, con rumbo tres, cinco, cero”. P: “Izquierda, tres, cinco, cero, señorita”. TC: “Sí, correcto, usted está a 0,1 milla del vor (Radiofaro Omnidireccional de Muy Alta Frecuencia) de Río Negro. No lo tengo con la altitud, Lima-Mike-India”. P: “Nueve mil pies, señorita. ¡Vectores, vectores!”. TC: “Está a 8.2 millas de la pista. ¿Qué altitud tiene ahora? Ya no contesta”, es lo último que se escucha desde la torre de control.

D4-D-20161201-636161526920952554.jpg

En Chapecó. También a la hora en que estaba programado el partido, hinchas del Chapecoense participaron en el estadio Arena Condá de una conmemoración a las víctimas del accidente aéreo. Miles acampan allí, como vigilia a la espera de los funerales, pautados para mañana. Foto: EFE



Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Jueves 1° de diciembre de 2016
tapa
Ir Ediciones ANteriores
Todo el diario

TODOS LOS DÍAS.
• El Litoral
• Deportes
• Espectáculos
MIÉRCOLES
Motores y tendencias
SÁBADOS
CampoLitoral
Nosotros
DOMINGOS
Clasificados

Otras Noticias de Deportes
    Lo más visto en
Ahora En Portada