https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Miércoles 01.07.2015
13:22

En Río Negro

Una mujer policía salvó la vida de un bebé mediante una comunicación telefónica

Una mujer policía de Río Negro, la cabo Nancy Verónica Melillán, impartió desde Viedma las instrucciones telefónicas que permitieron salvar la vida de un niño de 14 meses en San Carlos de Bariloche que sufrió un ahogo mientras su madre lo estaba amamantando.

Ella es Nancy Melillán, la operadora del 911. Contó que todo pasó en 10 minutos y que le volvió el alma al cuerpo cuando escuchó el llanto de la criatura Foto: rionegro.com.ar




En Río Negro Una mujer policía salvó la vida de un bebé mediante una comunicación telefónica Una mujer policía de Río Negro, la cabo Nancy Verónica Melillán, impartió desde Viedma las instrucciones telefónicas que permitieron salvar la vida de un niño de 14 meses en San Carlos de Bariloche que sufrió un ahogo mientras su madre lo estaba amamantando. Una mujer policía de Río Negro, la cabo Nancy Verónica Melillán, impartió desde Viedma las instrucciones telefónicas que permitieron salvar la vida de un niño de 14 meses en San Carlos de Bariloche que sufrió un ahogo mientras su madre lo estaba amamantando.

Télam

 

El caso ocurrió pasada la medianoche del viernes, pero se informó hoy en la capital rionegrina donde tiene su base el programa Río Negro Emergencias y se atienden las llamadas al número telefónico 911 desde cualquier punto de la provincia.

 

Melillán recibió desde Bariloche la llamada de un hombre que, muy desesperado, pedía el envío de una ambulancia porque su bebé había dejado de respirar estando en los brazos de su mujer, que le daba el pecho.

 

“Hace poco tuvimos una capacitación en primeros auxilios y reanimación cardiopulmonar y puse esos conocimientos en acción, primero traté de calmarme yo para poder calmar al padre y le indiqué como hacer las compresiones y la respiración”, explicó a Télam.

 

Después de derivar el pedido de la ambulancia al hospital de Bariloche le indicó al hombre que debían recostar a la criatura sobre una superficie plana y realizarle compresión en el pecho reiterando 30 veces la operación, y luego alternando con dos respiraciones boca a boca mientras le tapaban la nariz.

 

“Al ratito, cuando escuché el llanto del bebé, me volvió el alma al cuerpo”, agregó la mujer policía, quien contó que es mamá de tres nenas y por eso se puso en el lugar de los papás que pedían ayuda.

 

La ambulancia y el personal de emergencia médicas llegaron al hogar de los padres unos diez minutos después del llamado, comprobaron que el pequeño había recuperado sus funciones vitales y lo derivaron al hospital para un control adecuado.

 

“Lo importante es que los papás del bebé pudieron mantener la calma ellos para hacer bien el trabajo de reanimación”, completó Nancy, emocionada y al mismo tiempo halagada por la requisitoria de la prensa ante su acto de servicio.

Adjuntos:


Además tenés que leer:



Más Noticias de Información General

Lo más visto
Área Metropolitana
Área Metropolitana

Recomendadas