http://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png Diario El Litoral
Diario El Litoral
Martes 15.11.2016 | Última actualización | 16.11.2016 | 7:53
22:15

Volvió al triunfo luego de cuatro partidos

Argentina gana por Messi y toma aire

El Seleccionado de fútbol se impuso 3 a 0 a Colombia en San Juan. El rosarino jugó un gran partido. Abrió el camino del triunfo con un golazo de tiro libre (9’PT) y dio las asistencias para los goles de Lucas Pratto (22’PT) y Ánel Di María (39'ST). El equipo del “Patón” Bauza mostró una mejoría futbolística y, con este y otros resultados, volvió a meterse entre los mejores cinco de la clasificación.

Foto: EFE


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Volvió al triunfo luego de cuatro partidos Argentina gana por Messi y toma aire El Seleccionado de fútbol se impuso 3 a 0 a Colombia en San Juan. El rosarino jugó un gran partido. Abrió el camino del triunfo con un golazo de tiro libre (9’PT) y dio las asistencias para los goles de Lucas Pratto (22’PT) y Ánel Di María (39'ST). El equipo del “Patón” Bauza mostró una mejoría futbolística y, con este y otros resultados, volvió a meterse entre los mejores cinco de la clasificación. El Seleccionado de fútbol se impuso 3 a 0 a Colombia en San Juan. El rosarino jugó un gran partido. Abrió el camino del triunfo con un golazo de tiro libre (9’PT) y dio las asistencias para los goles de Lucas Pratto (22’PT) y Ánel Di María (39'ST). El equipo del “Patón” Bauza mostró una mejoría futbolística y, con este y otros resultados, volvió a meterse entre los mejores cinco de la clasificación.

dpa


Lionel Messi rescató hoy a la Argentina de la crisis y fue decisivo en la goleada por 3-0 a Colombia en la ciudad de San Juan, que le permitió a la ‘Albiceleste‘ escalar al quinto puesto de las eliminatorias sudamericanas al Mundial de Rusia 2018, en zona de repechaje.   

 

 


Messi, que apareció cuando Argentina más lo necesitaba, marcó el primer gol a los 10 minutos, asistió a Lucas Pratto para que ampliara a los 22’ y completó su faena cuando habilitó a Ángel Di María para sellar el triunfo a los 84’ en el estadio Bicentenario, que hizo caer a Colombia del tercer al sexto lugar de la tabla, fuera por el momento de Rusia 2018. Argentina, con 19 puntos, quedó en la quinta ubicación, con una unidad más que su rival. 

Argentina - Colombia

 

El partido comenzó con una advertencia de Colombia en el primer minuto de juego con una salida veloz de Juan Cuadrado, que finalmente definió mal por sobre la valla de Sergio Romero. Pero luego Argentina comenzó a crecer y a los 5’ avisó con un centro de Messi y un cabezazo de Nicolás Otamendi, que se fue por arriba del travesaño.   


El capitán albiceleste necesitó sólo otros cinco minutos para abrir el marcador con un extraordinario gol de tiro libre al ángulo superior izquierdo de David Ospina. Messi festejó especialmente el tanto, con puños en alto y el ceño fruncido, un desahogo luego del enojo que había expresado tras la goleada que sufrió Argentina a manos de su histórico rival Brasil en la fecha anterior.   

 

El segundo gol argentino llegó a los 23’, en una jugada colectiva que se cerró con un centro preciso de Messi y el cabezazo de Lucas Pratto a la red, sin permitir reacción de la defensa cafetera.

Pratto devolvió con gol y buen juego la confianza que le depositó el entrenador Edgardo Bauza al elegirlo en el lugar del habitual centrodelantero titular Gonzalo Higuaín. El delantero del Atlético Mineiro pudo incluso anotar otro tanto al inicio del complemento, cuando un despeje de la defensa colombiana le desvió el disparo al arco.   


Messi volvió a ser decisivo en el tercer gol, con una lujosa asistencia a Di María a los 84’ para sellar la goleada, después de robarle el balón a Jeison Murillo.   

La ventaja argentina descolocó al conjunto dirigido por José Pekerman, que se quedó sin reacción, mostró inseguridad y, en el primer tiempo, sólo inquietó en las jugadas de pelota parada. El regreso de Radamel Falcao como titular sumó alguna jugada de riesgo, pero no le alcanzó.   


Argentina supo aprovecharlo en la primera media para dejar atrás la triste imagen que había dejado en las fechas anteriores y conseguir un triunfo de la mano de Messi que permitió resucitar al plantel de Bauza, de regreso a zona de clasificación, aunque de momento en repechaje.   


Pese a unas horas previas difíciles, con amplios cuestionamientos a la selección, la frialdad de la hinchada albiceleste y el riesgo de quedar fuera de Rusia 2018 como un temor cada vez más cierto, el crack del Barcelona llegó encendido al estadio Bicentenario de San Juan.  


Decidido a callar las voces de crítica, deslumbró primero con la quirúrgica definición de su tiro libre que marcó el primer gol de Argentina y asistió con maestría a Pratto. En nuevas demostraciones de su lujo futbolístico, se libró una y otra vez de dos, tres o cuatro rivales rumbo a la valla colombiana. Lució mejor rodeado, con Banega, Biglia, Pratto y un Javier Mascherano más efectivo en el mediocampo que la deslucida versión que dio ante Brasil.   


El equipo de Bauza venía muy golpeado de la goleada por 3-0 en el clásico sudamericano en Belo Horizonte, en un año que ya venía difícil en lo anímico por la tercera derrota consecutiva en una final de torneos importantes -Mundial de Brasil 2014 y las Copas América 2015 y 2016-, la renuncia de Messi y su marcha atrás.   


Por eso, Argentina llegó a este choque bajo inmensa presión y sumida en una profunda crisis con fuertes críticas al plantel y al técnico, cuya continuidad pareció depender de este resultado.    


Bauza apostó hoy por nuevos cambios, aunque esta vez más profundos: un 4-2-3-1, con Pratto como centrodelantero, Ever Banega como volante ofensivo, en búsqueda de un buen socio para Messi, y Gabriel Mercado en la defensa, en el lugar de Pablo Zabaleta.    


El resultado le dio un respiro a Bauza, que cerró su sexto partido al frente de la selección albiceleste con 8 de los 18 puntos que tuvo en juego. Tendrá ahora una pausa más extensa para evaluar cómo delinear la identidad de la selección en las eliminatorias, que se reanudarán recién en marzo con los últimos seis partidos definitorios.   


La ‘albiceleste‘ llegará al choque con Chile sin embargo condicionada por una gran cantidad de jugadores con tarjetas amarillas, y el defensor Ramiro Funes Mori suspendido.   


El otro desafío será recuperar el idilio entre la hinchada argentina y la selección, quebrado estos meses por los pobres resultados y la fría reacción de los jugadores a las críticas. Los internacionales se alejaron de sus fans con algunos desaires, distancia, miradas al suelo y cortinas de los ómnibus cerradas. Un clima que Messi se encargó hoy de cambiar, al volver a ilusionar a la apasionada hinchada argentina con Rusia 2018. 


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Ranking de noticias
Blog Arroba Fiscal

Además tenés que leer:

El entrenador de la selección respaldó la decisión de los jugadores de no hablar con la prensa y dijo que él lo hizo porque fue algo que consensuó con los mismos futbolistas. “Defensivamente, jugamos el mejor partido”, señaló.
Otras Noticias de Eliminatorias Rusia 2018
    Lo más visto en
Ahora En Portada