http://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png Diario El Litoral
Diario El Litoral
Viernes 25.11.2016 | Última actualización | 7:25
7:17

Reuniones en el Congreso

"Desactivaron" el proyecto de reforma política y voto electrónico

La negativa de un alto número de senadores del peronismo complicó las pretenciones del oficialismo que necesita una mayoría especial calificada, de dos tercios de las dos Cámaras.

Foto: Agencia DyN


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Reuniones en el Congreso "Desactivaron" el proyecto de reforma política y voto electrónico La negativa de un alto número de senadores del peronismo complicó las pretenciones del oficialismo que necesita una mayoría especial calificada, de dos tercios de las dos Cámaras. La negativa de un alto número de senadores del peronismo complicó las pretenciones del oficialismo que necesita una mayoría especial calificada, de dos tercios de las dos Cámaras.

El Litoral

DyN

 

El Gobierno Nacional tuvo un nuevo traspié político parlamentario, luego de la reunión que mantuvieron los senadores nacionales del PJ-FpV con siete gobernadores afines, más representantes de otras tres provincias, en la que se puso punto final a las pretensiones del presidente Mauricio Macri de impulsar el voto electrónico, como parte de una reforma político electoral.


"El proyecto quedó desactivado", fue la conclusión a la que en voz baja arribaron distintas fuentes peronistas consultadas y que, de una atenta lectura, se desprende del comunicado divulgado por la bancada mayoritaria del Senado, tras el cónclave con los gobernadores, cuya mayoría se pronunció en contra de avalar el proyecto ya aprobado por la Cámara Baja.


A ello se sumó la decisión del presidente de la comisión de Asuntos Constitucionales, el cristinista Marcelo Fuentes, de levantar el plenario de comisiones donde se estaba tratando el referido proyecto de reforma política enviado en revisión por la Cámara de Diputados, que se formalizó sin dilación esta misma tarde. 



En la práctica, la postergación hace casi imposible la sanción de la ley, primero porque expiran los plazos para el funcionamiento del Congreso y, si bien el Poder Ejecutivo incluyó el tema para tratar en período de sesiones extraordinarias, la negativa de un alto número de senadores del peronismo hace que no tenga posibilidad matemática, dado que por tratarse de una ley de reforma política requiere una mayoría especial calificada, de dos tercios de las dos Cámaras.


Además, implica que la reforma no se podrá aplicar en los comicios de medio término el año próximo, lo cual también puede leerse como una derrota política para el gobierno, en una recomposición interna del entramado del peronismo de cara al 2017.


En el documento aludido, entre otras argumentaciones, se menciona la "alta vulnerabilidad" del sistema propuesto, las opiniones en contrario expresadas por "expertos informáticos" y se sostuvo que en la reunión "se expresó la necesidad de que todo proceso de reforma en cuanto a la forma de votación de los argentinos cuente con el consenso y el acuerdo de las distintas fuerzas políticas, en el marco de un debate profundo que descarte todo tipo de ventajas unilaterales". Pero más allá de las cuestiones técnicas y la desconfianza con el sistema, de fondo hay otras razones: "El incumplimiento del gobierno de las promesas a las provincias. El gobierno le da casi dos mil millones de pesos a Jujuy, sin necesidad de que rinda los gastos, y a otra provincia gobernada por el peronismo le adelanta por coparticipación 200 millones y a los dos meses le pide que se los devuelva y con intereses", reconoció una de las fuentes consultadas.


Tal vez ahora la lectura del siguiente párrafo del comunicado tenga más sentido: "Se abordó de manera prioritaria y extensa la preocupación central de gobernadores y senadores respecto a la crítica situación económica y social que atraviesan las provincias, en relación al empleo, la obra pública y la pérdida de poder adquisitiva del salario de los trabajadores formales, informales y desocupados perceptores de asignaciones sociales".


Si bien, hubo un par de gobernadores como Gustavo Bordet (Entre Ríos) y Rosana Bertone (Tierra del Fuego) que aparecieron proclives al respaldo a la iniciativa (el salteño Juan Manuel Urtubey pegó el faltazo), tal vez por querer aparecer como abiertos a los cambios y modernos, pero el resto como el pampeano Carlos Verna, el formoseño Gildo Insfrán y la catamarqueña Lucía Corpacci se declararon en contra, indicó la misma fuente consultada.


De la reunión, también, fueron parte los gobernadores Sergio Uñac (San Juan), Sergio Casas (La Rioja), así como los vicegobernadores Pablo González (Santa Cruz), José Neder (Santiago del Estero), el secretario general del Gobierno del Chaco, Héctor Rey; y el titular del PJ nacional, el diputado nacional José Luis Gioja.


El comunicado difundido fue medido: "Como conclusión, el bloque de senadores del PJ-FpV seguirá analizando herramientas que permitan mejorar el sistema electoral, garantizando plena confiabilidad de resultados y facilitando la competencia política de todas las fuerzas democráticas que participan de la política argentina".


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Ranking de noticias
Blog Arroba Fiscal

Además tenés que leer:

Otras Noticias de Política
    Lo más visto en
Ahora En Portada