http://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Miércoles 01.03.2017 | Última actualización | 16:04
15:59

Violencia

Están graves dos hombres que fueron baleados

En La Nueva Tablada un hombre de 49 años recibió un disparo de escopeta en el cuello. En Yapeyú, un joven de 18 años fue acribillado a tiros.

Las víctimas permanecen alojadas en el hospital Cullen. Foto: Archivo



Violencia Están graves dos hombres que fueron baleados En La Nueva Tablada un hombre de 49 años recibió un disparo de escopeta en el cuello. En Yapeyú, un joven de 18 años fue acribillado a tiros. En La Nueva Tablada un hombre de 49 años recibió un disparo de escopeta en el cuello. En Yapeyú, un joven de 18 años fue acribillado a tiros.

Danilo Chiapello

dchiapello@ellitoral.com


Es de sumo cuidado el estado de salud de dos hombres que anoche fueron atacados a tiros, en sendos hechos ocurridos en la zona noroeste de la ciudad y que no guardan vinculación alguna entre sí.

 

Del primero de los casos se supo poco antes de las 21 cuando a la guardia del hospital Sayago ingresó un hombre, de 49 años, con severas heridas de arma de fuego.

 

El implicado resultó ser Ramón Antonio Romero, con domicilio en la manzana N° 6, del barrio denominado La Nueva Tablada, el que presentaba severas lesiones por perdigonadas en la zona del cuello.

 

Pese a la gravedad de las heridas (algunos de los proyectiles interesaron la aorta torácica) el hombre no había perdido el conocimiento y tras recibir una primera asistencia de urgencia fue derivado al hospital Cullen.

 

Ya en este nosocomio se ordenó una intervención quirúrgica de urgencia, trámite tras el cual quedó alojado en la Unidad de Terapia Intensiva (UTI).

 

Allegados al nombrado dijeron que todo sucedió anoche, en momentos que Romero se encontraba cocinando en su casa, en cercanías de Rosatti y Reutemann, cuando de repente fue alcanzado por un disparo de escopeta. 

 

Herido y desesperado el hombre alcanzó a salir hasta la calle y narró lo sucedido a sus vecinos, aunque poco se pudo saber en cuanto al o los agresores, como así los motivos del ataque. 

 

Siete tiros

 

Casi en simultáneo con este suceso, un joven llegó malherido a la guardia del hospital Mira y López. 

 

Franco Aranda, de 18 años, ingresó al citado nosocomio con múltiples heridas de arma de fuego en distintas partes el cuerpo. El nombrado venía procedente de barrio Yapeyú, más precisamente, de la zona de Hermanos Figueroa y Santa Cruz. Los profesionales que lo recibieron constataron que el nombrado presentaba impactos de bala en abdomen; en hombro derecho; cadera y glúteo del mismo lado, motivo por el cual se decidió su traslado al hospital Cullen. 

 

En este último lugar se confirmó que fueron siete los impactos, siendo derivado a quirófano para su intervención.

 

Culminado dicho trámite se dispuso sea alojado en la Unidad de Terapia Intensiva donde permanece en estado delicado y con pronóstico reservado.

 

Ambos hechos son investigados por agentes de la seccional 7ma. con conocimiento de las autoridades de la Unidad Regional I, y del fiscal en turno.
 


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Otras Noticias de Sucesos
    Lo más visto en
Ahora En Portada