http://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Sábado 15.07.2017
9:27

Estreno en la cartelera teatral

Calígula, de Roma a Santa Fe

El viernes 21 a las 21 se producirá un esperado estreno en Latreinta Sesentayocho. Con las actuaciones de Sergio Abbate, Luchi Gaido, Raúl Kreig, Silvana Montemurri, Lucas Ruscitti y Ruben Von Der Thüsen, "(esto no es) Calígula" ficcionaliza un momento clave en la vida del emperador.

“Un velatorio, una familia con rencores pasados y un emperador errante construirán esta historia con humor, emoción e impactante juego teatral”, adelanta el director. Foto: Gentileza Producción


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Estreno en la cartelera teatral Calígula, de Roma a Santa Fe El viernes 21 a las 21 se producirá un esperado estreno en Latreinta Sesentayocho. Con las actuaciones de Sergio Abbate, Luchi Gaido, Raúl Kreig, Silvana Montemurri, Lucas Ruscitti y Ruben Von Der Thüsen, "(esto no es) Calígula" ficcionaliza un momento clave en la vida del emperador.   El viernes 21 a las 21 se producirá un esperado estreno en Latreinta Sesentayocho. Con las actuaciones de Sergio Abbate, Luchi Gaido, Raúl Kreig, Silvana Montemurri, Lucas Ruscitti y Ruben Von Der Thüsen, "(esto no es) Calígula" ficcionaliza un momento clave en la vida del emperador.

 

 

 

Redacción de El Litoral

cultura@ellitoral.com

 

 

El director Edgardo Dib, acompañado por un elenco de notables actores, trae a escena una obra a partir de la figura del emperador romano Calígula (12 D.C 41 D.C.), considerado el emperador más cruel de la historia por su demente tiranía, perversidades sexuales y sangrientos asesinatos. Lejos de crear un espectáculo biográfico de Calígula, Dib propone un texto inédito que ficcionaliza un momento clave en la vida de aquel emperador, inspirado también en la obra teatral “Calígula” de Albert Camus.

 

Camus (1913-1960) fue un novelista, ensayista y dramaturgo francés, Premio Nobel de Literatura en 1957. Emblema de la corriente filosófica del “existencialismo”, escribe “Calígula” en 1937 (estrenándose recién en 1945) donde expone la absurdidad de la condición humana y la trágica incapacidad de los seres humanos que luchan infructuosamente por encontrar significado y razón a sus vidas. 

 

El despotismo de Calígula es de tal trascendencia histórica que ha inspirado también a cineastas. Así, en 1979 el director Tinto Brass lleva al cine “Calígula”, protagonizada por Malcolm McDowell, convirtiéndose en un hito de la cinematografía erótica, famosa por sus escenas de sexo explícito, las delirantes fiestas y bacanales y escenas de violencia impiadosa.

 

La confluencia de lo biográfico, lo teatral (Camus) y lo cinematográfico (Tinto Brass) resultó ser el disparador para esta nueva obra de Dib. “En realidad, todo ese material que me movilizó y daba vueltas por mi cabeza, resultó una excusa para hablar de otra cosa: los vínculos familiares y sus secretos ocultos, cuando la proximidad de la muerte conmociona el seno de una familia. Por eso, esto es y no es Calígula”, explicó el director.

 

 

La obra

 

 

“Drusila, hermana y amante del Emperador de Roma, ha muerto. Calígula huye de su palacio durante tres días y nada se sabe de él. Allí, entonces, hay una corte en incierta espera, que no es otra que la mismísima familia de Calígula que está en el velorio de Drusila: Livia, hermana mayor del Emperador y Primera Dama del Senado; el General Casio Querea, esposo de Drusila y cuñado de Calígula; el joven Gemellus, hijo de Querea y Drusila, sobrino del Emperador y Cesonia, cortesana histórica de la “casa” imperial y ama de leche de la familia. Pero otro personaje ronda por los pasillos imperiales: Tiberio, el anterior Emperador de Roma hecho asesinar por orden de Calígula para así subir él al trono. ¿Qué hacer cuando el Emperador de la familia no está?”, adelantó Dib.

 

“A esta escena regresa Calígula. Regresa a su familia, a su casa, a su muerta con su muerte interna por la pérdida. Ahora él deberá decidir si claudicar por la muerte de su amada o aceptar el mandato familiar de continuar en el poder. ¿Qué hacer cuando el Emperador de la familia viene a salvarnos o a destruirnos?

 

Un velatorio, una familia con rencores pasados y un emperador errante construirán esta historia con humor, emoción e impactante juego teatral”, sostuvo. 

 

 

Una familia teatral

 

 

Continuando una búsqueda de un lenguaje estético personal y también grupal, Edgardo Dib vuelve a poner en primer plano al actor como oficiante sagrado del hecho teatral. “Trabajar desde la fisicalidad del actor, el ahondamiento en sus planos emocionales y la construcción de una atmósfera camusiana son los mecanismos relevantes de la puesta en escena. La posibilidad de co-crear con actores de vastísima trayectoria y solidez profesional permite y a la vez ‘exige’ ponerlos en el lugar de vertebradores del acontecimiento teatral”, expresó el director.

 

“Trabajar con ellos es un lujo y a la vez un desafío constante. Con la mayoría de los actores venimos creando juntos desde el ’93, creando casi una ‘familia teatral’. Esto nos permite generar una especie de comunión a la hora de los ensayos y compartir un lenguaje común. Pero, a la vez, me insta a explorar en ellos nuevas aristas para no apelar a su probada eficacia actoral. Hay que ‘verlos’ como mirando a través del delicado ojo de una aguja”, agregó.

 

“El marco narrativo del velorio ha sido siempre una situación tan rica como sugestiva a la hora del arte. Teatro, cine, literatura y plástica han recurrido a este momento paradigmático de la existencia humana para hablar de la convivencia de la vida y la muerte. ‘(esto no es) Calígula no queda afuera de este pensamiento sobre la condición del hombre cuando se enfrenta a la muerte de un ser querido. Pero sí tiene como marca distintiva el cómo se cuenta en escena esta circunstancia dolorosa para el ser humano. Aquí es donde en el espectáculo se apela al grotesco, al disloque del absurdo y sus mecanismos de humor, a la emoción a corazón abierto y, atravesándolo todo, una sensible reflexión sobre el valor del teatro como espacio salvífico ante los embates cotidianos”, dijo el director. 
“La obra habla desde lo textual y lo escénico del efecto demoledor de la muerte de un ser amado mientras que el mundo rueda y una familia exige una respuesta de nosotros cuando todo está fracturado. La parálisis emocional y el deber interno e insoslayable que nos obliga a accionar. Y allí debemos decidir. Allí debemos encausar nuestro dolor y reconstruirlo. A veces, en ese plan de ponernos de pie, tomamos las decisiones equivocadas. Terribles. Nefastas. Todo por amor. Todo por odio. Todo porque somos familia”, concluyó.

 

 

Nota Relacionada

 

El elenco

 

Está integrado por Sergio Abbate, Luchi Gaido, Raúl Kreig, Silvana Montemurri, Lucas Ruscitti y Rubén Von Der Thüsen. Los diseños de Espacio Escénico, Vestuario, Banda Sonora e Iluminación son de Edgardo Dib, la asistencia plástica en utilería es de Lucas Ruscitti, la edición de diapositivas lleva la firma de Prismar Productora. El diseño gráfico es de Pablo Tibalt y la fotografía, de Leonardo Gregoret. Pablo Tibalt y Leilen Bouchet son los asistentes de Dirección, mientras que Raúl Kreig colaboró en la puesta en escena y dirección de actores. El texto, puesta en escena y dirección general es de Edgardo Dib. 

 

 

Nota Relacionada

 

El director

 

Nacido en Santa Fe y radicado hace más de una década en Buenos Aires, Edgardo Dib es director, actor, dramaturgo y docente. Con treinta años de trayectoria, ha puesto en escena numerosos montajes que fueron muy bien recibidos por la crítica especializada y el público. Sus espectáculos han representado en varias oportunidades a la zona Litoral en las Fiestas Nacionales de Teatro del INT y ha obtenido importantes distinciones (Premios Teatro del Mundo de Buenos Aires, Cumbre de las Américas, Mar del Plata, entre otros).

 

A lo largo de diez años se desempeñó como docente de la Escuela Provincial de Teatro de Santa Fe y fue durante dos años consecutivos Director Residente de la Carrera de Arte Dramático de la Universidad del Salvador (Buenos Aires).

 

Entre sus últimos trabajos se destacan: “El jardín de los cerezos *suite para cuatro personajes*”) y “Edipo y Yo” en Santa Fe, “Casi Tennessee” y “Yo siempre me soñé novela” en Buenos Aires. Director de tres Planes Federales de Co-Producciones del Teatro Nacional Cervantes (“¡BarrancAbajo!” en Córdoba, “La Gringa Loca” en Chaco y “Los árboles mueren de pie” en Corrientes), en 2017 actúa y pone en escena junto a Pablo Tibalt “Nenúfares, un espectáculo puto”. Para la 32° Fiesta Nacional del Teatro del INT gana la representación de dos provincias: Chaco con “Las hijas de Bernarda” y Santa Fe con “Nenúfares, un espectáculo puto”.

 

 

El Dato

 

Funciones

 

La obra se estrena el viernes 21 a las 21 en Latreinta Sesentayocho Espacio de Artes, San Martín 3068, y continuará su temporada los viernes a las 21. 


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Destacadas
Blog Arroba Fiscal
Otras Noticias de Escenarios & Sociedad
"El tango no es sólo música o baile, es una emoción que se comparte"
La presentación será el viernes 20 a las 22. el lugar: la sala Marechal del Teatro Municipal. Se trata de una propuesta escrita y dirigida por Brian Bolsón. La trama se desarrolla en un lupanar del barrio porteño Tenebroso, a principios del siglo XX. “La obra está dividida en dos ejes argumentales, por un lado está La Reina de las Almas, habitada por María, Ivette e Ivonne. Y por otro, los Decidores, cantantes que aparecen desde un plano atemporal e intentan tocar los tópicos del tango”.

"El tango no es sólo música o baile, es una emoción que se comparte"

Lo más visto
Ahora En Portada