https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Viernes 16.02.2018 - Última actualización - 17.02.2018 - 7:20
20:50

Derrota sin atenuantes del Tate

Lo liquidaron con dos pelotazos

Floja presentación y derrota de Unión en La Plata ante Estudiantes; le convirtieron dos goles muy similares y en ningún momento se puso en partido. Se viene el clásico y el “rojiblanco” llega en el peor momento de esta Superliga.

Foto: Telam




Derrota sin atenuantes del Tate Lo liquidaron con dos pelotazos Floja presentación y derrota de Unión en La Plata ante Estudiantes; le convirtieron dos goles muy similares y en ningún momento se puso en partido. Floja presentación y derrota de Unión en La Plata ante Estudiantes; le convirtieron dos goles muy similares y en ningún momento se puso en partido. Se viene el clásico y el “rojiblanco” llega en el peor momento de esta Superliga.

 

Juan Raúl Moncada

jmoncada@ellitoral.com


Nada, absolutamente nada para rescatar de la visita de Unión a La Plata, el equipo de Leonardo Madelón nunca le encontró la vuelta al partido y tuvo jugadores que estuvieron muy lejos del nivel ofrecido un par de partidos atrás; las dos conquistas nacieron de pelotazos desde el fondo y pese a que en el arranque del complemento se había insinuado un poco mejor, tras el primer gol se derrumbó todo. Presente preocupante y el próximo rival será nada más y nade menos que Colón “es el partido del hincha” declaró el técnico tras la derrota.


Aburrido


No pasó nada en los primeros 45 minutos, porque si bien Estudiantes amagó con ser el “dominador” del partido en los primeros diez minutos, el equipo que dirige Lucas Bernardi solo fue eso un “amague”, mientras que Unión que de arranque fue a esperar y que también sufrió algunos desacoples en la defensa, paulatinamente se fue acomodando, pero sin generar nada.

Con el correr de los minutos empezaron a prestarse la pelota y a tirarla afuera, por lo que el encuentro se desarrolló muy lejos de los arcos, solo encontramos un par de centros que pasaron de largo en la valla de Nereo Fernández y un par de dudas en la defensa local —regalaron algunas pelotas los centrales que no pudieron ser aprovechada, primero por Zabala y luego por Fragapane— y también un par de malas salidas de Andújar que dio rebotes largos. Unión tuvo un par de corner y el dato para destacar —dentro de la pobreza del primer acto— fue que Franco Soldano cabeceó en los dos, pero sin mayor suceso.

No anduvo bien el medio rojiblanco, ya que tanto Nelson Acevedo, como Diego Zabala erraron mucho a la hora de los pases, en tanto que los delanteros no fueron habilitados como para que puedan tener alguna posibilidad concreta. En realidad fue un primer tiempo para el olvido, donde Unión estuvo muy lejos de ser el equipo que presionaba al rival y que sobre todo le metía mucha dinámica a los partidos; no sucedió ninguna de estas cosas.


El complemento


Se mostró mejor Unión en los primeros minutos; de arranque y antes de los 2 minutos un avance por izquierda de Bruno Pittón, el centro para que Franco Soldano —a medio caerse— conecte, pero el remate no fue un problema para Andújar; un ratito después un avance por el sector derecho el centro de Soldano y el “Chapu” Braña que quiso rechazar y por poco casi la mete en su propio arco. En ese pasaje —luego llegó un corner desde la derecha que cabeceó Soldano— Unión hizo lo mas productivo de todo el partido, tras esto llegó el gol de Melano y todo se terminó, porque el equipo de Leonardo Madelón no hizo nada mas. Jonathan Shunke sacó un pelotazo largo que le cayó a Gastón Giménez, el hábil volante “Pincharrata” avanzó unos cuantos metros con la pelota, le ganó a Bruno Pittón, se metió en el área y metió un centro atrás para la llegada de Lucas Melano que aventajó a Damián Martínez y a Yeimar Gómez Andrade, para mandar la pelota al fondo del arco.


Unión que se había insinuado mejor, se derrumbó totalmente con este gol y Estudiantes se adueñó del partido —sin sobrarle nada— comenzando a justificar la victoria, primero porque la línea de volantes de Unión estaba totalmente perdida; muy mal partido de Acevedo y también un mal partido de Zabala —este se fue reemplazado por el “Droopy” Gómez—, mientras que Fragapane y Mauro Pittón, corrieron mucho, pero nunca encontraron la pelota que a esa altura del partido ya era propiedad absoluta del equipo local.


A los 23 minutos llegó un nuevo pelotazo desde el fondo —esta vez del arquero Andújar—, el balón cayó entre Gómez Andrade y Bottinelli, pero la velocidad del colombiano Juan Otero fue superior a la de los defensores “Tatengues”, por lo que el moreno se llevó el balón y terminó “ajusticiando” a Nereo Fernández que intentó —sin fortuna— achicar.


2 a 0 y partido totalmente liquidado, porque Unión que ya estaba “extraviado” en la cancha, ahora con dos tantos abajo no tenía ninguna chance; ingresaron Guillermo Méndez y Rodrígo Gómez, pero nada cambió y sin “despeinarse” Estudiantes se quedó con una clara victoria ante un desconocido Unión, que en los últimos tres partidos perdió todos los atributos que lo habían ubicado en las mejores posiciones de esta Superliga.


Por más que se busque, no hay jugadores para rescatar en Unión ya que todas las líneas estuvieron en un nivel muy bajo, por ahí, si queremos destacar algo positivo, es que Franco Soldano ganó casi todos los centros que llovieron en el área local, eso y absolutamente nada mas... realmente muy poco para un equipo que hace algunas fechas —no muchas— era el escolta de Boca.

 

 




Más Noticias de Actualidad Tatengue

Los apuntes que deja el retorno a la victoria
Lo más visto
Área Metropolitana
Sucesos

Recomendadas