http://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Domingo 17.06.2018 | Última actualización | 17:02
16:58

Causa en la Justicia Federal

Varisco aceptó realizarse un "examen más profundo"

El juez Federal de Paraná Leandro Ríos puso a disposición del intendente Sergio Varisco la posibilidad de realizar un examen más profundo para determinar si es consumidor de estupefacientes. Los puntos salientes de la ampliación indagatoria.

El mediático abogado porteño Mariano Cúneo Libarona fue sumado al equipo defensor del intendente Varisco. Foto: Gustavo Cabral


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Causa en la Justicia Federal Varisco aceptó realizarse un "examen más profundo" El juez Federal de Paraná Leandro Ríos puso a disposición del intendente Sergio Varisco la posibilidad de realizar un examen más profundo para determinar si es consumidor de estupefacientes. Los puntos salientes de la ampliación indagatoria. El juez Federal de Paraná Leandro Ríos puso a disposición del intendente Sergio Varisco la posibilidad de realizar un examen más profundo para determinar si es consumidor de estupefacientes. Los puntos salientes de la ampliación indagatoria.

Néstor Bellini | redacción-er@miradorprovincial.com

 

Al final de la ampliación voluntaria de la declaración indagatoria que realizó el intendente de Paraná, Sergio Varisco, ante el juez Federal Nº1 de Paraná, Leandro Ríos, que lleva adelante la investigación para determinar si Varisco y al menos tres funcionarios de la gestión de Cambiemos y dos empleados municipales integran la organización de Daniel Celis, alias Tavi, dedicada a la venta de estupefacientes, el juez puso “a disposición del declarante la posibilidad de realizar un examen más profundo a tenor de lo manifestado respecto del mito relativo al consumo de estupefacientes a pesar de que ello no es objeto de la presente investigación. Oído lo cual, el declarante manifiesta que le interesa la realización de un estudio más profundo y lo agradece e informará oportunamente su decisión para instrumentar”.

 

Varisco, acompañado por lo que definió como un equipo de abogados, que sumó a Mariano Cúneo Libarona a la dupla que conforman Miguel Ángel Cullen y Rubén Pagliotto, intentó revertir la delicada situación en la que se encuentra, puesto que enfrenta una durísima acusación y un complicado escenario político que encontró en esta causa, un elemento de suficiente peso para hacer estallar por los aires el frágil acuerdo que sostuvo hasta hace pocos días a la Alianza Cambiemos al frente de la intendencia de Paraná.

 

Bombita

 

Varisco no sólo volvió a negar los cargos que se le imputan, sino que pretendió mejorar la situación de sus consortes de causa: el edil oficialista Pablo Hernández, y la secretaria de Seguridad, Griselda Bordeira, ambos bajo arresto hasta que el juez resuelva sobre su situación procesal. Con la presencia del fiscal federal Mario Silva, Varisco comenzó su ampliación señalando que “el pedido para declarar es para disipar cualquier duda respecto mi persona. En la primera indagatoria no sabía lo que se me imputaba pero pudimos acceder a las innumerables pruebas”. En este sentido, indicó que “se me informó de un cuaderno de anotaciones de Luciana Lemos, que se había secuestrado, aparecía mi nombre con otros tres funcionarios y estaríamos involucrados en el narcotráfico. Puedo asegurar que mi nombre está en la nómina a solo efecto de perjudicarme, creo que esto es una promesa que surge de una escucha donde Celis le había dicho al empleado municipal Alan Viola”. Varisco leyó una escucha del 3 de enero de 2018 donde se Celis refiere “voy a ver cómo invento algo ahí tengo una bombita, yo le voy a mandar una a ellos”.

 

Todos para uno

 

Varisco resaltó que en la libreta su apellido aparece junto a una N rodeada de un círculo y una anotación aritmética, a modo de “balance de caja”, que referiría a una supuesta transacción por estupefacientes. El intendente sostuvo que en otra parte de la libreta la N aparece junto a una A, por lo que su equipo pudo inferir que la sigla NA refiere a un tal Nacho, que sería Juan Manuel Gómez, hipótesis que encontraría fundamento en una captura de pantalla de una conversación entre Celis y Lemos.

 

Varisco sostuvo que también Bordeira está puesta en la libreta de anotaciones para desviar la investigación. En este sentido, refiere que en diversas escuchas, incluso entre Celis y Lemos, aparece un “amigo x”, cuyo número está entre los contactos de Lemos y en otras investigaciones de la Policía Federal. De igual manera, Varisco pretendió mejorar la situación de Hernández al sostener que al lado del apellido del edil hay una D rodeada de un círculo, la cifra 165 y el vocativo “vos”, por lo que el equipo de letrado de Varisco infirió que el pronombre refiere en realidad a Celis, por la D.

 

Los esfuerzos de Varisco también pretendieron despejar cualquier sospecha que pueda afectar al edil oficialista Emanuel Gainza. En este sentido manifestó que efectivamente el apellido está en la libreta y aparece acompañado de una CH enmarcada en un círculo. Varisco señaló que en otras escuchas que están en el voluminoso expediente aparecen tres CH que refieren respectivamente a Chino, Chakichan y Cholo, añadiendo que son apodos con los que es mencionado un hermano de Celis. Como reflexión, Varisco planteó que resultó “sugestivo” que Celis cuando habla de narcotráfico se refiere a los participantes por sus apodos, mientras que cuando Lemos escribe de él, lo nombra por el apellido.

 

Por pedido de sus abogados, el intendente Varisco volvió a declarar ante el juez Ríos.Foto: Gustavo Cabral

 

 

Manía

 

Varisco amplió su indagatoria respecto de algunas preguntas que se le formularon en el primer interrogatorio. Así, explicó que tiene “memoria visual” y la “costumbre” de escribir todas sus actividades, incluso las menores y hasta en mínimo detalle. El funcionario precisó que el 90% de aquellas anotaciones refieren a su actividad política. En este sentido explicó que anota incluso “lo que se me pide” y pretendió explicar que en los primeros días de diciembre se recibió en Paraná a la comitiva presidencial, momento en que Hernández habría mantenido un encuentro con Lemos en la Casa del Partido Radical. Varisco sostuvo que con su equipo de abogados aplicaron las mismas coordenadas (del supuesto encuentro) y éstas impactan en la escuela Sarmiento, ubicada a escasos metros de la Casa Radical, donde asistirían los hijos de Lemos.

 

Respecto del audio que se le hizo escuchar en la primea indagatoria, en el que una mujer refiere a que su hijo, de nombre Matías, que utilizaría vehículos de la comuna para transportar drogas, para neutralizarlo, Varisco aportó el certificado de discapacidad de la mujer, que sufriría de trastornos delirantes persistentes y trastorno de stress post traumático.

 

Financiamiento

 

Si bien la causa investiga los supuestos vínculos de Varisco con una organización dedicada a la comercialización de estupefacientes, la sombra del financiamiento espurio de la actividad política, en este caso ni más ni menos que con plata del narcotráfico, se extiende sobre el funcionario y sus consortes de causa. En este sentido se contextualizaron las explicaciones que Varisco ensayó respecto a la manera en que se financia desde el radicalismo la actividad partidaria.

 

Varisco explicó que “las actividades partidarias no se financian con el erario público, sino que se lo hace con el aporte voluntario de los funcionarios”, incluso precisó que “en una anotación suya se solicita (a los funcionarios) el aporte de diez mil pesos, monto que descendía a medida que lo hacía el cargo del funcionario aportante”. Otro modo de financiación consistía en el aporte voluntario del 10% de lo que figura en el recibo de sueldo, suma que se deposita en la cuenta de la Unión Cívica Radical.

 

Mito

 

Varisco volvió a negar que se haya reunido con Lemos. En este sentido sostuvo que el día de la supuesta reunión viajó a Concordia con Eduardo Solari y Carlos González, funcionario y edil, respectivamente. Incluso presentó imágenes del Facebook del diputado nacional Jorge Lacoste, que acreditan el encuentro en la Capital nacional del citrus.

 

En su defensa, el intendente opinó que es un “mito”, consecuencia de su condición de funcionario público, que “consumía narcóticos, que era un adicto desaforado, esas calumnias e infamias se cayeron con los exámenes científicos que se hizo acá y me sometí. Por eso quiero concluir mi ampliación de indagatoria de que yo nunca consumí ni consumo estupefacientes, no integré ni integró una banda de narcotraficantes. Que hice lo humanamente posible dentro del municipio para que no sea captado por ningún sector corporativo ni ninguna organización delictiva”.

 

Textual

 

“Estoy seguro de que es con la intención de ensuciarme y perjudicarme a mí y a la gestión”, en referencia a la aparición de su nombre y los de Hernández, Bordeira y Gainza, en la libreta que se secuestró en la casa de Luciana Lemos, cuando se secuestraron tres kilos de cocaína de máxima pureza. “Lo que está dentro del círculos son los verdaderos integrantes de la banda, y eso lo puso Luciana Lemos para no confundirse de quienes son los verdaderos integrantes delatando quienes son”, en relación a las letras que en mayúscula y rodeadas de un círculo acompañan su nombre y el de sus funcionarios en la libreta de Lemos.

 

Más defensores

 

Mariano Cúneo Libarona es el nuevo integrante del equipo de defensores del intendente de Paraná, y en ocasión de la presentación de su defendido en el Juzgado Federal, opinó: “Creo que Sergio Varisco es inocente, no he encontrado una sola prueba, de la valoración judicial y objetiva que realizo, que realmente lo vincule en hechos de narcotráfico; antes bien encuentro un montón de pruebas que lo desincriminan”. Cúneo Libarona precisó que Varisco “aportó un montón de pruebas que lo desincriminan y estamos trabajando con el equipo de abogados y encontramos más y más pruebas que lo desvinculan y prueban realmente cuál ha sido esta supuesta organización, y que el intendente fue empujado a entrar por la ventana y que no hay probanzas que lo incriminen”.

Además tenés que leer:

Tras declarar dos horas ante el juez Federal Nº1, Leandro Ríos, el concejal de Cambiemos Emanuel Gainza, se fue en libertad a su casa. Según manifestó al final de la indagatoria, negó haber comprado cocaína y consumir drogas. Dijo que conocía a Luciana Lemos y Daniel Celis, alias Tavi, sólo por la actividad política.

Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Destacadas
Blog Arroba Fiscal
Otras Noticias de Sucesos
Lo más visto
Ahora En Portada