https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Lunes 30.07.2018 - Última actualización - 21:33
21:32

Tribuna literaria (por María del Carmen Villaverde de Nessier)

Poldy Bird escritora no olvidable, por cierto



Tribuna literaria (por María del Carmen Villaverde de Nessier) Poldy Bird escritora no olvidable, por cierto

María del Carmen Villaverde de Nessier

 

Una de las escritoras más leídas en la historia fresca de literatura juvenil junto a Carlos Joaquín Durán.

 

Poldy Bird ha fallecido y muy poco se escuchó sobre su obra, que llenó, con su modo y estilo, falencias literarias para jovencitas.

 

Tuve la enorme alegría de compartir horas y horas con ella y con sus alumnos en diferentes colegios, también cuando vino a las Ferias de Libros para niños que propusiera como novedad allá por 1976 y que llegaron a ser nacionales, con el aporte de editoriales argentinas e importantes figuras de las letras. Ella como autora y desde su Editorial, apoyó y llenó el corazón de alumnos primarios y secundarios.

 

Muchos no la aceptaron, tal vez fue un poco molesta su popularidad entre los jóvenes lectores que tanto la siguieron con emoción, (recordemos, como ejemplo, el éxito del romanticismo de Corín Tellado... y, hoy, el éxito de la magia puesta en juego con Rowling).

 

Fue una escritora decente y docente. También fue excelente editora: Orión Editorial, que se ocupó con acierto y proyección de nivel cultural de editar importantes antologías de escritores argentinos y universales. Fue muchas veces Jurado nacional invitada a visitar una enorme cantidad de Escuelas y Colegios argentinos iniciando a miles de jóvenes en la lectura por placer. En las Antologías se incluyeron trabajos de los más variados estilos y temas de escritores consagrados como: Di Benedetto, Bocaccio, Sábato, Silvina Ocampo y muchos más.

 

Bird otorgó a la literatura una contagiosa “literatura - lectura” con “efectos especiales” hacia la lectura de verdad y para una etapa de la vida no muy bien alimentada entonces.

 

Reconozcamos que en muchos casos, entre pares, se ven y se “sienten” algunas “hermandades deshermanadas” y se nos aparecen modelos vacíos, “cuasi-modelos” desde las vidrieras tan centralizadas en algunas capitales.

 

Rescatemos el ensueño, el dolor, la esperanza, la caricia y el verdadero romanticismo que siempre se llevan prendidos y/o escondidos en tantos corazones adolescentes acuciados por la velocidad de la vida diaria y las múltiples actividades de los adultos en la sociedad actual.

 

En algunos pasajes de sus libros Poldy Bird escribió: “En cada uno hay algo que los demás necesitan, algo que puede salvarte o salvar a otros”. Y: “toma de mi corazón lo que te sirva, quiero regalártelo”... Así es que pocas veces ofrecemos de verdad el corazón y las esperanzas pues solemos sentirnos acorralados por la falsedad, las adulaciones ficticias, las sonrisas superficiales, el oportunismo.

 

Revisemos nuestro andar y abramos los ojos, activando la amistad verdadera, el abrazo fuerte, la sonrisa sincera. La vida terrenal es una sola, vivámosla con emocionado corazón y en cada momento, no la desperdiciemos.




Más Noticias de Opinión

Peisadillas (por Carlos Mario Peisojovich)
Tribuna política (por Alejandro Boscarol)
Lo más visto
Con una carta, Domínguez se despidió de Colón -  -
Actualidad Sabalera
Registraron un tornado en el norte provincial -  -
Regionales
La provincia trabaja para atender las consecuencias del fenómeno meteorológico - Conferencia de prensa realizada en Casa de Gobierno. -

Recomendadas