https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Martes 20.11.2018 - Última actualización - 7:02
7:00

San Cristóbal de la Buena Ventura

Una carabela que navega en el tiempo

Investigación. En la Bolsa de Comercio de Santa Fe se presentó el libro “Carabela San Cristóbal de la Buena Ventura - Reconstrucción histórica y operación”. Foto: Pablo Aguirre




San Cristóbal de la Buena Ventura Una carabela que navega en el tiempo

El Litoral 

 

Días pasados, organizada por la Junta Provincial de Estudios Históricos, tuvo lugar en el Auditorio de la Bolsa de Comercio de Santa Fe la presentación del libro “Carabela San Cristóbal de la Buena Ventura - Reconstrucción histórica y operación”, escrita por el Lic. Horacio Ezcurra, el Dr. Jorge Bergallo y el Arq. Cristian Murray; y editado por la Fundación Escuela Goleta del Bicentenario, con sede en la ciudad de Buenos Aires.

 

El acto fue abierto con palabras del presidente de la Junta, Lic. Alejandro Damianovich, quien dio la bienvenida a los visitantes y se refirió a la importancia de la investigación histórica realizada con vistas a la futura reconstrucción de la nave.


Luego, en el panel de expositores y en nombre de la Junta habló el Dr. Gustavo Vittori, quien recordó que en 2006 se había respaldado desde la Junta, la Bolsa y el diario El Litoral el proyecto de construcción de una réplica de la “San Cristóbal” que, desde la Subsecretaría de Cultura de la provincia de Santa Fe, impulsaba su titular, la Lic. Ana María Cecchini de Dallo. También dijo que, como ocurriera con tantos otros proyectos, el empuje inicial se fue desvaneciendo por la falta de consensos sólidos, y se felicitó de que ahora el proyecto siga vivo en la ciudad de Buenos Aires.


Vittori manifestó que la “San Cristóbal” tiene una singular carga histórica vinculada con las fundaciones de las ciudades de Santa Fe y Buenos Aires en 1573 y 1580, respectivamente, además de acreditar varios viajes fluviomarítimos -de ida y de vuelta- entre Asunción y puertos de España. Más aún, señaló que según algunos documentos integró la armada de Pedro de Mendoza que en 1536 erigió sobre la ribera derecha del río de la Plata el fuerte de Santa María del Buen Ayre.

 

Primeros trazos. La silueta de la carabela y sus principales dimensiones, empezaron a bosquejarse en el tablero de Escurra hace doce años, a partir de una inquietud de santafesinos.Foto: El Litoral


Crear conciencia náutica y social

 

A continuación tomó la palabra el contralmirante Diego Leivas, presidente de la Fundación, quien abordó los cometidos de esa institución en distintos planos y con diversos propósitos: aquilatar la historia náutica de la Argentina, abrirle al país ventanas al mar, que lo baña a lo largo de 4.500 kilómetros de costas; y profundizar el programa social inclusivo y federal que la fundación lleva a cabo. A este respecto destacó la extraordinaria experiencia que permiten las navegaciones compartidas por personas de distintas capacidades en embarcaciones donde todos dependen de todos, y en la que todos trabajan a la par en espacios reducidos que requieren buena convivencia. Dijo que en esos viajes participan jóvenes que viven en las márgenes de la sociedad, pero también chicos ciegos, con problemas auditivos, inmovilidad de miembros inferiores, entre otros problemas, quienes durante los trabajos que requiere la navegación a vela, ayudados por dispositivos cuando hace falta, descubren en sí mismos potencialidades que ignoraban, lo que representa un enorme estímulo de cambio hacia adelante.


En otro plano, Leivas se explayó sobre la construcción de una goleta del siglo XIX -proyecto que dio origen a la Fundación en el Bicentenario de la Revolución de Mayo-, con diseño de Germán Frers, reconocido modelista a nivel mundial, y construida con materiales modernos que le permitirán navegar los más diversos mares. La embarcación ya tiene su casco terminado, y se ha sobrepasado la mitad de la obra total; sólo faltan los fondos para terminarla, razón por la que difunden el proyecto en todo el país invitando a asociarse a la Fundación a los interesados en el mundo náutico.

 

Desde la historia, con proa al futuro

 

Por último, refiriéndose a la “San Cristóbal”, Horacio Ezcurra recordó que doce años atrás recibió el llamado de Ana María Cecchini de Dallo, a la que no conocía, proponiéndole hacer una reconstrucción de la carabela en cuestión. Confesó que al principio le pareció una locura, pero que poco a poco la idea se fue abriendo paso en su cabeza hasta convertirse en franco entusiasmo y el consecuente estudio del tema. Ezcurra, que es oceanógrafo, piloto de ultramar y ex oficial de la marina, es también un experto diseñador de veleros, con larga trayectoria en ese campo de trabajo. Por eso fue convocado en su momento, y desde entonces matiene vivo el proyecto, que ahora recibe nuevo impulso con el libro del que es coautor.


En el tiempo transcurrido, Ezcurra ha recorrido otros países y ha visto exitosas reconstrucciones, sobre todo en España, donde varias de ellas constituyen elementos de atracción que se suman al patrimonio histórico-cultural de uno de los países con mayor demanda turística en el planeta. De modo que el tiempo no ha pasado en vano. El proyecto, originado en Santa Fe, escribe nuevos capítulos que apuntan a la reconstrucción de la histórica carabela, ahora desde Buenos Aires.  




Más Noticias de Área Metropolitana

Lo más visto
Las extrañas formas de las nubes tras la tormenta  -  -
Área Metropolitana
Salarios: gobierno buscará acotar aumentos al 23 %  -  -
Economía
Vignatti viajó de última a Brasil y se reúne con Comesaña -  -
Las fotos de la tormenta en la ciudad -  -

Recomendadas