Santa Fe | Sábado 19 de abril de 2014 | 08:57 hs
Nublado ParcialT: 15°   H: 77% - Clima extendido
Edición Online | 23-10-2012 | 8:53

Ciencia

Descubren que hay agua en lugares lejanos del Sistema Solar

Científicos analizaron un meteorito que cayó en 2004 en España. Se originó en el cinturón existente entre Marte y Júpiter.

La presencia de agua en estado líquido en lugares del Sistema Solar más lejanos de lo que se creía fue revelada a través del estudio del meteorito que cayó en la localidad de Villalbeto de la Peña, España, en 2004.

La investigadora Kathryn Dyl, de la Universidad de Curtin, dijo que el meteorito se originó "en el cinturón de asteroides entre Marte y Júpiter, una región del Sistema Solar considerada demasiada fría para que hubiera agua en estado líquido".

"El descubrimiento extiende nuestro conocimiento sobre qué hacía el agua cuando nuestro sistema solar se estaba formando", indicó Dyl a la cadena ABC.

La investigación fue realizada a partir de 50 fragmentos del meteorito recogidos en Villalbeto de la Peña en una área de un radio de 100 kilómetros y se basó en el análisis de partículas de 100 por 600 micras ( millonésima parte de un metro) con un nuevo láser ultravioleta de la Universidad de California.

Este análisis permitió medir la proporción de isótopos de oxígeno 17 a 18, y examinar los cambios en la estructura mineral que, según el equipo científico, pudieron ser causados sólo por agua en estado líquido o vapor.

El análisis se centró en una materia rocosa llamada feldespato, que se había derretido y fundido en la superficie del meteorito, lo que habría generado las condiciones "hidrotermales" en las que el agua, líquida o en vapor, "cuece" el mineral en la roca.

Esta fusión del mineral en el meteorito se habría dado en un período de uno a diez años y a temperaturas de entre 750 y 850 grados centígrados.

Los resultados divulgados en Australia concuerdan con los obtenidos previamente por otro de los autores del estudio, Phil Bland, quien señaló que el nuevo hallazgo sugiere que los meteoritos intercambian agua cuando se golpean mutuamente en el cinturón de asteroides, según despacho de la agencia EFE.

Según los científicos, el estudio de la interacción entre rocas y agua podría tener consecuencias en el conocimiento sobre la formación de los cuerpos planetarios, el desplazamiento del agua hacia el centro del Sistema Solar y la formación de moléculas prebióticas, anteriores al origen de la vida en la Tierra.

El estudio fue publicado en la revista científica Proceedings of the National Academy of Sciences.

Fuente: Télam

Otras Noticias
Ranking de noticias
Seguinos
SEGUINOS EN TWITTER