LLegan Cartas

Enviá tu mensaje a Gral. Manuel Belgrano 2725 -. Las mismas no deben exceder una carilla, debajo de la firma autógrafa del remitente aclarar el nombre, apellido y documento.

Llegan cartas

La Guardia Centro reclama 

PROF. ILEANA MARTÍN

DNI. 4.268.257

Tenemos una casa amplia y bien mantenida en La Guardia Centro. Todos los vecinos vemos cómo las autoridades se preocupan por otras localidades que están mucho más lejos de Santa Fe que la nuestra. Podrían hacer obras para mejorar nuestras calles, el suministro de agua, el zanjeo en todas ellas y la poda de árboles, que ya son enormes en algunos casos.

Nuestra pequeña localidad podría progresar con esto, y también podrían construir casas para albergar a estudiantes de otros lugares, ya que la UNL está muy cerca.

Tenemos una fábrica de cemento en el pueblo. El supercenter está muy cerca; tenemos el supermercado mayorista... Ya hay gente adinerada que ha comprado terrenos por muy pocos pesos y ha construido mansiones. Ellos apostaron por nuestro futuro, pero... ¿alguna vez lo hará nuestra Municipalidad?

Todos los habitantes de La Guardia Centro queremos progresar, pero no podemos sin la ayuda de las autoridades, a quienes ya les hemos hecho reclamos, pero no nos han oído...

¿Podrían venir a ver si merecemos o no que también se interesen en nosotros?

Saliendo de Santa Fe por el Puente Colgante, ¡somos los vecinos más cercanos!

No es nada difícil venir a ver qué es lo que pueden hacer por La Guardia Centro. Pedimos pavimento articulado para calles de la costa.

Gracias por el espacio.

Feminismo, la única cara de una moneda

HUGO LUIS BONOMO

aquanauta@gmail.com

Algunos valores que identifican al deporte son: respeto, amistad, lucha por la igualdad, justicia, entender que el rival es un compañero y no un enemigo. Importancia en la cultura y en la construcción de la identidad nacional. En el terreno educativo, el deporte juega un papel de transmisión de valores a niños, adolescentes e incluso adultos.

Por otro lado, leemos a Ortega y Gasset: “La caza es todo lo que se hace antes y después de la muerte del animal. La muerte es imprescindible para que exista la cacería”. La caza y la pesca son la antítesis del deporte y su esencia. No son competiciones de igual a igual, ni los “contrincantes” del pescador o cazador participan voluntariamente. Siempre ganan y pierden los mismos.

Se puede decir que son resabios de la primitiva violencia, en que el machismo era necesario para la supervivencia. Hoy, las llamadas caza y pesca deportivas, son una manifestación de la violencia gratuita que el ser humano descarga habitualmente contra el resto de los animales, que son parte de la naturaleza, y hay países que las consideran éticamente inaceptables. Estas características condenables del hombre siempre han estado alejadas de las mujeres, quienes, por su sensibilidad y ternura, no disfrutan de la muerte de ningún ser viviente.

Sin embargo, la modelo Victoria Vanucci, seguramente envidiada por muchas, posó junto a una serie de animales muertos, abatidos por su marido, practicando el “deporte” de la caza. Por otro lado, hemos escuchado la probable intervención de mujeres en programas mediáticos de caza y pesca.

Humanamente es elemental lograr la equidad de géneros, pero ese propósito no convalida aceptar actitudes o principios reprochables del hombre; en los que la mujer puede ser ejemplo y factor de cambio, para modificar resabios primitivos que se oponen al medioambiente, al bien común y al respeto a la naturaleza; valores elementales y fundamentales en una sociedad evolucionada.

Hay que estar a la par pero, como premisa, para mejorar lo que está mal.

Es lógico aceptar la pesca, como actividad recreativa, o de subsistencia, pero no que, junto a la caza, sean llamados deportes; y justifiquen negocios, y concursos con miles de participantes, muchos de ellos extranjeros, que dejan enormes ganancias a unos pocos, mientras agreden a la naturaleza, depredan y saquean nuestros recursos naturales.

¡Mujeres, a las cosas, a las cosas!