El negocio de los food trucks pierde terreno en las calles de Rosario
  Nota Completa
/