El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/diarios/2007/12/26/medioambiente/MED-02.html

Variación genética humana
El avance científico del año, según Science
Los grandes avances logrados para profundizar el conocimiento de la variación genética del hombre constituyeron el acontecimiento científico de 2007, reveló la revista Science.

En una serie sobre los avances de la ciencia, la publicación indica que los investigadores quedaron deslumbrados por las variaciones del genoma humano.

La revista dijo que los estudios del genoma completo este año aportaron información sobre varias enfermedades, incluyendo la fibrilación auricular, el trastorno bipolar, los cánceres de mama y colorrectal, la diabetes tipo 1 y 2, los problemas cardíacos, la hipertensión, la esclerosis múltiple y la artritis reumatoide.

A partir de la secuencia del genoma humano, los científicos comenzaron a hacer un seguimiento de variaciones diminutas llamadas polimorfismos nucleótidos únicos.

Esas variaciones o polimorfismos fueron clave para comparar el ADN de miles de individuos con o sin una enfermedad y determinar cuáles variantes genéticas podrían suponer un riesgo de una patología.

Science indicó que la información puede conducir a los investigadores hacia genes relacionados con enfermedades, como los de la diabetes tipo 2 descubiertos este año.

Según Robert Coontz, subdirector de Science y a cargo del proceso de selección de los temas más importantes de 2007, en este año quedó esclarecido cuánto difiere el ADN de una persona a otra.

"Es un salto conceptual enorme que afectará a todo, desde cómo tratan las enfermedades los médicos hasta la forma en que nos vemos a nosotros mismos y cómo protegemos nuestra privacidad", señaló.

Al determinar la variación genética humana, los científicos también descubrieron que dentro de los miles de millones de bases del ADN, muchos se pueden perder, añadirse o copiarse de forma que alteran la estructura genética en unas cuantas generaciones, dijo Science.

Añadió que los efectos de esas variantes se han visto en poblaciones con dietas altas en almidón, por cuanto tienen más copias de un gen para digerirlo que los miembros de sociedades de cazadores.

En ese campo, los científicos hallaron una modificación en el ADN que supone un mayor riesgo de autismo en los niños.

Otras investigaciones importantes

Los avances en el conocimiento de la variación genética humana dejaron en segundo lugar al anuncio de que ya existe una tecnología para reprogramar las células.

Científicos japoneses y estadounidenses revelaron en junio que habían creado "células madre pluripotentes inducidas" a partir de piel de ratón.

Señalaron que esas células podrían utilizarse para producir cualquier tipo de células, incluso óvulos y esperma, con lo que demostraron que tienen las mismas capacidades de las células madre embrionarias.

Tres meses después, dos equipos científicos anunciaron paralelamente que habían creado ese tipo de células a partir de células dérmicas humanas.

"Esta investigación podría alterar la ciencia y la política en la investigación de las células madre", indicó la revista.

En Estados Unidos la investigación con células madre embrionarias se convirtió en un tema que enfrenta a liberales y conservadores.

El presidente, George W. Bush, rechazó ese tipo de investigación por considerar que implicaba la destrucción de un embrión y por ende de un ser humano.

Coontz pronosticó que las células reprogramables "podrían abrir nuevas avenidas para la investigación biomédica una vez que los científicos superen unos cuantos obstáculos".

El subdirector de Science explicó que este descubrimiento era un fuerte aspirante al acontecimiento científico del año.

"Pero nos decidimos por la variación genética humana porque está moviéndose tan rápido y es tan radical", añadió.

La revista también mencionó como uno de los grandes descubrimientos científicos del año el realizado por astrónomos del Observatorio Pierre Auger, en Argentina.

Esos científicos descubrieron que los rayos cósmicos que cruzan la atmósfera parecen provenir de áreas pobladas por los llamados "núcleos galácticos activos".

Según esos científicos, esos rayos cósmicos se aceleran tras su paso a través de los campos magnéticos que rodean a los agujeros negros.

EFE





Diario El Litoral - Copyright 2021