El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/diarios/2010/04/20/metropolitanas/AREA-04.html

Gracias al trabajo de Favaretto Forner

La estatua de Chaplin ya está restaurada

Había sido derribada en julio de 2009. Permaneció seis meses en la casa de una vecina y después fue arreglada por su autor. El artista quiere que mejoren la plazoleta de Vélez Sarsfield y Lavaisse para volver a emplazar la obra.

1_ng.jpg

La estatua ya está lista para ser emplazada nuevamente en la plazoleta Charles Chaplin.

 

 

De la redacción de El Litoral

redaccion@ellitoral.com

El reconocido artista Favaretto Forner terminó de restaurar la estatua de Charles Chaplin, que había sido derribada el año pasado y resguardada por una vecina. En este momento, la obra se encuentra en el taller del escultor y aguarda ser nuevamente emplazada en la plazoleta Charles Chaplin (Vélez Sarsfield y Lavaisse).

En diciembre la estatua fue trasladada al taller de Favaretto Forner. “Una obra es como un hijo, por eso quise recuperarla. Ya está terminada, pero me gustaría que pongan la plaza en condiciones para volver a emplazarla: que desmalecen y la iluminen. También me gustaría que se haga un acto como el que se hizo cuando la obra fue inaugurada, con la plaza llena de chicos”, relató Forner, autor de la obra.

El artista recordó el momento en que la Universidad Tecnológica (UTN) le encargó realizar la estatua para la plazoleta Chaplin. “Me tocó de cerca porque hacía unos años había tenido la oportunidad de conocer en París a Geraldine Chaplin, la hija del mítico personaje”, confesó.

La restauración

Forner comenzó el trabajo de restauración en enero, con la ayuda de Javier Roda. “Al tirar desde unos dos metros de altura, un bloque de 600 kilos, se rajó en varias partes: en el cuello, torso, rodillas y base. Realizamos perforaciones oblicuas en distintos sectores para incorporarles hierros nervados para que se mantenga firme. Después tapamos las juntas con estuco”, detalló el artista.

Finalmente, se le dio la mano de pátina. “El color que usamos es conocido como “bronce pompeyano’, que es medio verdoso. Tradicionalmente este color se obtenía con sulfato de cobre. Con las nuevas técnicas pictóricas, se reemplazó por pintura”, especificó.


Foto: Néstor Gallegos

2.jpg

Favaretto Forner en pleno trabajo de restauración en su taller.

Foto: Gentileza F. Forner



Diario El Litoral - Copyright 2019