El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/diarios/2014/11/01/deportes/DEPO-02.html

Pocas veces se vio a un entrenador tan fastidioso y duro con su equipo

“Somos unos salames”

Diego Osella no anduvo con vueltas. “Si no ascendemos, nos matan a todos”, fue una de sus frases. Y disparó, enojado, contra Lucas Alario, a quien lo criticó por la expulsión en el primer tiempo.

D8-B-DSC_2726.JPG
 

De “Fatura” a la factura

Ahora sí, gana en lo alto Jorge “Fatura” Broun uno de los tantos centros de Guaraní en la lluviosa tarde-noche de Posadas. Después, en los vestuarios, el entrenador Diego Osella le agregó la letra “C” al apodo del arquero y le pasó la factura a los jugadores como nunca hasta ahora en el campeonato. Ahora, Colón quedará libre y en la próxima fecha será local de Argentinos Juniors, casi con seguridad el martes 11 de noviembre en Santa Fe.

Foto: Gentileza Diario El Territorio de Misiones

Enrique Cruz (h)

(Enviado Especial a Misiones)

deportes@ellitoral.com

Fue durísimo Osella. Caliente como nunca, autocrítico al extremo y hasta dando la impresión de que el enojo no se le iba a terminar nunca. “Somos unos salames” es la frase que más retumbó en ese vestuario lleno de fastidio y hasta de un poco de vergüenza por la flojísima actuación que tuvo un Colón al que el mismo Osella calificó de “tibio”.

Uno de los primeros en salir, fue Fernando Telechea. “Merecimos un poco más a pesar de los errores y de lo mal que jugamos. Hay que aprender de las cosas que se hicieron mal y corregirlas. Nos vamos tristes porque esta imagen es diferente de la que dimos la semana pasada. Falta mucho todavía y complicados vamos a estar siempre, hasta el final”, dijo el delantero que ingresó en el segundo tiempo.

Enseguida llegó el turno de Diego Osella, que fue concluyente desde el inicio de su charla con la prensa: “De esta manera, jugando así, nos va a costar mucho y no nos va a alcanzar. Todo lo que no debíamos hacer lo hicimos. Entramos tibios”, dijo el técnico, que enseguida habló de la expulsión de Lucas Alario: “El tiene que demostrar todos los días y no jugar como si tuviese 700 partidos en primera. ¿Quién puede darse el lujo de hacerse echar como lo hizo Alario?, ninguno. Y si estaba fastidioso por la cancha, que me lo diga y no lo pongo”, dijo en forma dura y terminante el técnico sabalero.

“Somos unos salames”, retumbó como frase concluyente en el vestuario rojinegro. “Si no nos sobra nada, ¿por qué tenemos que salir a subestimar al rival?, eso no se hace. Lo dije durante la semana y no lo cumplimos. ¿Ustedes vieron si al equipo le sobró algo en algún partido?. Jugamos contra el último de la tabla, teníamos la oportunidad de establecer diferencias y sacar ventajas en la tabla y no lo hicimos. El partido que hicimos fue chato y me llena de fastidio”.

Más allá de que durante la semana dijo que Guaraní era un rival “súper complicado” y que “no tenemos que subestimarlo”, el técnico, seguramente influenciado por su propia calentura, dijo: “¡Muchachos, perdimos contra un rival que tenía 9 puntos!. Y no me vengan conque llegamos a la cancha y no queríamos jugar el partido, porque eso no tiene nada que ver. Ponerse la camiseta y entrar a una cancha para representar a un pueblo, ya basta. Esto es una muestra más de que cualquiera le gana a cualquiera. Lo que hablamos durante la semana nos pasó. Y quizás fue una falta de capacidad mía de no convencer a los jugadores de que este partido contra el último era una final más. Tuvimos chances de arrebato y no de gestación. Por eso, tampoco me quedo con que pudimos empatarlo con diez”.

Sobre si todo lo que dijo públicamente ya se lo había expresado a los jugadores, señaló que “esto no se deja para el lunes, se habla ya mismo. No se trata de ser autocrítico, sino de entender que nuestra obligación es la de ascender y no podemos hacer cosas que nos aparten de ese objetivo”.

Para lo último, Osella dejó otra frase impregnada de su estilo: “Si no ascendemos, nos matan a todos”. Y terminó disparando para todos lados: “¿Si estoy preocupado?, ¡y cómo no me voy a preocupar por semejante partido que jugamos!. Mientras algunos de ustedes descartaban a Argentinos, yo les dije que si le ganaban a Boca Unidos se prendían. Ustedes dijeron que teníamos medio ascenso cuando sacamos 8 puntos. Sin menospreciar, perdimos con un equipo que pateó una vez al arco, porque nos hicieron un gol de cabeza y el otro porque nos chocamos y se la dejamos servida. Era la oportunidad de despegar y no la aprovechamos. A nosotros no nos sobra nada, soy el primero en darme cuenta. Hoy perdimos con un rival que no juega por nada, por eso me voy fastidioso. Es un paso en falso. Duro de digerir”, concluyó.

“Somos unos salames”

Guaraní pareció River

Con la camiseta de la franja, el histórico Guaraní Antonio Franco de Posadas le dio una esperada alegría a Misiones. “Nos dimos el gusto de ganarle a Colón de Sante Fe #GraciasFranja”, fue lo que escribió el club en su cuenta oficial de Twitter. Sin dudas que lo de anoche fue un golpe muy duro y Osella “se sacó con todo” post partido. Apuntó a todos los jugadores en general y al “Pipa” Alario de manera particular por la expulsión. Foto: Gentileza Diario El Territorio de Misiones

 



Diario El Litoral - Copyright 2020