El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/id_um/214624

Comienza el juicio oral 16 -11-2019
Dio su vida para salvar a su novia embarazada

Comienza el juicio oral contra el “Chanchi” Goro, acusado de asesinar de una perdigonada a Julio Enrique Guzmán, quien tenía 17 años. El crimen ocurrió en septiembre de 2016, en un terraplén de La Guardia.



La Justicia comenzará a juzgar a partir del próximo martes a Carlos Ismael Goro, alias “Chanchi”, quien se encuentra detenido desde hace tres años, acusado de matar de un disparo a quemarropas a Julio Enrique Guzmán, quien -con tan sólo 17 años- se interpuso entre la escopeta tumbera que blandía Goro y su joven novia embarazada.


El desarrollo del debate oral está previsto para los días 19, 20 y 21 de noviembre, en la Sala N° 1 del subsuelo de los tribunales locales, según informaron fuentes oficiales.


El tribunal estará presidido por el juez Jorge Patrizi, quien será secundado por sus pares Rosana Carrara y Susana Luna.


El viernes 22 de noviembre se escucharán los alegatos finales y el veredicto se dará a conocer el miércoles 27 de noviembre, a las once de la mañana.


El fiscal de la Unidad Especial de Homicidios, Andrés Marchi, lo acusa por el delito de “homicidio calificado por el empleo de arma de fuego”, por el que ya adelantó que solicitará una pena de 25 años de cárcel.


La representación técnica de Goro estará a cargo de de la Dra. Leticia Feraudo, del Servicio Público Provincial de la Defensa Penal (Sppdp).


Para la acusación, Goro, actualmente de 29 años de edad, fue quien causó la muerte de Guzmán, cuando el 17 de septiembre de 2016, alrededor de las ocho de la noche, interceptó a éste y a su pareja mientras caminaban por el terraplén de la Bajada Distéfano, en el distrito de La Guardia.


Guzmán paseaba junto a Ayelén P. por el lugar, en proximidades a la ruta nacional N° 168, pasando el aliviador, a unos 150 metros de la Bajada Distéfano, cuando fueron interceptados por cuatro personas (tres hombres y una mujer). Los insultaron y les tiraron piedras. Guzmán pidió que paren con las agresiones, porque su mujer estaba embarazada. 


Lejos de hacerle caso, la hostilidad continuó, a tal punto que desde lo alto del terraplén, Goro sacó una tumbera y se lanzó sobre la pareja.


“¿Querés que le dispare a tu mujer?”, lo amenazó a Guzmán, que instintivamente se puso delante de la chica en el momento en que el atacante accionó los caños.


Guzmán recibió la perdigonada a corta distancia, en el lado izquierdo del tórax. Fue trasladado hasta el hospital Cullen, donde ingresó sin vida.


El presunto asesino fue apresado en Alto Verde, el 4 de noviembre de 2016, en un allanamiento realizado por personal de Policía de Investigaciones (PDI) y Grupo de Operaciones Especiales (GOE), en una vivienda de la manzana 3, pasaje 16, entre los pasajes 2 y 6, según informó El Litoral en su crónica de la fecha.

 



 




Diario El Litoral - Copyright 2020