El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/id_um/240697

Amenazas en Laguna Paiva 21 -05-2020
"Voy a agarrar sus armas y les voy a pegar un tiro"



El juez Jorge Patrizi admitió un acuerdo de juicio abreviado por una multiplicidad de delitos, todos ellos ocurridos por un hombre de 35 años, en el transcurso de tres horas en la ciudad de Laguna Paiva. Lo que comenzó como la violación de una medida de distancia escaló rápidamente, hasta que el hombre fue aprehendido cuando gritaba amenazas de muerte a su ex pareja, a los amigos de esta y a la policía.


La noche del 15 de mayo, aproximadamente a las 23.30, el imputado se acercó al barrio Villa Obrera de Laguna Paiva y comenzó a patear la puerta principal de la vivienda en la que se encontraba su ex pareja, quien había solicitado una medida de distancia la semana anterior. Tras abollar la abertura, Mauro Ariel Zavagna ingresó con una cuchilla de mango blanco y con hoja de 14 centímetros, y se enfrentó a uno de los dueños de casa. Lo golpeó repetidas veces, lo sujetó del cuello y hasta lo arrojó al piso.

 

Mientras su víctima intentaba alejarse, el hombre vociferaba amenazas como “te voy a matar” y “si te encuentro te dejo en silla de ruedas”, dirigiéndose también a su ex y a una mujer que estaba presente. Esto motivó que llamaran al 911, conducta que replicaron dos vecinas que escucharon el altercado.


Cuando el personal policial arribó al lugar eran cerca de las 2.30 de la madrugada. Zavagna había consumido alcohol y estaba en el medio de la calle gritando “¡los voy a matar a todos!”. Actitud que no cesó cuando vió a los oficiales, contra quienes arremetió: “Voy a agarrar sus armas y les voy a pegar un tiro, no saben con quién se meten”.


Prisión en suspenso


“Desobediencia de mandato judicial, violación de domicilio, lesiones leves dolosas, amenazas calificadas por el uso de arma, amenazas simples y resistencia a la autoridad” son los delitos en los que incurrió el accionar de Zavagna durante esas tres horas, y por cada uno de estos lo imputó la fiscal de la Unidad Especial de Violencia de Género, Familiar y Sexual (Gefas) Alejandra Del Río Ayala.


Esta última, junto al representante del Servicio Público Provincial de la Defensa Penal (SPPDP), Javier Casco, presentaron ante el juez Patrizi el acuerdo abreviado, el cual implica una condena de tres años de prisión en suspenso, una medida de distancia de 500 metros y prohibición de contacto respecto de las víctimas y sus domicilios, que fije domicilio, que se someta al cuidado del Patronato de Liberados y, por último, la prohibición de consumir estupefacientes y alcohol desproporcionadamente. 

 

Tras la conformidad de Zavagna, mediante la cual aceptó su culpabilidad, se dispuso su inmediata libertad.



 




Diario El Litoral - Copyright 2020