El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/id_um/251542

Recuerdos imborrables para los sabaleros 29 -07-2020
25 años del ascenso de Colón: el inicio de un camino de crecimiento

La final con los tucumanos y el regreso a la Primera División.



El 29 de julio de 1995 quedará en la retina del hincha de Colón como el día de la vuelta a Primera División. Esa jornada, el equipo de Nelson “Buche” Chabay venció por 3-1 a San Martín de Tucumán y conquistó el ansiado regreso, luego de 14 interminables años. 

 

A cancha llena. Ese 29 de julio de 1995, el Brigadier Estanislao López repletoFoto: Archivo El Litoral

 

 

El primer encuentro, el sabalero ganó 1 a 0 de visitante con un golazo de Adrian “Chupete” Marini. En la vuelta, ese 29 de julio en el estadio Brigadier Estanislao López, el rojinegro ganó 3-1 (2 goles de Gambier y Uliambre). 

 

Festejos en el vestuario. Marini en primer plano, uno de los responsables del ascenso. A un costado, José Néstor Vignatti, presidente del clubFoto: Archivo El Litoral

 

Fue el cierre de una temporada en la que Colón peleó cara a cara con Estudiantes de La Plata para ascender directo. Sin embargo, los santafesinos debieron jugar el reducido para alcanzar el objetivo. El plantel de aquella temporada tenía a los siguientes jugadores: Leo Díaz y Jorge Vivaldo; Hugo Ibarra, Horacio Ameli, Marcelo Kobistyj, Dante Unali, René Gómez, Claudio Mainardi y Leo Sciacqua; Fabio Giménez, Maximiliano Cuberas, Ricardo Solbes, Gabriel González, Javier López, Jorge González, Adrián Marini, Marcelo Molina y Javier Vergel; Mauricio Risso, Miguel Angel Gambier, Pedro Uliambre, Carlos Segovia, Juan Manuel Suligoy y Jorge Comas.

 

 

Primer paso para crecer

 

El ascenso a la Primera División fue unos los primeros grandes logros de Colón. Bajo el mandato de José Vignatti, el sabalero volvió a codearse con los mejores. Los siguientes dos años estuvieron marcados por el objetivo de consolidarse en la máxima categoría. Y lo consiguió con creces. 

 

La tapa de El Litoral. Foto: Archivo El Litoral

 

 

Para 1997, con la conducción de Francisco “Pancho” Ferraro, Colón supo pelear hasta las últimas fechas el campeonato y logró el subcampeonato con grandes actuaciones y victorias que quedarán guardadas para todos los tiempos. Tal vez la más recordada sea ante River, que hasta el día de hoy se repiten los goles de esa paliza rojinegra,  5-1 a quien posteriormente sería campeón. 

 

Esa campaña, le permitió al “negro” salir del país y poder disputar sus primeros torneos internacionales. En 1998 llegaron las Copas Conmebol y la Libertadores, alcanzando los cuartos de final del certamen más importante del continente. 

 

Pasó la década del ‘90 y en los 2000, el club siguió creciendo. Ampliación de tribunas, consolidación en Primera y más participación en competencias internacionales. Por ejemplo, en 2003 el equipo jugó la Copa Sudamericana. 

 

La historia reciente de Colón también estuvo marcada por un renacer, por un resurgir. Es que luego de una mala administración de Germán Lerche el club quedó en ruinas, con deudas deportivas y, sobre todo, económicas. El corolario de esa pesadilla sabalera fueron esos meses de disputar partidos en una “remozada” B Nacional. 

 

Salvataje, venta de jugadores y a ponerse de pie. En los últimos años, otra vez con la gestión de Vignatti, Colón supo reponerse e imponer su peso en Primera. La llegada de Eduardo Domínguez, esa seguidilla histórica de partidos ganados y la clasificación a copas internacionales dieron cuenta del buen pasar. 

 

Y después vino la final de la Copa Sudamericana en Paraguay. Por primera vez en su larga historia Colón tuvo ante sí ciertas chances de conquistar un título, pero no pudo ser. Para todos los tiempos quedará la infinita caravana de hinchas sabaleros por la ruta hacia el vecino país. La invasión a tierras guaraníes y La Nueva Olla estallada de almas rojinegras.

 

La recordada tapa del suplemento de Deportes de El Litoral

 

Foto: Archivo El Litoral

 



 




Diario El Litoral - Copyright 2020