El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/id_um/258610

“Pedimos ayuda y nos ignoraron”,apuntó el futbolista contra los árbitros 14 -09-2020
Neymar contra el racismo tras su expulsión en el clásico: "Soy negro y estoy orgulloso"



Este fin de semana el fútbol francés vivió uno de sus clásicos más bochornosos de los últimos años cuando en el duelo entre el París Saint-Germain (PSG) y el Olympique de Marsella hubo cinco expulsados y una batalla en el campo entre futbolistas que recorrió el mundo. Uno de los detonantes del conflicto fue el cruce que protagonizaron Neymar y Álvaro González, luego de que el brasileño acusara al español de llamarlo “mono hijo de puta”, en la primera mitad.

 

Este lunes, mientras se aguarda por conocer las sanciones que recibirán los jugadores, el delantero del conjunto parisino emitió un fuerte comunicado en sus redes sociales a través del cual se disculpó por su accionar, pero insistió en que no puede haber lugar para el racismo en un partido de fútbol ni en ninguna otra parte.

 

“Los prejuicios y la intolerancia son inaceptables. Soy negro, hijo de negro, nieto y bisnieto de negro. Estoy orgulloso y no me veo diferente a nadie. Ayer quería que los responsables del juego (árbitro, asistentes) se posicionaran con imparcialidad y entendieran que no debe existir esa actitud prejuiciosa”.

 

 

En este marco, el ex Barcelona apuntó directamente contra los jueces, quienes según él no atendieron sus reclamos: “Reflexionando y viendo tanta repercusión por lo sucedido, me entristece el sentimiento de odio que podemos provocar cuando en el fragor del momento nos rebelamos. ¿Debería haberlo ignorado? Aún no lo sé... Hoy, con la cabeza fría, digo que sí, pero en su debido tiempo mis compañeros y yo pedimos ayuda a los árbitros y nos ignoraron. ¡Este es el punto!”.

 

Neymar, quien no utilizó el nombre de González en ningún momento, admitió que su reacción no fue adecuada y que por lo tanto aceptará el castigo que la Ligue 1 le de por haberle pegado un golpe a su rival. A su vez, se mantuvo firme en su versión de los hechos: “Ayer perdí en el juego y me faltó sabiduría... Estar en el centro de esta situación o ignorar un acto racista no ayudará, lo sé. Pero pacificar este movimiento “antirracismo” es nuestra obligación para que los menos privilegiados reciban naturalmente su defensa. Nos volveremos a encontrar y será a mi manera, jugando al fútbol... ¡Quédate en paz! ¡Quédate en paz! Sabes lo que dijiste... ¡Sé lo que hice! ¡Más amor por el mundo!”.

 



 




Diario El Litoral - Copyright 2020