El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/id_um/299612

Mirada desde el Sur 24 -05-2021
En Santa Fe peronismo, lo que se dice peronismo…



Es rara la provincia de Santa Fe. El sur es parte de esa rareza. La geografía extendida. Extremos deshabitados y muy diferentes. El número de habitantes repartido en las dos Regiones Centrales: Región Rosario y Región Santa Fe; los votantes, los partidos, los frentes o alianzas y los candidatos que se entrecruzan. Es rara.

 

La muerte de Roberto Miguel Lifschitz, socialista, el último con tracción positiva, obliga a una relectura del futuro de la provincia (rara provincia, se insiste) donde la oposición al peronismo provincial era una tibia oposición al Kirchnerismo (votan sus leyes) y una feroz oposición al liberalismo que encarna el PRO-Cambiemos y un sector del radicalismo (escindido en dos fracciones) cuando la otra es la que le otorga los votos… al socialismo. Radicales que cobran por derecha e izquierda. Rara provincia. La vida sigue. Las elecciones tienen fecha fija. Hay nombres propios. Una historia. Presunciones.

 

EL PASADO ES INSEGURO

 

En el sur ganó el peronismo con Perotti sobre Bonfatti. Claramente. El senador es del sector Marcelo Gastaldi, jefe de campaña de la señora Bielsa, que perdió la interna con Perotti. Es el comentarista deportivo Marcelo Lewandowski. El intendente es Javkin, que es del FPCyS pero no es socialista ni radical. Ni lo será.

 

En el centro (Distrito Capital) ganó Perotti por escasos votos sobre Bonfatti; el senador que triunfó, Castelló, es un cantante de ritmos populares que no es del sector Perotti. El intendente de la ciudad de Santa Fe es Jatón, ex locutor de televisión que fue con la boleta del FPCyS pero no es socialista ni radical; ni siquiera habitante de Santa Fe, es un entrerriano que vivía en Santo Tomé.

 

El Frente que sostuvo a Perotti como candidato frente a Bonfatti tenía al propio Perotti y los suyos (ejem) en un conglomerado donde se incluye al sector Agustín Rossi, tal vez el mas sólido de sus aliados. Sumaron al sector Traferri, que impuso a la vicegobernadora, la abogada y jueza Alejandra Rodenas de Llonch.

 

Los senadores son un poder de 19 colegiados. Ya no confunden a nadie. El sector de Sergio Massa, de donde surgen "Cachi" Martínez, Pignata, Miatello, Giaccone es otro poder. Sergio Massa existe.

 

La agrupación siempre ofuscada, el Movimiento Evita, con más vehemencia que seriedad, y el sector Cámpora I y II, según la cercanía a CFK o a exégetas de CFK, suman vocinglerío y pedidos. Este sector es más de escritorio que de territorio y más de propuestas de Estado y favores que de bombo y actos. Todos unidos triunfaremos cantaban. Sucedió.

 

EL EJE QUE MUEVE LA PROVINCIA

 

El eje que mueve la provincia, también Argentina, es el peronismo sí y el peronismo no. Desde febrero de 1946, acaso desde octubre de 1945, este es el piso firme para cualquier análisis de la sociedad. A favor o en contra del peronismo. De Gino Germani a alguien tan elemental como Mauricio Macri o tan revolucionarios como José Espert y/o Espeche, el líder de Quebracho.

 

Las elecciones, que ya tienen fecha en setiembre (PASO) y cierres de listas en el fin de julio, mueven a los amores y los odios con tal eje. Peronismo sí. Peronismo no.

 

La pregunta correcta es qué peronismo y si se podrá mantener unido y -esto es central- si se podrá mantener unido y sostener una contienda interna como la que consagró a Perotti sobre la señora Bielsa y que dejó a Rossi dentro del juego.

 

Un peronismo que sostenga una interna y se mantenga unido es una carta con posibilidades de triunfo cercano en el 2021 y desde allí lo genético: la deuda que Perotti debe saldar en su momento: la continuidad del peronismo en el Poder Ejecutivo el 11 de diciembre del 2023. En la Génesis del peronismo está la continuidad.

 

La muerte de Lifschitz pone al FPCyS en el punto de diáspora. Deja al sur con pocos candidatos de peso específico superior a Javkin y, además, el rechazo a "los Fernández" arrima votos radicales a una marca: Pro-Cambiemos. No sucede lo mismo con nombres propios. Esa seducción, ese milagro, esa cuestión no está resuelta al mes de mayo. Lo que sí tiene comprobación es que el peronismo, sin la visita de CFK en 2019 a la provincia de Santa Fe… triunfó. Aconsejo repetir la ausencia.

 

LA RUTA AL SENADO ESTÁ ILUMINADA

 

Vistas las relaciones de Perotti con el senado Provincial, la doctora Alejandra Rodenas de Llonch es poco menos que un topo de Traferri (leer "El agente Smiley"), pero la vicegobernadora tiene -revisando las encuestas civilizadas- inmejorables números para aspirar a una senaduría nacional… si quiere ese sector.

 

Agustín Rossi tiene 100 % de grado de conocimiento y por tanto no hay grises. Quieren o no quieren al ingeniero nacido en el norte y militante en el sur de la provincia. Se insiste: no hay grises, quieren o no quieren. Es el más conocido. Por lejos. En este mes de mayo muchas fotos en la provincia. Muchos actos. Muchas sonrisas.

 

Roberto Mirabella, actual senador, es el hombre de confianza de Perotti (fue su suplente en la lista de Perotti/ Sacnun, triunfadores en su momento) y la señora Sacnum, actual senadora, es conocida por la señora CFK.

 

En los otros frentes electorales la ruta del senado nacional encandila a Barletta/ Angelini/ Corral/ Pullaro/ Fascendini/ Michlig y, desaparecido Lifschitz y en mitad de la diáspora, al mismísimo Bonfatti/ Fein/ Giustiniani/ Di Pollina y la apuesta secreta del sur: Clara García, viuda de Lifschitz. Personalmente no la descartaría, es más: apostaría por Clara García pero… el socialismo es misógino al extremo.

 

DIPUTACIONES A LA CARTA

 

Conformar a Rossi, a Sergio Massa, a la señora CFK, al mismísimo AF y las dos agrupaciones, la de la vehemencia y la de escritorios y cargos, no será tarea sencilla.

 

Tampoco es sencillo que entiendan que ahora Santa Fe es un problema de CABA y de Provincia de Buenos Aires porque Lifschitz, que aseguraba oposición mansa y votos en común contra "la derecha", se murió. Chau esos votos que parecían oposición y federalismo y eran un trueque fácil para el grupo K.

 

El PRO Cambiemos es oposición frontal al peronismo ¿dejarán en Provincia de Buenos Aires que ganen los de Macri/ Bullrich/ Rodríguez Larreta/ María Eugenia/ Carrió/ Lousteau en Santa Fe ?...

 

Sergio Masa ya conversó con Cachi Martínez (posible diputado nacional) que ya conversó con Pignata y Miatello, feroces ofertas como concejales. Piden pista.

 

Agustín Rossi ya conversó con Norma López, que es número puesto en las concejalías rosarinas. Tiene pista.

 

Marcelo Gastaldi ya adoctrinó a Lewandowski y su plan B, el médico Rabia, activo en la Peste. Por ahora sin pista.

 

Traferri es un tiempista que espera. Algo hará, eso es seguro. El Movimiento Evita y La Cámpora I y II esperan órdenes desde Buenos Aires. Hay nerviosismo.

 

La oposición quiere que el peronismo se pelee y que se olvide que el 28 de julio el cargo de Defensor del Pueblo termina su mandato y Lamberto se va (por fin) a su casa.

 

La Defensoría es un alto cargo que el peronismo debe decidir con quien ocupar y que es, junto con el nombramiento de muchos jueces y fiscales, más auditores de entes descentralizados, la pulseada que pensaba hacer Lifschitz con el Ejecutivo Provincial, para aprobar el paquete de leyes que pide (Perotti) a canje por más burócratas del socialismo. Lástima.

 

En Santa Fe el peronismo, lo que se dice el peronismo… depende del peronismo para ganar… y gobernar hoy… y mañana.



 




Diario El Litoral - Copyright 2021