El Litoral Santa Fe - ellitoral.com   Imprimir esta página
Link completo de la nota: www.ellitoral.com/index.php/id_um/309107

David Safran 20 -07-2021
El músico de Chicago que flasheó con Sandro

"Delicate parts" es el nombre de su último álbum, que reúne canciones grabadas entre 2005 y 2012. La historia de un artista multifacético fascinado por la cultura rioplatense.



 

David Safran es un artista nacido en Chicago que recientemente publicó su álbum, "Delicate parts" (2021) por el sello Tiki Core Records de Atlanta. Allí, el músico, cantante, productor y escritor recopila diez canciones grabadas entre 2005 y 2012. Entre los hitos personales se cuentan ser la voz de Adidas y Amnistía Internacional y telonear a Jorge Drexler. Pero, ¿cuáles son las conexiones que encuentra David con los sonidos rioplatenses? ¿Qué lo cautivó de Drexler? ¿Con qué sonoridades asocia a la Argentina? De todo ello, y de una admiración total por Sandro, conversó con El Litoral.

 

 

Lo llamamos disco

 

Desde hace más de dos décadas, David Safran es un exponente de la escena underground de Chicago. Sin embargo, admite que no sería capaz de describir la escena musical del lugar porque "la mayoría de los músicos que la dominaron, al menos en su dimensión indie, se han mudado a ciudades más grandes, como Los Ángeles o Nueva York". Así, el modo en que conecta con dicha escena es a través de "programas de televisión y escuchando canciones de músicos con los que solía beber".

 

Su nuevo álbum, "Delicate parts" (2021) es presentado como un "viaje del pop barroco obsceno al dance-punk austero". Para Safran, en su tono entre misterioso, irónico y prudente, esa incursión es más interesante de comprender o sentir desde el lado de un oyente, que desde el autor.

 

Tim Sandusky (Ezra Furman, Lolawolf), en la producción, y Carl Saff (Bonnie "Prince" Billy, Guided by Voices), en la masterización, fueron los cómplices de David en tal labor. "Honestamente, no creo que tuviera ningún criterio o guía. Entre 2005 y 2012, grabé unas cincuenta canciones en Chicago. Muchas fueron lanzadas de manera no oficial o interpretadas en vivo. Finalmente, elegimos diez y lo llamamos disco".

 

El álbum cuenta con la participación de notables invitados, como la violinista Susan Voelz (Poi Dog Pondering, Alejandro Escovedo), la cantante pop Genevieve y el virtuoso guitarrista Andreas Kapsalis. En palabras del músico de Chicago, "los tres son maestros en su oficio. Colaborar con ellos subrayó, principalmente, lo poco musical que soy en realidad".

 

Glorioso

 

¿A qué otros sonidos remite la obra? ¿Cuáles son las referencias obligadas? "No hay suficiente espacio para imprimir la lista de músicos que me han marcado". Sin embargo, en el plano vocal, "Delicate parts" deja ver rastros de David Bowie y Alex Kapranos. "Soy fan de ambos", concede Safran. A propósito del cantante de la banda escocesa Franz Ferdinand, agrega una curiosidad de fan en común: "Alex y yo somos alérgicos al maní. Entonces, cada vez que escucho su música, reconozco el hecho de que puede venir con anafilaxia".

 

El bordado final de "Delicate parts" es una reversión del clásico punk hardcore "The weekend", coescrito por Safran cuando tenía catorce años. "Tenía curiosidad por reinterpretar la canción siendo adulto. Hace un par de años descubrí que un archivero que conserva el punk rock de los '90 había digitalizado canciones de mi banda de adolescentes, The Apathetics. No había escuchado nuestra música en más de veinte años y nunca digitalmente. Fue un momento glorioso que, espero, todos puedan tener al menos una vez: redescubrir el arte que hiciste en la infancia y no sentir vergüenza".

 

Rioplatense

 

El miércoles 2 de octubre de 2013, David Safran fue el encargado de abrir el show de Jorge Drexler en el escenario de Lincoln Hall. En esa "experiencia maravillosa", conoció a una "persona encantadora y, también, a sus fans. Vi de primera mano cómo se conectaba sin esfuerzo y sin pretensiones con los oyentes, de la misma manera envidiable que lo hacía Leonard Cohen. Drexler fue muy amable con mi propia música y aprobó especialmente la portada del álbum".

 

Además, Safran actuó y colaboró con las reconocidas compositoras Keren Ann y Susan Voelz (nominada al Premio Grammy), y el ícono de la guitarra Marc Ribot, entre otros. "Fueron experiencias muy diferentes y bastante difíciles de destilar", aclara antes de volver a ingresar al mundillo charrúa. Concretamente, al histórico conjunto montevideano Hablan por la espalda. "Sus discos de punk de mediados de los '90 suenan notablemente a hardcore proveniente de Chicago por la misma época. Si no fuera por una separación de 6.000 millas (9.500 km), todos podríamos haber estado jugando juntos en la misma bolera (NdR: local donde se juega a los bolos)" o disfrutando del mismo "espectáculo en casa".

 

El punto débil

 

El nombre de Juan Wauters (uruguayo radicado en Queens) puede ser, en la hipótesis del autor de esta nota, uno de los puntos claves en la conexión de Safran con la cultura rioplatense. Wauters participa, por ejemplo, en una de las grabaciones de Hablan por la Espalda, grupo que versiona en su repertorio canciones de Leo Dan y Sumo. Pero, ¿cuánto David de la música argentina? ¿Algún artista lo conmovió particularmente? "Esta pregunta es increíblemente difícil de responder rápido", dice, revelando que sabe y mucho del tema. "Supongo que mi primer instinto es mencionar las bandas punk, pero hay demasiadas para enumerarlas. Al igual que Estados Unidos y el Reino Unido, la escena punk de Argentina fue enormemente importante". Pero, agrega, "también amo Los Gatos y el rock nacional temprano. Y luego está Sandro. Hombre, tengo una debilidad por él. ¿Sus canciones -y su pelvis giratoria- siguen siendo amadas en Argentina?"



 




Diario El Litoral - Copyright 2021