Edición del Viernes 09 de marzo de 2001

Edición completa del día

Edición impresa del 09/03/2001 | Opinión Opinión

Opinión: OPIN-04

Reconocen fracaso en metas
educativas de América latina

Por Patricia Vázquez.


Los ministros de Educación de América latina y el Caribe reconocieron este miércoles el fracaso de los objetivos marcados hace veinte años para lograr la alfabetización en el hemisferio y extender la educación básica, metas que volverán a marcar las políticas educativas de la región los próximos 15 años.

Pese a los esfuerzos educativos de los últimos años, la región cuenta con 40 millones de analfabetos totales mayores de 15 años, mientras que 110 millones de personas no lograron finalizar la educación básica.

"La región no ha logrado aún cumplir en su totalidad los objetivos marcados en 1981", cuando se elaboró el Proyecto Principal de Educación en América latina y el Caribe, señala la Declaración de Cochabamba, que fue suscrita anteayer en esta ciudad del centro de Bolivia por los ministros de Educación, convocados por la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

El texto reitera el compromiso de los gobiernos de la región para extender la escolaridad básica a toda la población, alfabetizar a jóvenes y adultos y mejorar la calidad de la educación, objetivos que ya fueron establecidos hace veinte años y que volverán a ser "prioridades básicas y compromisos para los países que aún no los alcanzaron".

El documento reconoce la existencia de 40 millones de analfabetos mayores de 15 años, que suponen el 11 por ciento de la población y tan sólo cuatro millones menos respecto a 1981, cuando se elaboró el Proyecto Principal de Educación de América latina, única iniciativa regional en este sentido.

Un compromiso renovado


La declaración, con la que se cerró la VII Reunión del Comité Regional de este proyecto, asegura que el analfabetismo "limita los derechos humanos y ciudadanos y se convierte en un obstáculo para el aprendizaje de los hijos" e insta a los países a "buscar métodos eficaces" para combatirlo, incluyendo el uso de los medios de comunicación.

Los ministros de Educación de la región suscribieron una declaración de trece puntos y 54 recomendaciones que elevarán a sus gobiernos y servirán para que la Unesco elabore un proyecto regional a 15 años con los principios de estos documentos.

Para garantizar una educación básica universal, los ministros recomendarán a sus gobiernos un aumento de la inversión en educación, solicitarán una "decidida acción para mitigar el peso de la deuda externa" y pedirán "acciones concretas para reducir los gastos militares".

Al cierre de la reunión, el vicepresidente del encuentro y ministro de Educación de la isla caribeña de San Vicente, Timothy Harrys, aseguró en rueda de prensa que pese a que la región no alcanzó todos sus objetivos "hay experiencias exitosas como la cubana, donde se logró la alfabetización plena, o la de otros países del Caribe, que consolidaron la educación universal".

El ministro cubano de Educación, Luis Ignacio Gómez, aseguró que esta declaración "no es la panacea milagrosa" pero debe servir para concientizar a los gobiernos en la necesidad de avanzar en la reforma educativa.

Para Tito Hoz de Vila, ministro de Educación de Bolivia, no basta con alfabetizar, "hay que incorporar luego a esas personas a la vida y a la producción porque, de lo contrario, serán analfabetos funcionales".

El problema de la pobreza


La Declaración de Cochabamba reconoce que la existencia de 220 millones de personas que viven en situación de pobreza en América latina y el Caribe "condiciona la educación" y que la actual globalización "excluye a un creciente número de personas de los beneficios del desarrollo social y económico".

La región se propone dar un "salto cualitativo" en educación, mediante una consideración del papel del docente como "insustituible", lo que requerirá "un nuevo tipo de instituciones más flexibles y con mayor capacidad de respuesta".

Además, en la declaración se aboga por incorporar el uso pedagógico de las tecnologías y se pide a los países que hayan consolidado la educación primaria que asuman la educación secundaria como su principal prioridad.(EFE).





Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Necrológicas Anteriores