Edición del Jueves 18 de agosto de 2005

Edición completa del día

Edición impresa del 18/08/2005 | Persona y Sociedad

Dr. Alfredo Manuel Carrió Peón
Un vivo recuerdo de cien años

En estos días se cumplen cien años del natalicio del Dr. Alfredo Manuel Carrió Peón. Había nacido en Gijón (España), en 1905. Hijo de Don Genaro Carrió Requejo y doña Encarnación Peón, trascurrió sus primeros años en Somió, una pequeña Villa Asturiana cercana a Gijón.

Apenas niño viajó con sus padres y sus cuatro hermanos (Genaro, Francisco, María Luisa y Luis) a la ciudad de Santa Fe, donde cursó sus primeros estudios en la Escuela Domingo Faustino Sarmiento.

Prosigue su formación en el Colegio Nacional Simón de Iriondo, donde se destaca por haber fundado el Primer Teatro Estudiantil con que contó el establecimiento educativo.

Ya bachiller, se radica en Rosario, con escasos recursos económicos, que lo lleva a trabajar de actor en el desaparecido Teatro Carlos Gardel. En 1928 obtiene el título de Odontólogo y Cirujano Dentista.

Cumplida esta etapa se radica definitivamente en Santa Fe, donde participa y colabora en un sinnúmero de actividades profesionales y culturales. Hombre de vasta formación, instala su consultorio sobre la calle 25 de Mayo y Vera, atendiendo además en Laguna Paiva (Biblioteca Alberdi) y en un sinnúmero de dispensarios públicos que lo llevan a crear la Dirección de Higiene Escolar de la Provincia.

Miembro fundador del Colegio de Odontólogos y del Círculo Odontológico Santafesino, desarrolla en las dos instituciones una actividad ética y profesional representando a ambas entidades en eventos de especialización.

Funda junto al Dr. Morisott el Club Universitario de Santa Fe, siendo su primer vicepresidente y conduce los destinos del Centro Asturiano Santafesino durante varios períodos. Se lo recuerda por la construcción de carrozas que circulaban por calle San Martín el día de la Virgen de Covadonga.

Hombre apasionado por todas las inquietudes ciudadanas, participa en la dirigencia del Club Atlético Unión y Gimnasia y Esgrima de Ciudadela. Durante varios años conduce una audición de Poesía Española por LT 9 y organiza ciclos anuales de charlas y cursos en la Biblioteca Emilio Zola.

Finalizada la Guerra Civil Española, se ocupa fervientemente por el destino de los exiliados, razón por la cual visitan la ciudad, entre otros, representativos poetas como Rafael Alberti, León Felipe, Juan Ramón Jiménez y el General Rojo (encargado de le las Milicias Republicanas).

Las puertas de su casa estuvieron siempre abiertas para recibir por largos períodos a desterrados, artistas y personalidades universitarias en exilio que disertaron en nuestra ciudad y convivieron con los nuestros.

Su dedicación por sus pacientes lo encuentran trabajando de continuo ya no sólo en su clínica, sino también en el Sanatorio Español, Sanatorio Santa Fe y posteriormente como cofundador del Sanatorio Garay, previo a la instalación del Ateneo Avelino Gutiérrez.

Se casó en 1933 con Elena Perini con quien tuvo dos hijos, Nora Elena y Alfredo Ariel. Al cumplirse cien años, varias generaciones lo recuerdan aún por su criterioso sentido solidario, su experiencia profesional y el cariño por el que transitó su ciudad de Santa Fe.





Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Necrológicas Anteriores

Descargá gratis la aplicación de EL LITORAL, ¿Desea Instalarla?