Edición del Jueves 10 de noviembre de 2005

Edición completa del día

Edición impresa del 10/11/2005 | Deportes | Fixture | Resultados Deportes

Los dirigentes deben potenciar la plantilla
¿Qué Colón se verá con el "Patón" Bauza en el 2006?

El equipo que saltó al campo y lo bajó a Olimpo en Santa Fe el martes a la noche por 2 a 0. Foto: Luis Cetraro. 

Habrá cuatro cupos de refuerzos por cada equipo. El torneo que viene, previo al Mundial de Alemania, se jugará en casi tres meses y medio. Dónde se reforzará Colón.

Darío Pignatadpignata@litoral.com.ar

"Le pedí a Darrás hablar del futuro después del partido con Olimpo, porque en los 18 días de receso terminamos de evaluar las condiciones de todos los jugadores del actual plantel", había disparado el "Patón" Edgardo Bauza cuando fue consultado acerca de los refuerzos que la plantilla necesita para el 2006. Incluso, el mismo entrenador recibió la tranquilidad que necesitaba: "Me dijeron los dirigentes que harán un esfuerzo económico para poder traer lo que hace falta", agregó.

Uno lo conoce a Bauza. Además, obviamente, no saldrán pistas de su boca sabiendo que todavía se sigue en competencia y hay 18 puntos calientes por jugar (Boca, San Lorenzo y Lanús, de visitante; Central, Instituto y Argentinos, de local). En el mismo sentido, se conoce la estrategia de mercado que aplican los dirigentes de Colón en tiempos de pases: no hablan, sólo negocian.

Algunas pistas

Aún así, algunas sensaciones se van confirmando. Por ejemplo, lo conforme que está el entrenador y la dirigencia con el poder ofensivo del equipo. Entre "Bichi" Fuertes, Germán Denis y "Tito" Ramírez están la mitad de los goles del equipo en este campeonato afista. "Tenemos un potencial fantástico entre los tres. Y no hay que descartar a chicos como Bieler y Bravo que vienen trabajando con mucha seriedad", dijo Bauza. Conclusión: ni Bauza ni los dirigentes buscarán refuerzos en el bloque de ataque.

Lo propio se puede decir del volante de enganche. Ya hoy es recuerdo aquél increíble viaje de Vignatti a Asunción del Paraguay para comprar a Julio Dos Santos, el enganche de Cerro Porteño al cual el "Tata" Martino transformó en algo prácticamente "imprescindible" (dicho sea de paso, hoy los diarios paraguayos dicen que está vendido al Cádiz de España en una cifra millonaria). Pero además, la recuperación física, futbolística y -fundamentalmente- anímica/mental de Giovanny Hernández devuelven muchísima tranquilidad y renuevan las expectativas: "El Príncipe" necesita imperiosamente completar en enero una pretemporada fuerte, exigente, de base. Además, el martes a la noche hubo una pista de algo: para Bauza, hoy por hoy, el enganche alternativo del "10" cafetero en un 4-3-1-2 se llama Franco Cángele (en ésa posición lo puso ante Olimpo).

¿Y entonces?

Sin dudas, que la mayoría de los refuerzos que puedan llegar estarán atrás o en el mediocampo. En este punto, Bauza admitió que "el entrenador anterior integró una plantilla con muy poca recuperación en el mediocampo. No tengo un reemplazante natural para volante de marca si llega a pasar algo con Romagnoli". Incluso, cuando fue consultado por Gabriel Solís -volante de las inferiores que debutó algunos minutos ante River en Vélez-, su respuesta fue contundente: "Este no es momento de poner pibes. Ya vamos a estar mejor en todo para generar las condiciones de promover juveniles". Primera pista: al técnico le interesa sumar un volante de marca. Los nombres que ganaron los pasillos fueron: Adrián Bastía (Estudiantes de La Plata) y Rogelio Martínez (Olimpo de Bahía Blanca). De todos modos, más allá de los nombres, el perfil está claro: un volante que tenga marca y recuperación.

El otro tema pasa por la zaga central. Cuando el "Coloradito" Zuvinikar debió ingresar ante River Plate, más de un dirigente pensó en voz alta: "Si Crosa no se recupera, con Píccoli-Lussenhoff quedamos muy al límite en una zona clave de la defensa. Hay que buscar un zaguero".

Hubo algo que cambió en los últimos tiempos: Bauza les dijo a los dirigentes que confía en la recuperación de Crosa (el martes, sorpresivamente, lo llevó al banco y dejó afuera a Tavio). Igualmente, con Crosa o sin Crosa, la dirigencia apuntó a un zaguero en su momento cuando se fue Martino. Segunda pista: a los dirigentes les interesa que venga un marcador central importante. . Dicen que alguien "tanteó" al "Coco" Ameli, pero rápidamente salió disparando cuando se enteró el sueldo en dólares que le paga River por estar "colgado".

Los famosos carrileros

Con Capurro y Cominges lesionados, Bauza no hubiera tenido alternativas de carril en el banco si tenía que jugar ante Olimpo a la semana de Independiente. Pero el parate le vino bien: lo recuperó a Capurro y dejó fuera del banco a Cominges (un dolor en la espalda).

Hoy por hoy, Zurita y Moreno son titulares. Entre los dos complementan lo que le falta a Colón en esa zona: el salteño tiene claridad para manejar la pelota pero es lento; el ex Central aporta ida y vuelta, pero muchas veces comete demasiadas imprecisiones técnicas. Conclusión: Colón no tiene un jugador física y técnicamente completo por los carriles del mediocampo. Incluso, aquí vale preguntarse algo: ¿de los goles que tienen Denis (3), Ramírez (3) y Fuertes (2), cuántos se generaron por jugadas de gol de los carrileros? .

Cuando llegó, el "Patón" Bauza apostó a una solución futbolística de Cominges como carrilero izquierdo en un 4-4-2. "Ahí lo usamos en Sporting Cristal de Perú y nos aportó soluciones. Es más, el "Pelado" Bonnet se cansó de hacer goles con centros de Cominges", comentaban, a la vez que admiten que "en esa función de 80 metros, con Cominges tenemos un cambio seguro, porque no siempre termina aguantando los 90 minutos". Además de sus problemas físicos (pidió el cambio con Independiente y no fue al banco con Olimpo por un dolor en la espalda), es muy difícil que el peruano siga en el fútbol argentino: Colón lo trajo "totalmente gratis" el primer año, pero ahora en diciembre se vence la primera opción contractual. Para retenerlo, Colón debe comprarle el 55 por ciento del pase en cientos de miles de dólares. Si no acuerda un préstamo (el pase es del jugador), es muy complicada su continuidad.

En el mismo mediocampo, también Iván Moreno tiene chances de armar las valijas: en su contrato hay un apartado por el cual se puede ir de Colón en diciembre de este año si el mismo jugador o un grupo empresario o un club ponen una determinada cantidad de dinero.

No de casualidad se escuchó la siguiente frase: "Estamos trabajando al pibe Malandra para el carril izquierdo en un futuro no tan lejano". Tercera pista: es casi un hecho que Colón buscará un carrilero distinto, con cambio de ritmo, en el mediocampo para el 2006. .

Más allá de los puestos, tanto Bauza como los dirigentes no pueden repetir viejas experiencias. Por ejemplo, Martino trajo siete jugadores, de los cuales hoy son titulares Lussenhoff y Zurita (Germán Denis llegó de última como idea de los dirigentes al caerse lo de Dos Santos). Pero Jerez, Tavio, Cángele y Crosa están afuera.

El plantel de Colón está, desde la cantidad, más que completo. Ahora hay que usar bien las balas. No se pueden tirar tiros al aire. Zaguero, volante de marca o carrilero, lo que Colón necesita son refuerzos que marquen claras diferencias con los que hoy juegan. Y si la plata ya no sobra como antes, sería preferible traer uno o dos refuerzos de nivel antes que cuatro jugadores del montón.





Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Necrológicas Anteriores

Descargá gratis la aplicación de EL LITORAL, ¿Desea Instalarla?