Edición del Sábado 19 de febrero de 2011

Edición completa del día

“Hay que jugar mejor a la pelota” - Edición Impresa - Noticias de Deportes | Fixture | Resultados Deportes


La autocrítica de Fernando Gamboa en la noche banfileña...

“Hay que jugar mejor a la pelota”

El entrenador sabalero está convencido de que su equipo puede y debe jugar mejor. De todos modos, el punto logrado dejó satisfechos a todos.

“Hay que jugar mejor a la pelota”

Se esfuerza Candia por tapar el centro que envía Carrusca desde el sector izquierdo. Fue en el primer tiempo, cuando el ex volante de Estudiantes le ganó algunas veces las espaldas a Graciani, quien se fue de la cancha luego de un encontronazo con un rival que le lastimó el pie. Foto: Télam

Enrique Cruz (h)

(Enviado Especial a Buenos Aires)

Se notó la satisfacción del técnico y los jugadores de Colón por el resultado conseguido. Pero también hubo una autocrítica respecto del nivel de juego que mostró el equipo. Todos admitieron que el partido fue malo y que la actuación sabalera no fue la deseada. Y la frase más relevante la dio el propio Gamboa: “Tenemos que jugar mejor a la pelota”, dijo.

—¿Te vas disconforme, Fernando?

—No, disconforme no. Me voy con una sensación realista y es que, evidentemente, tenemos que jugar mejor a la pelota. No tenemos el fútbol que queremos tener. De repente, Damián Díaz está impreciso y cuando eso pasa, el equipo lo siente. De todos modos, más allá de esto, lo que no podemos permitirnos es que el rival nos cree tres o cuatro situaciones como pasó en el segundo tiempo. Mucho más en un partido tan cerrado como éste.

—¿Qué te llevás de positivo?

—Destaco el esfuerzo, más allá de que no metimos la presión que yo quiero en el mediocampo. Los cambios los aguanté hasta último momento porque la entrada del Enano Quilez fue forzada, y si bien había muchachos que estaban cansados o que no tenían el protagonismo deseado, los quería mantener todo el tiempo posible para no obligarme a cambios forzados. Además, el resultado estaba abierto y se podía inclinar para cualquiera de los dos lados. Pero ellos tuvieron más situaciones en el segundo tiempo y no quería tocar mucho el equipo por si teníamos que salir a buscar otra vez el empate.

—¿Cómo terminó Pozo el partido?

—Bien. Seguramente, ustedes vieron que no sacaba correctamente desde el arco. Ocurre que tiene un problema en el tobillo y a veces iba el Chino a patear. Pero el recorrido que tiene que hacer un central cuando va a patear desde el arco es grande y si la pelota vuelve enseguida termina habilitando a todos, así que el mismo Garcé me hacía señas de que estaba todo bien y que Diego le podía pegar. Pero lo hacía incómodamente.

“A veces se

puede, otras no”

“Nosotros tenemos que manejar mejor la pelota, ésa es una gran verdad. Pero a veces se puede y otras veces no”, fue la frase de Marcelo Goux después del partido.

—¿Qué te preocupa de esta actuación?

—Nada. El arranque del torneo fue bueno, hicimos un partido interesante e inteligente con Quilmes y hoy, ante un rival que no regaló nada, que venía de perder y que necesitaba recuperarse, jugamos un partido a tono con la forma en que se dio. Yo sé que el partido fue feo para la gente que vino a la cancha, pero sacamos un punto que sirve. Hoy también jugamos con inteligencia.

—¿Sirve el punto?

—Claro que sí, pero nos obliga a ganar el viernes ante Gimnasia.

—Hubo una jugada dudosa en el final, en el área de Banfield. ¿La comentaste con tus compañeros?

—Le pregunté a Pipa, que estaba más cerca, y me dijo que sí, que fue mano. Queda a la interpretación del árbitro. Yo, desde donde estaba, no vi la jugada, no aprecié la mano porque está muy lejos. Me pareció, pero no para decirlo contundentemente. Por eso le pregunté a Federico, que estaba al lado. Pero bueno, el fútbol es un juego de interpretaciones y el árbitro entendió que la mano fue casual.

La reserva, lunes

Esta mañana se confirmó que el encuentro de reserva entre Banfield y Colón se jugará pasado mañana en Buenos Aires. Por tal motivo, el plantel de Mario Sciacqua se trasladará bien temprano para afrontar este compromiso en el sur del Gran Buenos Aires, que fue suspendido ayer por las condiciones del tiempo.

¿ES PARA PREOCUPARSE?

Los resultados tapan falencias futbolísticas, pero está claro que si no se juega bien, a la larga o a la corta tampoco llegarán los resultados positivos.

Colón hizo lo justo y necesario para sacar dos resultados positivos ante Quilmes y Banfield. A la vez, el equipo mostró algunas facetas a la hora de pelear por recuperar la pelota y de intentar una solidez defensiva que el año pasado no tenía, que permitió jugar 180 minutos y recibir sólo un gol en el arco de Pozo.

El dato no es caprichoso. Surge de una realidad concreta: Colón fue el equipo más goleado, luego de Huracán, en el torneo pasado. Le marcaron 29 goles en 19 partidos. Y si bien debió sufrir una curiosa e irrepetible goleada ante Vélez (le hicieron 6 esa tarde en Liniers), la cantidad de goles en contra fue una de las grandes preocupaciones de Gamboa a la hora de trabajar al equipo desde lo táctico y lo estratégico.

No es momento de preocuparse demasiado, porque los resultados fueron buenos y eso da tranquilidad para trabajar. Pero ni Gamboa ni los jugadores deben dormirse en los laureles y suponer que con lo mostrado alcanza. Colón está lejos, jugando así, de ser un equipo con fundamentada ambición de protagonismo.


2.jpg

El escurridizo y veloz Cristian García se las ingenia para generar una falta a favor de Banfield por infracción de Marcelo Goux. En el complemento, el defensor sabalero se afirmó un poco más. Foto: DyN

¿Y con Godoy Cruz?

Luego del partido del viernes pasado ante Gimnasia, en el barrio Centenario, Colón tendrá que visitar a Godoy Cruz de Mendoza. Como ese fin de semana -el primero de marzo- se realizará la Fiesta de la Vendimia, existen serios impedimentos para el montaje del espectáculo deportivo. La pregunta es: ¿cuáles son las soluciones?

En Mendoza se dice que el “Polilla” Da Silva piensa en la posibilidad de postergar el partido, pero eso depende de la aceptación de Colón y de la AFA, por un lado, y del apretado calendario producto de la participación de los mendocinos en la Copa Libertadores.

Si el cotejo se juega en la fecha prevista (domingo 6 de marzo), la alternativa sería jugarlo temprano en Mendoza (cosa poco probable), o bien, trasladar el escenario del partido a San Luis (distante 260 kilómetros de Mendoza) o a San Juan (a unos 140 kilómetros, aproximadamente).

“Nosotros no tenemos ninguna noticia, para nosotros va en Mendoza”, señalaron anoche los dirigentes de Colón. Inclusive, estaban esperando novedades concretas porque hay que hacer la reserva del hotel. Y se estima que parar en Mendoza, para una delegación de casi 30 personas, será prácticamente imposible en ese fin de semana de la fiesta.



Sábado 19 de febrero de 2011
tapa
Necrológicas Anteriores