Edición del Sábado 28 de abril de 2012

Edición completa del día

Trabajadores de la carne creen que el sector está saliendo de la crisis - Edición Impresa - Economía

Inauguraron remodelaciones en la sede del sindicato

Trabajadores de la carne creen que el sector está saliendo de la crisis

El titular del gremio, Daniel Roa, considera que la actividad tocó el piso y lentamente se irá recuperando.

b_fr.jpg

Daniel Roa, secretario general del gremio. Foto: Flavio Raina

De la Redacción de El Litoral

redaccion@ellitoral.com

El secretario general del Sindicato de Trabajadores de la Carne, Daniel Roa, describió la situación que vive el sector -el de peor performance entre los distintos rubros industriales de la provincia de Santa Fe- aunque mostró su optimismo que la situación se revierte a partir de medidas tomadas por el gobierno nacional como la rebaja en diez puntos de las retenciones a los productos termoprocesados y la apertura del mercado europeo para las carnes de feedlot.

“El sector exportador es el más complicado, pero también el que apunta al mercado interno bajó su producción porque cayó el consumo de carne por los altos precios. Hay poca oferta de hacienda y además está cara. Por eso mucha gente optó por reemplazar la carne vacuna por la de pollo o cerdo. El consumo de carne bajó casi el 50 por ciento en la población”, explicó Roa.

Respecto de las causas que provocaron esta situación, Roa enumeró varias, pero hizo hincapié en la falta de una política para el sector desde siempre y el reemplazo de la ganadería por la agricultura.

“Una de las razones por las cuales faltan animales para faenar es el avance de la soja. Donde había vacas ahora se siembra soja..”, manifestó.

“La otra razón es que nunca hubo una política de ganado y carnes. No vamos a echarle la culpa sólo a este gobierno. No hay ningún tipo de control en la faena de animales, se matan vientres, no hay un control de piso mínimo de faena como hay en otro países. Se intentó hacer algo por la década del ‘90, pero se disolvió todo y no se hizo más nada. Y es lo que está faltando hoy: trabajar no sólo para armar una política de ganado y carnes, sino también una política agrícola ganadera. Lo que está claro es que si no se hace algo, esta situación no se va a revertir”, dijo.

Para Roa, el sector de la carne bovina tiene que tomar el mismo camino que tomó el sector avícola. “En su momento se reunieron el presidente Kirchner con los empresarios del sector y acordaron que, a cambio de abastecer el mercado interno a un precio acorde con los ingresos de la gente, el gobierno los iba a ayudar a producir y a exportar. Esto se hizo y han crecido mucho en los últimos años”, ejemplificó.

Como estamos

Pese a la crisis que afecta al sector, Daniel Roa se mostró optimista respecto a la recuperación del sector. “Dejó de caer la actividad. Tocamos el piso. Pero esto se va a reacomodar a largo plazo,. El stock ganadero no se repone en el corto plazo”.

Uno de las buenas noticias para los trabajadores del sector fue la reactivación del frigorífico Friar de Nelson hace dos semanas, con una faena de 250 animales diarios, al tiempo que destacó la actitud de la empresa que “apostó a producir y se lo reconocemos. Ellos nos dijeron que esa era el compromiso, que no la habían comprado para cerrarla”.

“Estuvo parado cinco meses y medio. La verdad es que estábamos muy preocupados por la situación. Ahora no están haciendo los cortes kosher, una tarea que hacen ellos, pero dentro de poco se va a firmar un convenio con Israel para hacerlo y allí comenzarían a trabajar la jornada completa. Pero la buena noticia es que volvió a trabajar. Los muchachos estaban con garantía horaria y sin trabajar y ahora siguen en garantía horaria, pero trabajando. Es un paso hacia adelante porque una vez que un frigorífico se cierra es muy difícil reabrirlo”, dijo.

El otro frigorífico grande de la región, el Recreo, “también bajó en forma considerable la faena por la baja del consumo pero está funcionando. Con sus problemas. Pero no hubo despidos y la actividad se mantiene”, dijo Roa.

Sobre la planta de Swift de Venado Tuerto, cerrada desde hace dos meses, Roa cree que los dueños “la van a mantener por si sale alguna otra cosa. Se anunció la exportación de carne de feedlot a Europa, pero eso no se hace en forma inmediata, hay que buscar los clientes, alguien que venda y conseguir quién te provea los animales. Bienvenido sea, pero es algo que se tiene que armar. Respecto a la baja en las retenciones de los termoprocesados es un paso adelante y esperamos que esto avance en los próximos días. Lo bueno es que no se van a despedir más trabajadores”.

a_pa.jpg

Nuevas instalaciones en el Sindicato de Trabajadores de la Carne. Foto: Pablo Aguirre

Una actividad cíclica

Roa describió a la actividad frigorífica como cíclica.

“En 1983 cuando asumió Alfonsín teníamos en el frigorífico Nelson 1.200 empleados. Dos años después había 500 trabajadores menos. Pero en todos pasó más o menos lo mismo. Con Menem se agravó. Estuvimos diez años sin recibir aumento de salarios y la industria se achicó aún más, aparecieron los contratos basura. No se pudo hacer nada. Con De la Rúa no hubo actividad y cuando asumió Kirchner el sector empezó a reactivarse. Frigoríficos chicos y empresas de chacinados que trabajaban con el mercado interno y habían cerrado, reabrieron y volvieron a contratar personal”, describió.

“Hoy la industria está en un proceso de reconversión. Van a desaparecer aquellos frigoríficos grandes, de mil quinientos o dos mil empleados, como en su momento tenía en Santa Elena. Primero porque en lo que es la Pampa Húmeda se va a dejar de criar vacas. Hoy la actividad se está corriendo hacia el norte del país. Y los frigoríficos se van a empezar a abrir donde antes no había, pequeños y de alta tecnología”, explicó.


Las nuevas instalaciones

El objetivo de la remodelación de la sede gremial con la construcción de las nuevas instalaciones -anoche se inauguró una parte de ellas en la sede del sindicato en calle 25 de Mayo 1918- es mejorar la atención de los más de 2.500 afiliados de los diez departamentos del centro-norte de la provincia.

“Empezamos las obras hace tiempo, siempre pensando en brindale los mejores servicios posibles a los trabajadores que representamos. En esta primera etapa inauguramos las obras del primer piso destinadas a la atención gremial. Abrimos una mutual donde vamos a brindar múltiples servicios y antes de fin de años vamos a tener inaugurado en la planta baja un centro médico con consultorios, laboratorios de análisis y atención odontológica con el fin de brindar la atención primaria con una mayor comodidad al afiliado. Queremos que quienes necesiten de los servicios puedan hacer todo en la sede sindical, desde comprar la orden hasta hacerse un análisis, y evitarle que tenga que andar de un lado para el otro por la ciudad”, explicó Daniel Roa.



Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Sábado 28 de abril de 2012
tapa
Necrológicas Anteriores