Edición del Sábado 28 de diciembre de 2013

Edición completa del día

Dos que descuelgan los guantes - Edición Impresa - Escenarios & Sociedad Escenarios & Sociedad

SYLVESTER STALLONE Y ROBERT DE NIRO

Dos que descuelgan los guantes

El creador de la saga “Rocky” y el mítico actor que interpretó a Jake La Motta en “Toro salvaje”, vuelven al boxeo en “Ajuste de cuentas”, de próximo estreno en la Argentina. Son dos veteranos que buscan revancha en el ring.

Dos que descuelgan los guantes El creador de la saga “Rocky” y el mítico actor que interpretó a Jake La Motta en “Toro salvaje”, vuelven al boxeo en “Ajuste de cuentas”, de próximo estreno en la Argentina. Son dos veteranos que buscan revancha en el ring.

Robert De Niro y Sylvester Stallone interpretan en “Ajuste de cuentas” a dos boxeadores que se vuelven a enfrentar luego de treinta años.

Foto: Gentileza Warner Bros

 

Juan Ignacio Novak

[email protected]

Aunque provienen de vertientes opuestas, hay por lo menos tres cosas que tienen en común Sylvester Stallone y Robert De Niro. Ambos son veteranos (el primero tiene 67 años y el segundo llegó en agosto a los 70), ambos gozan de masiva popularidad y fueron alguna vez quienes encarnaron a boxeadores que todavía hoy figuran entre los más famosos de la historia del cine: Rocky Balboa y Jake La Motta.

Estas dos estrellas de Hollywood se volvieron a poner los pantalones cortos y descolgaron los guantes para subir otra vez al ring en “Ajuste de cuentas”, de próximo estreno durante enero en la Argentina. El argumento de esta comedia es simple: tres décadas después de su trunca última pelea, Henry “Razor” Sharp (Stallone) y Billy “The Kid” McDonnen (De Niro), dos púgiles de histórica rivalidad, son persuadidos para dejar a un lado su retiro y volver a enfrentarse en combate.

La película está dirigida por Peter Segal (“El Súper Agente 86”, “Locos de ira”) y además de sus dos “ases” principales, en el reparto figuran nombres de la talla de Alan Arkin (“Argo”, “Pequeña Miss Sunshine”), Kevin Hart (“Scary Movie 3”) y la bella Kim Bassinger (“Los Ángeles al desnudo”, “Nueve semanas y media”).

Una saga taquillera

A casi cuatro décadas de su llegada a la pantalla grande, no caben dudas de que Rocky Balboa es el boxeador de ficción más conocido de toda la historia. Incluso mucho más que varios de sus colegas de carne y hueso. El mito se inició en 1976 cuando Sylvester Stallone interpretó a un desconocido boxeador a quien, en un inesperado giro del destino, le dan la posibilidad de competir por el título mundial.

Historia clásica de superación, el film muestra cómo Rocky usa toda su fuerza de voluntad en concienzuda preparación para el combate contra el campeón Apollo Creed, a quien casi le gana. A la vez, es una mirada agridulce de la vida de los norteamericanos de clase obrera y suburbial. Tanto Rocky como su novia, su cuñado y su entrenador, son trabajadores cuya única vía de escape de la rutina son sus sueños, casi siempre modestos.

Taquillera y ganadora de tres premios Oscar, entre ellos el de Mejor Película, dio pie a varias secuelas que se alejaron del espíritu de la original. Y le dio a Stallone la oportunidad de subir el primer peldaño que lo convertiría en un famosísimo actor y en uno de los héroes de acción más cotizados de todos los tiempos. Para bien o para mal.

Obra maestra

Rodada en los albores de la década del 80’ por un Martin Scorsese en plenitud creativa tras inaugurar el thriller moderno con “Taxi driver”, “Toro salvaje” es una excelente traslación a la pantalla de la vida del boxeador Jake La Motta, quien logra el éxito profesional pero ve naufragar su vida personal debido a sus celos enfermizos y su carácter violento.

La actuación que brinda Robert De Niro es impresionante, ejemplo máximo del método del Actors Studio. El reconocido actor logró un asombroso realismo en las peleas y hace que las escenas de violencia doméstica y los evidentes excesos de La Motta desborden credibilidad. Y por si fuera poco, le puso literalmente el cuerpo al personaje cuando debió ganar varios kilos para interpretar al boxeador en su declive. Lo cual lo convirtió en ganador de un Oscar al Mejor Actor en su año, por sobre otros grandes aspirantes al galardón como John Hurt, Robert Duvall, Peter O’Toole y Jack Lemmon.

Ahora, los actores que antaño fueron el “semental italiano” y el “toro salvaje” se verán las caras y chocarán los puños en la pantalla grande. Habrá que ver quién dura más en pie.

Grandes films con boxeadores

  • El mundo del boxeo fue retratado muchas veces en la pantalla de cine, en un amplio espectro que oscila entre duros policiales y lacrimógenos melodramas. De los años ‘40 son “Body and soul”, de Robert Rossen, con John Garfield, “Champion”, de Mark Robson, con Kirk Douglas y “The set-up” de Robert Wise, con Robert Ryan.

De la década de 1950 quedaron dos grandiosas obras sobre púgiles: “Marcado por el odio”, biopic del boxeador Rocky Graziano, dirigida por Robert Wise e interpretada por un gran Paul Newman y la amarga “Más dura será la caída”, de Mark Robson con un inconmensurable Humphrey Bogart como un veterano periodista que debe promover a un joven púgil.

“Fat City” (1972), de John Huston y la sentimentalista “El campeón” de Franco Zeffirelli son dos producciones sobre boxeo que datan de los años ‘70. Más recientes son la argentina “Gatica, el mono” (1993) de Leonardo Favio, “Huracán” (1999) de Norman Jewison con Denzel Washington, “Ali” (2001) de Michael Mann, con Will Smith y la impecable y oscarizada “Million Dollar Baby” (2004) de ese gran realizador que es Clint Eastwood.



Imprimir:
Imprimir
Sábado 28 de diciembre de 2013
tapa
Necrológicas Anteriores