Edición del Sábado 06 de junio de 2015

Edición completa del día

El Niño podría traer otra super cosecha de soja a los productores argentinos - Edición Impresa - Campolitoral

Buenas perspectivas climáticas

El Niño podría traer otra super cosecha de soja a los productores argentinos

Dos referentes en el tema coinciden en que el calentamiento del Pacífico ecuatorial anticipa un fenómeno débil pero útil para la actividad agrícola del próximo ciclo. El manejo, coinciden, será la gran diferencia.

11ABRE_SSTWEEK_C.jpg

Calentamiento ecuatorial. La última actualización del Centro de Predicciones Climáticas (CPC) de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de EE.UU. (NOAA) muestra las anomalías en las temperaturas oceánicas respecto de los promedios semanales de 1981-2010. Según el organismo existe una probabilidad de 90% de que El Niño continúe durante el verano del Hemisferio Norte de 2015, y una probabilidad mayor de 80% de que se extienda a través del resto del 2015. Foto: Archivo

 

Campolitoral

campo@ellitoral.com

El director científico de la Guía Estratégica para el Agro (GEA) de la Bolsa de Comercio de Rosario, José Luis Aiello, estimó que la probabilidad de un nuevo fenómeno El Niño eleva las chances de repetir en el ciclo agrícola 2015/16 la super cosecha gruesa que se dio en la campaña que está terminando.

“Hoy es más evidente entender lo que va a pasar en la gruesa que lo que ocurrirá en la fina”, dijo en un video institucional por los 10 años del servicio GEA y explicó que es en la cosecha gruesa cuando “hay una fuerte señal de lo que pasa en el Pacífico; es un excelente indicador”.

En tal sentido, los modelos de pronósticos señalan que “hay casi un 80% de probabilidad de que se vuelva a instalar un Niño de intensidad débil, pero Niño al fin”. Existe, entonces, una alta probabilidad de que haya una buena oferta de agua sobre el sudeste sudamericano, sobre todo en el núcleo sojero y maicero argentino. “O sea que puede ser un año nuevamente muy bueno desde el punto de vista de los rendimientos”, dijo el especialista, y no descartó que pueda reiterarse una excelente cosecha como la actual, en la que se espera un récord nacional con 60 millones de toneladas de soja.

En el corto plazo, anticipó que para los últimos días de mayo y primeros de junio no se esperan precipitaciones en la región agrícola, habrá buena radiación solar y un sistema de alta presión instalado, por lo que “va a continuar sin dificultades lo que resta de la cosecha”.

También destacó el escenario hídrico favorable para el comienzo de la fina, ya que los perfiles de agua están muy bien y “la siembra del trigo va a arrancar en buenas condiciones”.

Además descartó marcas térmicas muy bajas en los próximos meses: “los indicadores (en base a la experiencia de los técnicos) nos están diciendo que va a haber un período invernal con temperaturas moderadas; no será una época de frío intenso”. Sin embargo, ello no impedirá que ocurran “pulsos de frío” (irrupciones de aire a bajas temperaturas), que hoy -junto a las lluvias convectivas, vientos o pulsos de calor- son parte del “menú” que ofrece el clima debido a la inestabilidad del cambio global y “eso va a ser moneda corriente”.

Aiello también explicó que los indicadores de El Niño (temperatura del Pacífico ecuatorial) son especialmente valiosos para anticipar el clima en Sudamérica, pero no en América del Norte, donde no tienen una señal tan evidente. Por ejemplo, “hoy es muy conjetural lo que pasará en el weather market (mercado climático) de EE.UU. en julio”.

Cuestión de timing

Por su parte, el titular de la consultora Weather Wise, Antonio Deane, compartió una charla con Campolitoral en las recientes Jornadas de Capacitación del PDT de Sancor. Allí, el agrometeorólogo enfatizó que desde el punto de vista productivo, las perspectivas “son mejores pero que requieren que los productores estén bien informados para llevar adelante su plan de trabajo”. Según Deane, la oscilación tipo oleaje (alternancia de períodos lluviosos con períodos secos) que tiene el clima, obliga a estar atentos. “Nadie quiere que un cultivo florezca en etapa de seca. La forma de evitarlo es planificando y seleccionando las variedades adecuadas. La clave en cualquier negocio es una palabra inglesa sin traducción que es el timing, o momento oportuno para pegarle a la pelota”, continuó.

Según remarcó, el mundo agropecuario (que incluye producción, transporte y comercio), “no podemos no prestar atención al clima. Sin embargo, la tecnología para ver lejos ya está disponible, aunque no del todo en Argentina”.

En concordancia con los dichos de Aiello, Deane afirmó que hay un cambio muy marcado en los patrones climáticos: “el año Niño ya está establecido y se le suma un proceso de aguas cálidas en el Atlántico, desde Mar del Plata hasta Ciudad del Cabo en Sudáfrica y la esquina norte de Venezuela. Eso hace a una situación mucho más compleja, que implica grandes volúmenes de agua en forma errática, tal como sucedió en Córdoba en dos días o en La Plata, donde hubo 4 tormentas, y fue la más débil la que afectó la ciudad”, graficó.

A manera de anticipo, advirtió que se viene un año con mucho granizo “y no estoy atado a ninguna compañía aseguradora”, aclaró, con chaparrones intensos de áreas no enormes, pero teniendo en cuenta que una tormenta aislada puede tener el tamaño de la provincia de Córdoba. “Será un año para la soja, para los maíces intermedios y cortos, y va a haber problemas para las vacas en lactancia. Estamos todos en el mismo barco y nosotros, los verdaderos dueños de la Argentina, estamos a punto de renovar un contrato para que alguien la administre. De allí la importancia de respetar a la madre naturaleza que no sabe de políticos. Veo un febrero seco. Y aquí se anticipa una seca que empieza a cortarse en octubre, pero cuando piensen en variedades o pasturas para la lechería, me haría la idea que recién podrán sembrar en octubre, pero teniendo en cuenta ese febrero de sequía con tormentas aisladas. En marzo, si están apurados por cosechar, lo veo difícil porque va a llover demasiado. Recomiendo usar ciclos intermedios o cortos, hay más de 400 por cada cultivo, y si yo fuera productor me asesoraría bien al momento de elegir. Tengo un 15 % de margen de error con esta predicción”, finalizó convencido.

 
11ENPALABRAS_DR JOSE AIELLO0.jpg

"Hay casi un 80% de probabilidad de que se vuelva a instalar un Niño de intensidad débil, pero Niño al fin. O sea que puede ser un año nuevamente muy bueno desde el punto de vista de los rendimientos”

José Luis Aiello

Director Científico GEA

11CARITA2_DSCN1979.jpg

"Será un año para la soja, los maíces intermedios y cortos, y va a haber problemas para las vacas en lactancia. Recomiendo usar ciclos intermedios o cortos, hay más de 400 por cada cultivo, y yo me asesoraría bien al momento de elegir”

Antonio Deane

Consultor privado



Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Sábado 06 de junio de 2015
tapa
Necrológicas Anteriores

Descargá gratis la aplicación de EL LITORAL, ¿Desea Instalarla?