Edición del Jueves 05 de mayo de 2016

Edición completa del día

Escasa autocrítica y pocas palabras - Edición Impresa - Deportes | Fixture | Resultados Deportes

“No faltó alma, faltaron ideas”, dijo el entrenador...

Escasa autocrítica y pocas palabras

Ricardo Johansen fue el único que habló luego del encuentro. Dijo que en el segundo tiempo “nos apresuramos mucho y por eso terminamos chocando” y que ante Vélez “pondré a los que vea mejor”.

D4-A-M32354_CROP169014_1024X576_PROPORTIONAL_1462422564DCB2.jpg

El controvertido cambio. Nicolás Leguizamón fue de lo mejor de Colón ayer ante Almagro, pero el DT Johansen decidió reemplazarlo por un inexpresivo Vegetti. Foto: Gentileza Matías Carreño Vázquez / Sitio Oficial Copa Argentina

 

Enrique Cruz (h)

(Enviado Especial a Buenos Aires)

deportes@ellitoral.com

No hubo suficiente autocrítica en Colón después del partido. Sobre todo por parte de su entrenador, que fue el único que habló luego del encuentro. Ricardo Johansen relativizó la actuación del equipo y no compartió el concepto de la “falta de actitud” que se le consultó y hasta reclamó.

“No pasa por tener o no tener alma, creo que al equipo le faltaron ideas, generamos dos o tres situaciones en el primer tiempo y nada más”, dijo Johansen, quien amplió su concepto del partido y dijo que “en el segundo tiempo hubo ganas pero no ideas, no supimos triangular ni tampoco tuvimos claridad para capitalizar algunas posibilidades que se nos presentaron”.

Entrando más de lleno en el rendimiento colectivo de Colón, Johansen dijo que “Almagro es un equipo que defiende bien y nosotros pudimos llegar con dos o tres opciones claras en el primer tiempo. Luego, en el complemento, no pudimos controlar la segunda jugada, algo que nos había salido bien en el primer tiempo, y tratamos de poner la pelota contra el piso. Creo que el equipo sintió el gol de Almagro y a partir de allí, nos faltó cautela, nos apresuramos, jugamos demasiado rápido, fuimos al choque y eso nos llevó a ser impotentes a la hora de atacar”.

Respecto del campo de juego, dijo que “la gran mayoría de los muchachos me dijo que estaba malo, desparejo y eso hacía dificultoso el trato de la pelota. Trasladamos demasiado y con la cancha en mal estado, se hacía imposible. Creo que en eso no fuimos precisos ni inteligentes. Ellos esperaron bien a partir del gol y se les simplificó”.

Respecto de la legitimidad del resultado, sin decir que Almagro ganó bien, reconoció que el mérito estuvo en el oportunismo. “Ellos nos complicaron con un par de córneres y un tiro libre en un ratito. Eso les alcanzó para marcar el gol y luego supieron defender la diferencia”.

Sobre la salida de Leguizamón, que estaba jugando un partido aceptable y era el jugador de Colón más activo, movedizo y peligroso, señaló que “hizo un esfuerzo muy grande en el primer tiempo y con el ingreso de Vegetti busqué darle más fuerza al aspecto ofensivo, porque sabía que Pablo me podía dar una buena alternativa de juego aéreo. Nicolás había quedado un poco aislado del resto del equipo, creí que era el momento de intentar algo distinto con Vegetti”.

Por último, dijo que “no es bueno acostumbrarse a lo malo, por eso nos vamos con la amargura lógica de haber perdido pero tenemos que superarla rápidamente entre hoy y mañana. Yo tengo que pensar ya mismo en el partido con Vélez de este sábado y ver quiénes son los que están mejor para ponerlos como titulares”, concluyó Johansen antes de subirse al micro junto a los futbolistas, que aprovecharon el momento en que el técnico hacía estas declaraciones, para salir del vestuario y emprender el regreso al hotel.

Johansen está en forma interina y es un hecho que lo hará hasta el final del torneo. Su debut no fue nada auspicioso al caer en el clásico, pero las acciones levantaron con la victoria ante Olimpo. La de ayer era una buena oportunidad, pero se desaprovechó y el equipo mostró una imagen muy pobre, de lo peor que se le vio a Colón en esta temporada. Ahora, vendrán el partido de pasado mañana ante Vélez, luego recibirá a San Lorenzo y después deberá visitar a Gimnasia en la última fecha. Son tres partidos complicados, con dificultades para suponer que una buena sumatoria de puntos podrá otorgarle, a Johansen, alguna chance de ser tenido en cuenta para el próximo torneo. Si bien el carácter de interino nunca estuvo en discusión y jamás le dieron a Johansen la palabra de que iba a continuar, el técnico de la reserva es el primero en saber que si el equipo gana y convence, sus chances crecerán. El claro ejemplo se dio con Franco, a quien hasta cuatro o cinco partidos antes de concluir la temporada anterior nadie le daba chances de continuar en el club y, sin embargo, se ganó la confianza de todos en el final.

Varios “ex” en Sarandí

En cancha de Arsenal, estuvieron presentes jugadores que, en distintos tiempos, se pusieron la camiseta de Colón. Por ejemplo, uno de los que llegó a pocos minutos del inicio del partido, fue Cristian Gastón Castillo, quien en los días previos al clásico con Unión estuvo algunos días en nuestra ciudad.

También se pudo observar la presencia del “Gato” Esmerado, quien ya tiene armado su cuerpo técnico y espera el momento de dirigir. “El Gato” estuvo charlando por espacio de varios minutos con Sperdutti antes del encuentro.

Por último, Pablo Ricchetti, actual técnico alterno de Lanús como integrante del cuerpo técnico de Jorge Almirón, fue otro de los que estuvo en el estadio. “No me gustó Colón, vi un equipo muy frenado, ‘pastoso’, con poca profundidad y vuelo futbolístico. Esa postura estática lo perjudicó y terminó beneficiando a Almagro”, dijo Ricchetti, quien vistió la camiseta de Colón en el recordado torneo Clausura del 2000.

Comunicado oficial

El presidente Enrique Ariotti emitió un comunicado apenas terminado el partido, en el que expresa textualmente lo siguiente: “Perdimos un partido muy importante. Todos estamos muy tristes ya que dejamos pasar una linda oportunidad justo en la víspera nuestro día. No fue posible cambiar la fecha de este partido, a sólo quince días de comenzar esta gestión. A pesar de todo, esta noche vamos a demostrar cuánto amamos a nuestro club y festejaremos que somos hinchas de una institución de 111 años de vida, en las buenas y en las malas... ¡¡ESTANDO SIEMPRE!!

El fútbol es un deporte que tiene ciclos, y ellos no se completan de un día para el otro. En este sentido, seguiremos trabajando para lograr los éxitos que tanto necesitamos. El fútbol argentino nos respeta, debemos estar orgullosos del club que tenemos. Colón es grande por su gente y por su historia. Una historia que tenemos que seguir construyendo, día a día”.

D4-B-P1020595.jpg

Vuelve el sábado. El grupo de jugadores que se quedó afuera de los 18 y vio el partido en las plateas. Entre ellos se destaca Germán Conti, que estaba suspendido pero será titular ante Vélez en Liniers. Foto: El Litoral

Lo importante

Lamolina

Colón visitará el sábado a las 16 a Vélez en Liniers y el árbitro será Nicolás Lamolina. El plantel tenía previsto entrenarse hoy en la cancha de Atlanta.

El dato

Darrás

El vicepresidente tercero, Horacio Darrás, fue el que acompañó a la delegación pero a pocas horas de llegar a Buenos Aires tuvo que retornar a Santa Fe por un problema de salud de su madre. Ayer, en la cancha, estuvo el presidente en ejercicio, Enrique Ariotti.

La clave

Cancha mala

Realmente, el estado del campo de juego era muy malo producto de que le habían tirado mucha arena y se había procedido, hace poco, al resembrado. Esto le dio un carácter de “pesado” al terreno, que de todos modos conspiró contra los dos. A Colón le costó un poco más por el hecho de que debió hacer el gasto del partido al ir en desventaja desde los primeros minutos del segundo tiempo.



Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Jueves 05 de mayo de 2016
tapa
Necrológicas Anteriores

Descargá gratis la aplicación de EL LITORAL, ¿Desea Instalarla?