https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Martes 05.02.2019 - Última actualización - 13:05
13:03

Juicio abreviado

Acuerdan 15 años de pena por un caso de gatillo fácil

La víctima era un ex presidiario de 25 años. Recibió un disparo de 9 mm en la cabeza y por la espalda, mientras escapaba de la policía. El crimen ocurrió a mediados de 2016, en zona de bañados de Santa Rosa de Lima.

“Los disparos fueron realizados de forma intencional y artera, ya que la víctima estaba desarmada, de espaldas y en situación de indefensión”, declaró el fiscal Ezequiel Hernández. <strong>Foto:</strong> Archivo.“Los disparos fueron realizados de forma intencional y artera, ya que la víctima estaba desarmada, de espaldas y en situación de indefensión”, declaró el fiscal Ezequiel Hernández.
Foto: Archivo.

Foto: Archivo.



Juicio abreviado Acuerdan 15 años de pena por un caso de gatillo fácil La víctima era un ex presidiario de 25 años. Recibió un disparo de 9 mm en la cabeza y por la espalda, mientras escapaba de la policía. El crimen ocurrió a mediados de 2016, en zona de bañados de Santa Rosa de Lima. La víctima era un ex presidiario de 25 años. Recibió un disparo de 9 mm en la cabeza y por la espalda, mientras escapaba de la policía. El crimen ocurrió a mediados de 2016, en zona de bañados de Santa Rosa de Lima.

El Litoral | sucesos@ellitoral.com
 

Un policía de 48 años que prestaba servicios para el Cuerpo Guardia de Infantería de la Policía provincial fue condenado a 15 años de cárcel e inhabilitación absoluta, por un caso de gatillo fácil ocurrido a mediados de 2016, en zona de bañados del barrio Santa Rosa de Lima, en el oeste de la ciudad capital.

 

El tribunal pluripersonal que conformaron los jueces Rodolfo Mingarini, Gustavo Urdiales y Orlando Pascua ratificó el acuerdo al que arribaron las partes, en el marco de un juicio abreviado celebrado a fines del año pasado en los tribunales locales.

 

La sentencia recayó sobre Ángel Fabián Zocco, quien el 18 de junio de 2016 ejecutó por la espalda y con su arma reglamentaria a Gonzalo Exequiel Bellodi, un muchacho de 25 años que por entonces gozaba de salidas transitorias por una condena a 4 años de prisión.

 


Sin agravantes

 


Primero, la Fiscalía de Homicidios -Jorge Nessier y Cristina Ferraro-; y más tarde el fiscal de la Unidad de Delitos Complejos, Ezequiel Hernández, acusaron a Zocco como autor del delito de “homicidio agravado por el empleo de arma de fuego, calificado por alevosía y por ser cometido abusando de sus funciones como integrante de una fuerza de seguridad”. 

 

Finalmente, tanto la fiscalía como la querella, a cargo del abogado Ignacio Alfonso Garrone, desestimaron las agravantes de “alevosía” y “abuso de la función policial”, tal como lo solicitara para rubricar el acuerdo la defensa de Zocco, a cargo de los abogados Sergio Casas y Javier Bura Peralta.

 


Primera versión
 

 

Aunque la muerte de Bellodi se produjo a mediados de 2016, Zocco fue detenido recién a fines de 2017, cuando los informes balísticos confirmaron su responsabilidad en el hecho. La jueza Sandra Valenti dictó la prisión preventiva el 14 de diciembre del mismo año y al mes siguiente -enero de 2018- el juez de Cámara, Alejandro Tizón, ratificó dicha medida.

 

El funcionario policial relató que se encontraba junto a un compañero, patrullando la zona Oeste, cuando en horas de la noche y en las proximidades de calle Arenales y Mendoza dos personas cayeron de una moto y se dieron a la carrera al detectar su presencia. En su primera declaración judicial relató que se bajó del móvil con una escopeta antitumulto, pero que el arma se trabó y que por eso recurrió a su pistola reglamentaria. También dijo que uno de los motociclistas, vestido con ropa blanca, hacía ademanes como que tenía un arma. Y que ante la negativa a la voz de alto hizo “disparos disuasivos a zona segura”. 

 

Sin embargo, el acta de procedimientos fue puesta en crisis por la fiscalía, que desbarató la versión dejando al descubierto el accionar de Zocco al que calificó de “intencional y artero”.

 

 

Huía desarmado
 

 

Se descartó que la víctima estuviera armada al momento de la huida y mucho menos que efectuara disparos. De hecho las únicas vainas secuestradas pertenecían a la pistola policial. Por otra parte, los testigos coincidieron en que el uniformado apuntaba al cuerpo y que nunca tuvo en su manos la escopeta antitumulto, que sí llevaba su compañero que se había quedado en el móvil.

 

La víctima fue hallada minutos después por familiares dentro de los bañados aledaños a la circunvalación y fue trasladado al Cullen donde llegó ya sin vida, con un disparo en la cabeza que le entró por la parte trasera y salió por el frente, lo cual descarta la hipótesis de un enfrentamiento armado.

 

“Zocco estaba en funciones como policía y le disparó (a Bellodi) con su arma reglamentaria en reiteradas oportunidades”, dijo el fiscal Hernández. “Uno de los proyectiles de la pistola 9 milímetros de Zocco impactó en la cabeza de Bellodi y le produjo la muerte”. Por otra parte, el fiscal sostuvo que “el ataque fue realizado mientras la víctima intentaba huir de la agresión” y argumentó que “los disparos fueron realizados de forma intencional y artera, ya que la víctima estaba desarmada, de espaldas y en situación de indefensión”, según informó la Oficina de Prensa del Ministerio Público de la Acusación (MPA).

 

 

Amenazas
 

>Además del homicidio, el tribunal condenó a Zocco por otro hecho ocurrido un año más tarde (el 3 de junio de 2017), cuando en estado de libertad y bajo los efectos del alcohol, amenazó con su arma a un empleado de seguridad del boliche bailable “1980 BV”, en la Recoleta santafesina. Al parecer, el “patovica” intervino en un disturbio y cuando intentó retirar a Zocco del lugar, éste le apoyó la 9 mm en la cintura en forma temeraria.

 




Lo más visto
¿Qué dirá Vignatti además de agradecer lo de la gente? -  -
#Temas de HOY: Senado de Santa Fe  El Litoral Podcasts  Colón  Unión  Copa Sudamericana  Evo Morales  100 años de la UNL  

Recomendadas

Descargá gratis la aplicación de EL LITORAL, ¿Desea Instalarla?