https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Lunes 24.06.2019 - Última actualización - 7:14
7:09

Varias habilitaciones de calidad a Agüero y un remate defectuoso

Messi jugó como un terrenal

No la rompió pero hizo más que en los otros dos partidos. A Agüero lo dejó tres veces en una posición ventajosa para que defina. Tuvo una posibilidad clara después de un pase atrás de Acuña, pero extrañamente le pegó muy mal. Parecía fácil para él.

 <strong>Foto:</strong> Twitter Selección Argentina
Foto: Twitter Selección Argentina

Foto: Twitter Selección Argentina



Varias habilitaciones de calidad a Agüero y un remate defectuoso Messi jugó como un terrenal No la rompió pero hizo más que en los otros dos partidos. A Agüero lo dejó tres veces en una posición ventajosa para que defina. Tuvo una posibilidad clara después de un pase atrás de Acuña, pero extrañamente le pegó muy mal. Parecía fácil para él. No la rompió pero hizo más que en los otros dos partidos. A Agüero lo dejó tres veces en una posición ventajosa para que defina. Tuvo una posibilidad clara después de un pase atrás de Acuña, pero extrañamente le pegó muy mal. Parecía fácil para él.

(Enviado Especial a Porto Alegre, Brasil)

 

Su imán siempre atrae. Siempre. Basta que tenga esa especial manera de entrar en calor clavando remates en el ángulo a los arqueros, para que la gente explote. Ya el sólo hecho de la mención de su nombre, hace delirar a los argentinos. Y después de haber atravesado cierto estado de “soledad” en Salvador de Bahía y un poco más de acompañamiento en Belo Horizonte, este fue el partido que, como pasó hace un año contra Nigeria en San Petersburgo, fuimos locales.

 

La música de Rodrigo con “la mano de Dios” se escucha afuera. Suena fuerte y moviliza al festejo. Es el himno a Diego, pero lejos de esa comparación absurda y desgastante, a Leo se lo idolatra y no parece haber necesidad de que gane algo para que se lo quiera. Es lo que se demuestra en los estadios y es lo que fluye, como esperanza, cada vez que se pone la “10”, la “rompa” o juegue como el más común de los mortales, como a veces suele pasarle.

 

Hay un detalle que no escapa a nadie: sea Francia o Qatar el rival, con Messi siempre hay cuidados especiales y marcas más rigurosas. Scaloni dijo en una de las conferencias que a Argentina le quieren ganar siempre y uno dice que también a Messi lo quieren anular siempre. Por eso, más allá de que su categoría excede cualquier nivel, también se encuentra con marcas apremiantes y pegajosas, que muchas veces (la gran mayoría) se encarga de eludir.

 

Se sintió cómodo buscando esa posición detrás de los dos “9”. Si bien su tendencia es buscar el sector derecho siempre, el arranque de cada jugada lo hizo de manera impetuosa y buscando siempre la descarga en pared. Su primer intérprete fue Lo Celso y su remate se fue afuera; después, lo intentó con Lautaro Martínez y antes de los quince minutos llegaron los “bises” con ambos. Pero la primera jugada en la que arrimó serio peligro al arco qatarí, fue cuando lo dejó solo a Agüero, allá por los 21 minutos de esa primera etapa. Estas intervenciones coincidieron con el buen pasaje de Argentina, después vinieron aquellos minutos de languidez, de dejarse estar y de permitir que Qatar mejore y progrese en la cancha.

 

Con más espacios en el segundo tiempo, arrancó haciendo amonestar a Abdulla y otra vez lo dejó solo al Kun Agüero, que tuvo una tarde de poca precisión en la definición hasta que faltando poco definió el partido. Inclusive, pudo haber una tercera jugada propicia para el Kun, pero no se entendieron y la pelota le quedó atrás al delantero del Manchester, sin poder aprovecharla.

 

Esos espacios que se abrieron en la parte final, hicieron que quedara en una posición ideal para convertir luego de un pase atrás de Acuña, pero extrañamente le pegó muy mal a la pelota y se le fue por encima del travesaño, desperdiciando así su mejor posibilidad para convertir.

 

En el reparto del sacrificio al que no eludieron el Kun Agüero y Lautaro Martínez, quizás él fue el más quieto de los tres, pero no por eso se desentendió de ese despliegue y de esa colaboración que todos debían realizar para que no se sintiera tanto la falta de jugadores de marca que tiene este equipo.

 

No fue un partido brillante de Messi, jugó como un terrenal. Pero aún así, saca cosas de la galera y es el respaldo permanente de todos. Siempre se dice que no es buena la dependencia absoluta y está claro que así es. Pero tenerlo es un alivio para cualquiera. Tiene compañeros nuevos, ya no están los Mascherano, los Banega, los Biglia o aquéllos que lo abastecían en otros tiempos. Ahora hay que esperar que se empiece a entender con otros nuevos “socios”. Los De Paul, los Lo Celso, los Lautaro Martínez o Paredes, son los que tienen que ayudarlo a que la “rompa” y que no juegue como uno más de los terrenales.

 

Amonestado el DT

 

Lionel Scaloni pasará a la historia por ser el primer entrenador de la selección argentina (del fútbol argentino en realidad) en ser amonestado. Fue en el segundo tiempo, cuando protestó y Bascuñán lo amonestó. Es uno de los cambios que tiene el reglamento y que se experimenta por primera vez en esta Copa América.

Autor:

Enrique Cruz


Temas:

Además tenés que leer:



Lo más visto
Multitudinaria marcha frente al comercio de Julio Cabal para pedir justicia -  -
Sucesos
"Mi hijo era un ser de luz" -  -
Sucesos
La provincia ofrece recompensa para esclarecer el crimen de Julio Cabal -  -
Crimen del comerciante: las cámaras de seguridad podrían ser clave para dar con el asesino -  -
#Temas de HOY: Senado de Santa Fe  El Litoral Podcasts  Mundial de Rugby  Colón  Unión  Superliga Argentina  Homicidio de Julio Cabal  

Recomendadas