https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Viernes 16.04.2021 - Última actualización - 8:40
2:35

Escuelita de Fútbol: el semillero crece en número

Gimnasia cosecha lo que siembra

Ernesto Sosa, histórico colaborador de la institución, dialogó con Pasión Liga sobre la actualidad del Pistolero. La buena situación de la escuelita de fútbol, las dificultades luego de la cuarentena, y las esperanzas depositadas en el juvenil de Independiente Juan Cruz Kulak.

 Crédito: Pablo Aguirre
Crédito: Pablo Aguirre

Crédito: Pablo Aguirre



Escuelita de Fútbol: el semillero crece en número Gimnasia cosecha lo que siembra Ernesto Sosa, histórico colaborador de la institución, dialogó con Pasión Liga sobre la actualidad del Pistolero. La buena situación de la escuelita de fútbol, las dificultades luego de la cuarentena, y las esperanzas depositadas en el juvenil de Independiente Juan Cruz Kulak. Ernesto Sosa, histórico colaborador de la institución, dialogó con Pasión Liga sobre la actualidad del Pistolero. La buena situación de la escuelita de fútbol, las dificultades luego de la cuarentena, y las esperanzas depositadas en el juvenil de Independiente Juan Cruz Kulak.

Por Ignacio Pueyo

 

El estadio Heriberto Osuna es sin lugar a dudas uno de los más significativos de la Liga Santafesina. Cualquiera que haya pisado una cancha de fútbol amateur tiene buenos recuerdos de semejante estadio, cuya tribuna es ícono viviente dentro del ámbito liguista. De hecho, el próximo 25 de mayo la construcción cumplirá 90 años de vida, y hace 10 que fue nombrada patrimonio cultural por el Concejo Municipal.

 

Pero Gimnasia va mucho más allá de su tribuna y de su cancha. Este gigante del fútbol santafesino no es ajeno a la delicada situación que a nivel económico y social vive nuestro país. Es por eso que desde hace dos años un grupo de colaboradores se encarga de seguir a flote con la institución a nivel dirigencial y deportivo. Ernesto Sosa, con pasado en gran cantidad de clubes de liga y también a nivel regional, es uno de quienes encabeza el proyecto.

 

"Nosotros llegamos con un proyecto a largo plazo. Todavía estamos en un proceso a nivel institucional porque no hemos podido elegir las autoridades que gobiernen al club. Por ahora provisoriamente estamos con Ramón Ruglio que era el vicepresidente y quedó a cargo de la institución, y los demás somos socios que colaboramos con él, hasta que Personería Jurídica nos habilite a tener elecciones. En ese período de reorganización hemos empezado a armar un plantel de técnicos nuevos" explicó Sosa. En medio de la pandemia, la noticia que más sacudió al club fue la pérdida de su presidente, Eduardo Sadonio, por lo que Ruglio asumió ese rol.

 

Foto: Pablo Aguirre

 

Por su parte, Sosa cumple una doble función tanto a nivel dirigencial como también en la coordinación deportiva. Allí, de a poco se reorganizó el organigrama, que actualmente tiene mucho éxito sobre todo en la escuelita de fútbol.

 

"Lo que anda realmente muy bien en Gimnasia es la escuela de fútbol, que también la hemos modificado, porque antes tenía chicos hasta 14 años. Nosotros la primera medida que tomamos es que cualquiera de los chicos en edad de Liga vaya a su categoría. Entonces nos dejaba en escuela de fútbol lugar para que nosotros trabajemos con chicos de 4 a 8 años, con espacio disponible para que los profesores pudieran trabajar de manera acorde. Hoy estamos cerca de los 150 chicos en la escuela de fútbol, es un incremento muy significativo después de la pandemia" detalló el coordinador.

 

En ese sentido, también agregó que con la llegada de la segunda ola de coronavirus, en los últimos días se han tomado nuevas medidas para prevenir los contagios en el ámbito institucional: "Esta semana vamos a intensificar y no vamos a permitir el flujo de tanta gente. Gimnasia es un club muy grande, y nosotros tenemos que estar acordes a la grandeza de la institución. Puntualmente vamos a pedirles a los padres que traten de no ir a los entrenamientos de los chicos. La tribuna de Gimnasia daba para que la gente vaya, se quedara a observar la práctica de los chicos, pero eso también lo vamos a tener que acomodar porque es mucha la cantidad de gente" amplió el colaborador.

 

Foto: Pablo Aguirre

 

-Debe ser todo un desafío el tema de los protocolos y las reglamentaciones.

 

-Sobre todo porque nosotros no estábamos preparados para este tipo de pandemia evidentemente. Entonces la única forma de poder adaptarse a esto es respetando los protocolos que nos bajó la Secretaría de Deportes de la Municipalidad, que es el ente que a nosotros nos rige. Ahora estamos organizando los turnos, sobre todo para que el ingreso de gente no sea por el hall. Porque en esto tenemos que cuidar a los empleados del club, a los profesores, a los mismos dirigentes. Cuidar que no tengamos un contagio masivo para que no se nos cierre el club, cosa que nos costó tanto volver a levantar después de tanto tiempo de inactividad. Es un trabajo a destajo. Entonces la única forma es ir haciéndole entender a los padres y a los chicos que la única forma en que estas actividades se puedan realizar es cuidándonos.

 

La situación económica

 

Como en todas las otras instituciones, no es fácil afrontar los desafíos que a nivel económico representa llevar adelante un club, sobre todo teniendo en cuenta la magnitud de Gimnasia. "Nosotros hace ya dos años que venimos trabajando con un grupo de socios, porque veíamos que había cosas que se podían hacer, y venimos trabajando sobre un proyecto que consideramos para presentarlo a elecciones" explicó Sosa, al tiempo que agregó que: "Después de la pandemia esto apuró la llegada de este grupo de trabajo. Teníamos pactadas las elecciones para abril del año pasado, y estamos a un año ya. Este grupo de socios se tuvo que hacer cargo del pago de los sueldos de los empleados durante el tiempo que estuvo cerrada la institución. La tarea por supuesto no fue fácil, te imaginarás que todavía hay deudas en el club. Pero nos pusimos a trabajar, cada colaborador en un lugar específico, y logramos que la institución esté nuevamente a flote."

 

Actualmente, Gimnasia tiene cuatro empleados con cargas sociales, sumado al hecho de afrontar los pagos a todos los profesores que se desempeñan en las disciplinas deportivas del club. En eso los números son muy grandes: "Nosotros hicimos una evaluación que para abrir las puertas tenemos una erogación de 300.000 pesos mensuales. Tenes gastos de empleados, luz, mantenimiento, es una cifra muy grande. Tenemos gran afluencia de chicos, por eso también le metimos a la escuela de fútbol, que para nosotros es el caballito de batalla de la institución" argumentó el dirigente.

 

"Y los socios por supuesto dejaron de pagar, porque la mayoría eran papás de los chicos que jugaban. Se trató de ir hablando con los viejos gimnasistas para que no dejen de pagar la cuota. En este momento hay aproximadamente unos 120 socios, una cifra muy baja para esta institución. No nos alcanza ni para pagar la luz, por eso todo sale de la escuela de fútbol, de la cuota de los chicos que hacen la actividad" expresó crudamente Sosa.

 

La idea era poder realizar eventos para recaudar dinero, pero la situación actual a nivel sanitario es sumamente delicada: "Nosotros teníamos previsto realizar algún evento o torneo para ir juntando algunos fondos para hacer frente a las deudas que tenemos. Eso no se pudo hacer porque los protocolos lo impedían, sólo nos hemos limitado a hacer algunos partidos amistosos con poca cantidad de gente. No podemos hacer los encuentros de escuelas de fútbol porque era mucha la gente que iba por la posición geográfica de Gimnasia. Tampoco pudimos hacer publicidad estática en el estadio. Y la ayuda que hemos recibido de parte del Estado ha sido muy poca. Nosotros calculamos que después que salgamos de esta crítica situación de pandemia poder posicionar al club en el lugar que se merece otra vez" confió el dirigente.

 

Foto: Pablo Aguirre

 

Kulak y la posibilidad de salir adelante

 

En ese sentido, cobra especial dimensión la presencia de un juvenil surgido en las inferiores de Gimnasia, que actualmente integra el plantel superior de Independiente de Avellaneda. Juan Cruz Kulak es categoría 2002, y hace ya varios años que integra el equipo de los Diablos Rojos.

 

"Estamos muy atentos a esa situación, es un chico que a los 13 años a través de gente que lo captó se fue a Buenos Aires. Por suerte ha hecho inferiores ahí, ya sabíamos que venía jugando en Reserva y con los últimos casos de covid lo subieron al plantel profesional y esta semana integró el banco de suplentes en el clásico" relató Sosa, mientras contó que: "Es algo que a nosotros nos llena de orgullo y satisfacción. Creo que ahí están puestas las futuras esperanzas del club: tener jugadores acordes a las exigencias que tiene el fútbol de AFA."

 

A partir de esto, Gimnasia está abriendo el panorama para recibir la visita de diversos clubes de primer nivel: "Este es un club donde históricamente salieron buenos jugadores. Esa también es una tarea donde tenemos proyectada la visita de coordinadores de clubes de AFA. Ya nos visitó la gente de Boca, a través de Juan Chena que trabajó conmigo acá en la institución, y como fue quien descubrió a Sebastián Battaglia, que hoy dirige a la Reserva de Boca, pudimos hacer venir a la gente de Buenos Aires para que observe chicos acá en Gimnasia. Eso también va a significar la pronta venida de más coordinadores" finalizó Sosa.

Edición Impresa

El texto original de este artículo fue publicado en nuestra edición impresa.
Ediciones Anteriores | Edición Impresa


Temas:

Además tenés que leer:




Presencialidad: Nación monitorea la situación sanitaria de Santa Fe -  -
Política
Autorizan el aumento de la Epe -  -
#Temas de HOY: Rosario  Córdoba  Entre Ríos  Corrientes  La Educación Primero  Miguel Lifschitz  Clásico Santafesino