https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Martes 27.07.2021
17:04

Tribuna de Opinión

Joven argentino, no te vayas

 Crédito: Archivo El Litoral
Crédito: Archivo El Litoral

Crédito: Archivo El Litoral

El Litoral en Google News



Tribuna de Opinión Joven argentino, no te vayas

Por Raúl S. Vinokurov

 

No es la primera vez. En las repetidas y agravadas crisis que sufrimos como país, son muchos los argentinos que desean dejar nuestro país. Muchos se fueron y muchos volvieron.

 

No se va solo el que quiere, se va el que puede. Y para esa situación, el poder irse, existen muchos condicionantes, principalmente un saber necesitado y apreciado en el exterior, posibilidades económicas, contactos, idioma, y la inmensa mayoría, sino todos, jóvenes. Jóvenes profesionales, jóvenes inteligentes, jóvenes talentosos, jóvenes emprendedores, jóvenes que desean crecer en todo sentido y creen que en la Argentina de hoy eso es imposible.

 

Hoy, en Argentina, existen posibilidades de desarrollo profesional que además signifique tranquilidad económica. Por supuesto que para aquel que busca trabajar, que no quiere un plan que además no alcanza, que tiene alguna habilidad o profesión que por la misma realidad que padecemos, en la práctica no la puede ejercer, ese tal vez no tenga otra solución que pretender salir del país con la esperanza de encontrar afuera, lo que su país no le da.

 

Pero hay otros, con capacidad intelectual, que buscan aprender, saber más, especializarse, ser mejor en lo que sea que se formaron aquí, y hay, lamentablemente, muchos que están esperando un año, dos como mucho, para terminar determinada carrera universitaria, y una vez recibidos, casi inmediatamente salir del país. Todo preparado con la debida anticipación y buscando los necesarios medios económicos para concretar sus deseos.

 

Si se van los mejores, los más capaces, los más preparados, los más estudiosos, los mejores promedios ¿quién queda para hacer progresar al país? Para investigar, para desarrollar nuevas ideas, para ofrecer nuevas alternativas laborales a otros argentinos, para volcar conocimientos que mejoren cuestiones productivas, para aplicar en nuestro país nuevos saberes producidos en otros lugares del mundo, y tantas cosas más. Las necesidades están.

 

Pero aún dentro de la crisis que soportamos, existen posibilidades para muchos que hoy no las ven. No se trata de pedir sacrificios, ni de abandonar sueños. Se trata simplemente de buscar las posibilidades existentes, de sentir que están logrando lo que querían y de sentir una sensación tal vez nueva, tal vez distinta. La convicción de que además del crecimiento personal, están aportando al crecimiento de su país.

 

Las tecnologías de la comunicación puede ser una alternativa. El desarrollo de la informática, todo lo que pueden dar los nuevos y mejores programas y sistemas computacionales para ser aplicados en el desarrollo de incalculables áreas, generando posibilidades de empleos. Hoy se puede trabajar en tu casa dando soluciones a países o empresas de cualquier lugar del mundo. La biotecnología, el estudio de energías alternativas, las ciencias biológicas y sus aplicaciones en muchísimos campos. La mismísima pandemia que tanto sufrimos ha dado múltiples posibilidades de estudio, investigación y desarrollo de aplicaciones en el campo de la salud y aún en cuestiones comerciales de amplia aceptación. En Argentina hay institutos de investigaciones capaces de alcanzar niveles de excelencia, en muchas provincias están y poco se sabe de ellos. Por supuesto el más conocido es el Balseiro.

 

Es fundamental que el Estado haga su parte acompañando al sector no estatal. Incorporar tecnología, insumos, generar becas suficientes en cantidad y montos que permitan vivir dignamente al becario, ayudar a crear mercados ávidos de nuevos y mejores productos y tantas cosas más. Políticas de largo plazo con la suficiente inversión económica. Ese Estado debe ser el mejor garante que posibilite que nuestros jóvenes no sientan la necesidad de emigrar. No solo evitaremos un lamentable desarraigo, sino que paralelamente veremos crecer nuestro país.

 

Joven argentino no te vayas, debes quedarte, por vos, por nosotros, por el país. Y además permanecer para luchar y exigir a los administradores del Estado que generen todo lo necesario para poder quedarte, porque además, es tu derecho y el derecho de todos nosotros.

 

Lograrlo, quizás sea la forma de encontrar la también necesaria felicidad porque se cumplirán varios objetivos: el ansiado desarrollo personal, contribuir a mejorar la situación general de muchos argentinos, frenar la decadencia del país y poder vivir en él. El mundo de hoy y del futuro es el mundo del desarrollo tecnológico y sus infinitas aplicaciones. Los países que entendieron esto son los llamados a lograr mejores niveles de vida y establecer supremacías sobre el resto.

 

Seguramente tenés un importante lugar participando para que Argentina logre ese desarrollo y paralelamente, el tuyo.

Edición Impresa

El texto original de este artículo fue publicado en nuestra edición impresa.
Ediciones Anteriores | Edición Impresa

El Litoral en Google News


Temas:



Juntos por el Cambio se mostró unido tras el triunfo de las PASO -  -
Política
Covid: Argentina notificó 61 decesos y 1.837 nuevos contagios -  -
Salud
Santa Fe espera el DNU para acoplarse a las nuevas flexibilizaciones -  -
Una empresa argentina fue seleccionada por la OMS para fabricar vacunas contra el Covid -  -
#Temas de HOY: La Educación Primero  EducacionSF  Clima en Santa Fe  Elecciones 2021  Alberto Fernández  Cristina Kirchner