https://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png El Litoral
El Litoral
Martes 26.10.2021 - Última actualización - 15:06
4:15

A través de ordenanzas municipales

En Rincón se declararon dos áreas naturales protegidas

Se trata de "La Ollita" y el reservorio que une los barrios Los Espinillos con Cina Cina. La intención es promover la conservación de la diversa flora y fauna. Las normativas contemplan prohibiciones para reducir riesgos antrópicos.  

Durante el invierno pasado en La Ollita, se realizaron visitas guiadas organizadas por el municipio y la Fundación Hábitat y Desarrollo, para dar a conocer la diversa flora y fauna que habita el lugar.    Crédito: GentilezaDurante el invierno pasado en La Ollita, se realizaron visitas guiadas organizadas por el municipio y la Fundación Hábitat y Desarrollo, para dar a conocer la diversa flora y fauna que habita el lugar.
Crédito: Gentileza

Durante el invierno pasado en La Ollita, se realizaron visitas guiadas organizadas por el municipio y la Fundación Hábitat y Desarrollo, para dar a conocer la diversa flora y fauna que habita el lugar. Crédito: Gentileza

El Litoral en Google News



A través de ordenanzas municipales En Rincón se declararon dos áreas naturales protegidas Se trata de "La Ollita" y el reservorio que une los barrios Los Espinillos con Cina Cina. La intención es promover la conservación de la diversa flora y fauna. Las normativas contemplan prohibiciones para reducir riesgos antrópicos.   Se trata de "La Ollita" y el reservorio que une los barrios Los Espinillos con Cina Cina. La intención es promover la conservación de la diversa flora y fauna. Las normativas contemplan prohibiciones para reducir riesgos antrópicos.  

Con la intención de proteger el ambiente natural y conservar espacios habitables para la flora y fauna, en San José del Rincón se aprobaron dos ordenanzas municipales que declaran como áreas naturales municipales protegidas a "La Ollita", ubicada entre Villa California y la Laguna Setúbal, y al reservorio que conecta a los barrios Los Espinillos con Cina Cina, en el este de la localidad.  

 

El concejal Fernando Marchi y Julieta Di Filippo, coordinadora del área Ambiental de la Municipalidad de San José del Rincón, dialogaron con El Litoral y comentaron sus sensaciones tras la aprobación de dos proyectos que impulsaron al Concejo Deliberante para preservar espacios de suma importancia ecológica para la ciudad (Ordenanza Nº 305 "Los Espinillos y Cina Cina" y Nº 306 "La Ollita"). 

 

"La creación de estos proyectos para generar áreas naturales protegidas son parte de la premisa de la gestión que encabeza el intendente Silvio González", indicó Di Filippo. A su vez, el concejal Marchi añadió que tras la declaración de estos espacios protegidos, hubo pedidos de otros barrios para que se sancionen normativas similares. 

 

"Parches verdes"

 

"La idea es crear 'parches verdes' en distintos sectores de la ciudad. De hecho, se está pensando en la ampliación del área protegida de La Ollita, ya que hay campos de dimensiones importantes, cuyos propietarios han manifestado interés en que esas áreas sean declaradas como áreas naturales", comentó el edil.

 

En esta línea, Di Filippo destacó que "La Ollita es un área que está conectada con la Setúbal y forma parte del sistema que es bien amplio. Por eso la intención de protegerla es poder crear una conciencia ecológica donde las personas disfruten de una recreación en convivencia con una naturaleza lo mejor conservada posible. También es un eje en el que se apunta a la protección de los vecinos ante el riesgo hídrico y para que los espacios estén adecuados para el turismo que recibimos en Rincón". 

 

En el caso del reservorio que se encuentra en medio de los barrios populosos Los Espinillos y Cina Cina, la coordinadora del área Ambiental, señaló: "Con la bajante, el reservorio se volvió tierra firme y la gente empezó a poblar esta área. Esta ordenanza nos respalda para que tengamos una legislación que prohíbe que se instalen viviendas en ese lugar (de carácter transitorio o permanente, menciona la ordenanza)". 

 

Aprovechando la bajante, con vecinos de Los Espinillos y Cina Cina se llevó adelante una jornada de limpieza del reservorio. Foto: Gentileza

 

Promoción de valores conservatorios

 

Estas normas municipales sancionadas buscan que en estos sectores se promuevan los valores y principios de la conservación de la naturaleza y de las áreas naturales protegidas, "por iniciativa de la autoridad de aplicación o en coordinación con establecimientos educativos de todos los niveles o con las vecinas y vecinos en instancias de participación colectiva", explican en uno de sus puntos. Además, pretenden promover el turismo sustentable, que permita "disfrutar del paisaje y el ecosistema garantizando su sostenibilidad".  

 

"Es un puntapié para empezar a ver al río o al arroyo como algo positivo. El reservorio tiene una función hídrica muy importante, ya que el agua luego se bombea hacia fuera del anillo de defensa", destacó Di Filippo, y agregó que la ordenanza busca que se realice un plan de manejo de las áreas protegidas: "La participación de la gente es fundamental. A través de safaris fotográficos, reconocimiento de flora y fauna, generar lugares de esparcimiento para que la familia pueda sentarse a tomar mate y los niños tenga su espacio de recreación. Siempre con la idea de que se viva en contacto con la naturaleza".  

 

Marchi sostuvo la necesidad de que Rincón conserve su riqueza patrimonial, tanto natural como cultural. "Hasta el momento no ha habido mayores normas que resguarden el patrimonio. Rincón es una de las ciudades más antiguas del país y siempre estuvo muy vinculado con el entorno natural, que ha empezado a ser desplazado por el crecimiento demográfico. Por eso de alguna manera el desafío es que en pleno siglo XXI, donde corren riesgo los recursos naturales, pensamos en la necesidad de brindar herramientas normativas para garantizar la consolidación del equilibrio ecológico", analizó el concejal.

 

Para impedir desastres antrópicos

 

A lo largo de 2020 y con la bajante histórica como escenario habitual en la Setúbal, sus alrededores antes inaccesibles por el agua se volvieron punto de encuentro para fiestas clandestinas y demás actividades que alteraban la tranquilidad de espacios naturales como La Ollita. 

 

Con el fin de proteger esta área, la norma municipal detalla una serie de prohibiciones para que la visita de vecinos y turistas a este sector no produzca daños al ambiente. Entre algunos de los puntos, se prohíbe: "El ingreso con megáfonos, aparatos de música, parlantes o todo tipo de elemento que provoque contaminación sonora tanto en el área como en la periferia inmediata donde las autoridades municipales deberán notificar a los vecinos sobre la inconveniencia del uso de tales elementos así como de la música a alto volumen, los fuegos artificiales, la pirotecnia, etcétera".

 

También otra de las afectaciones importantes que ha sufrido este sector tiene que ver con las cuantiosos episodios de quemas de pastizales. Ante esto, la ordenanza restringe: "La quema de vegetación y/o residuos de cualquier naturaleza".

 

La coordinadora recordó que en La Ollita se restringió el acceso vehicular, luego de los incidentes ocurridos el año pasado. "Todo contribuye para reducir el impacto ambiental que genera el auto o el vehículo que sea", dijo, y valoró que desde la gestión municipal "se fue acortando la posibilidad de que las personas impactaran negativamente". 

Edición Impresa

El texto original de este artículo fue publicado en nuestra edición impresa.
Ediciones Anteriores | Edición Impresa

Autor:

El Litoral en Google News


Temas:

Además tenés que leer:




#Temas de HOY: Inseguridad en Santa Fe  Rosario  Río Paraná  Colón  Unión  Clima en Santa Fe  Coronavirus