http://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png Diario El Litoral
Diario El Litoral
Lunes 11.07.2016 | Última actualización | 9:59
9:56

Red vial en mal estado

La ruta provincial 4 sigue repleta de grandes pozos

El tramo que va desde el empalme con la RN11 hasta San Cristóbal está destrozado en muchos sectores. Pozos gigantes, restos de pavimento roto sobre la calzada y falta de demarcación hacen de esos 135 km una verdadera odisea.

 El Litoral

+2

Foto:El Litoral


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Red vial en mal estado La ruta provincial 4 sigue repleta de grandes pozos El tramo que va desde el empalme con la RN11 hasta San Cristóbal está destrozado en muchos sectores. Pozos gigantes, restos de pavimento roto sobre la calzada y falta de demarcación hacen de esos 135 km una verdadera odisea. El tramo que va desde el empalme con la RN11 hasta San Cristóbal está destrozado en muchos sectores. Pozos gigantes, restos de pavimento roto sobre la calzada y falta de demarcación hacen de esos 135 km una verdadera odisea.

Ignacio Andreychuk
iandreychuk@ellitoral.com

 

Hace años que el paso diario por la ruta provincial 4 demanda una concentración mayor a la habitual que uno lleva al manejar en un viaje. Pero ese paso del tiempo ha producido verdaderos inconvenientes en todo el corredor, que arranca luego del peaje de Nelson, en el cruce con la ruta nacional 11, y va hasta pocos km antes del ingreso a la ciudad de San Cristóbal.


El Litoral recorrió ese tramo ida y vuelta, donde se advierten enormes pozos sobre la calzada, con algunos focos de conflicto que son mayúsculos: tramo María Luisa hasta La Pelada y, desde allí, hacia Elisa; antes de los cruces para ingresar a Progreso y a la ruta 6 -que va a Esperanza-; también en adyacencias de Santo Domingo.

 

 


Los carteles de Vialidad Provincial marcan la precaución en todo el tramo por “zona de baches”. También es cierto que los pozos no se parieron durante la presente gestión, sino que ya vienen sin atención hace años.


Vía Facebook, los usuarios de la ruta denuncian permanentemente los daños que sufren sus vehículos, con reventones de cubiertas -se observan restos de goma de neumático todo el tiempo-, pinchazos y hasta voladuras de tazas por morder baches profundos. El peligro que representan los pozos implica que los vehículos traten de esquivarlos y ocupen parte de la mano contraria, con lo que ellos implica.


El llamado de atención es para las autoridades, con el fin de que se agilicen los trabajos sobre ese corredor que está en pésimas condiciones y, con las lluvias de los primeros meses del año, se destruyeron aún más. Esta ruta es una de las conexiones viales más importantes del centro-norte santafesino, junto con la 2 y las nacionales 11 y 34.


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Ranking de noticias
Blog Arroba Fiscal
Otras Noticias de Regionales

    Lo más visto en