http://static.ellitoral.com/img/logo-litoral.png Diario El Litoral
Diario El Litoral
Jueves 21.07.2016 | Última actualización | 13:42
13:15

Un caso en Rosario

El Iapos autorizará un implante mamario a Sandy, una chica trans

Es una trabajadora estatal que vive en Rosario y presentó una demanda judicial para acceder a esta intervención, en el marco de la Ley de Identidad de Género. También pidió que la obra social le reconozca una operación de glúteos y una depilación definitiva. 

 

La obra social de los empleados públicos ya reconoció tres tratamientos de este tipo y hay dos más en trámite administrativo. Foto: Archivo El Litoral / Mauricio Garín


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Un caso en Rosario El Iapos autorizará un implante mamario a Sandy, una chica trans Es una trabajadora estatal que vive en Rosario. Es una trabajadora estatal que vive en Rosario y presentó una demanda judicial para acceder a esta intervención, en el marco de la Ley de Identidad de Género. También pidió que la obra social le reconozca una operación de glúteos y una depilación definitiva.   

Gastón Neffen

gneffen@ellitoral.com

 

La Ley de Identidad de Género, que se promulgó en mayo de 2012, abrió la puerta a que las obras sociales reconozcan como derechos de sus afiliados a las cirugías —mamoplastías, vaginoplastías y tratamientos hormonales— para que una persona pueda “armonizar” su cuerpo a su identidad autopercibida de género, que no necesariamente coincide con su condición biológica.

 

El último caso es el de Sandy Sánchez, una trabajadora estatal rosarina que pidió que el Iapos le autorice los implantes mamarios, una operación en los glúteos y la depilación definitiva. Cómo en la obra social se prolongaba el trámite, decidió presentar un recurso de amparo ante la Justicia. 

 

“Reconozco que hubo demoras administrativas en la respuesta. Pero no íbamos a negar la cobertura, ya que en el Iapos venimos cumpliendo la ley y se realizaron reasignaciones de sexo, mastoplastías, y tratamientos hormonales”, contó Silvio González, director del Iapos, en diálogo con El Litoral.

 

Lo que también generó las demoras es que la obra social quiere llegar a un acuerdo para que los implantes mamarios se realicen en el hospital Centenario de Rosario, con financiamiento del Iapos cuando son afiliados, ya que en la actualidad se realizan en clínicas y sanatorios privados.

 

Hoy se realizaba una audiencia de conciliación en Rosario, pero la obra social adelantó que va a autorizar los implantes mamarios y no la intervención en los glúteos ni la depilación.

 

“La verdad es que es un tema complejo y hay que tener en cuenta que los recursos son limitados y estas decisiones no son neutras: los recursos que se destinan a una intervención no se pueden usar para financiar otras”, explicó González.

 

En declaraciones a medios rosarinos, Sandy defendió la necesidad de acceder a la depilación. Dijo que quizás es más importante que los senos, porque se siente mujer pero tiene barba. Desde el punto de vista del Iapos, González planteó que si se autoriza la depilación con qué criterio se le negaría a todas las afiliadas de la obra social. 

 

Antecedentes

 

En los últimos cuatro años, el Iapos reconoció prestaciones ligadas a la identidad autopercibida de género a tres afiliados y hay dos solicitudes más —también son implantes mamarios— en trámite administrativo. 

 

Hay dos antecedentes importantes. En mayo de 2013, el Iapos le reconoció una vaginoplastía a Alejandra Ironici, que se operó en el hospital Gutiérrez de La Plata. Fue uno de los casos pioneros, en el que el Estado santafesino autorizó una intervención quirúrgica para lograr una reasignación sexual de acuerdo con la identidad autopercibida de género.

 

En enero del mismo año, Santiago Andrés Quintana fue el primer varón trans que se operó en un hospital público de Santa Fe —el Iturraspe— para que su cuerpo refleje su identidad de género. Los cirujanos le extrajeron las mamas —siempre se sintió varón, desde muy chico— y también se le realizó un tratamiento hormonal. 

 

“El que tiene sensibilidad, lo entiende”

 

La importancia de reconocer los derechos vinculados con la identidad autopercibida de género están reconocidos por ley.

 

“Por el marco legal hay una obligación de que el Estado acompañe a la persona en su expresión de género. En muchos casos, hay una larga historia de sufrimiento hasta que pueden acceder a una intervención. El que tiene sensibilidad, lo entiende”, planteó Oraldo Llanos, coordinador de Salud Sexual y Reproductiva del Ministerio de Salud, en una entrevista con El Litoral.

 

En la provincia ya se realizaron más de 25 perineoplastias; es decir, cirugías destinadas a afirmar el género autopercibido por una persona. “En Santa Fe se está fortaleciendo una red específica para el abordaje de la salud de las personas trans, que es tomada como ejemplo a nivel nacional e internacional”, aseguró Llanos.

 


El marco legal

 

Los principales puntos de la Ley de Identidad de Género, que rige desde hace cuatro años, son:

 

— Artículo 2: Se entiende por identidad de género a la vivencia interna e individual del género tal como cada persona la siente, la cual puede corresponder o no con el sexo asignado al momento del nacimiento. Esto puede involucrar la modificación de la apariencia o la función corporal a través de medios farmacológicos, quirúrgicos o de otra índole, siempre que ello sea libremente escogido.

 

— Artículo 3: Toda persona podrá solicitar la rectificación registral del sexo, y el cambio de nombre de pila e imagen, cuando no coincidan con su identidad de género autopercibida.

 

— Artículo 11: Todas las personas mayores de dieciocho (18) años de edad podrán acceder a intervenciones quirúrgicas totales y parciales y/o tratamientos integrales hormonales para adecuar su cuerpo, incluida su genitalidad, a su identidad de género autopercibida, sin necesidad de requerir autorización judicial o administrativa.


 


Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  


Ranking de noticias
Blog Arroba Fiscal
Otras Noticias de Salud

    Lo más visto en