Edición del Domingo 24 de mayo de 2015

Edición completa del día

¿Qué pasará en junio? - Edición Impresa - Opinión Opinión

Mirada desde el sur

¿Qué pasará en junio?

Por Raúl Emilio Acosta

El mes de junio de 2015 tiene días complicados para los santafesinos.

No todo lo que reluce es oro y todo lo que hoy es esperanza mañana puede ser catástrofe.

Muchos nos preguntamos lo siguiente: si CFK tiene tanto poder como se informa, ¿por qué no decidió la fórmula del FPV en noviembre de 2014? ¿No fue capaz de mandar a María Bielsa a competir en el santo nombre del kirchnerismo residual? La inversa es peor: ¿María Bielsa, candidata del kirchnerismo residual en octubre a un cargo legislativo nacional? La arquitecta rosarina, funcionaria de Héctor Cavallero (cuando era socialista explícito) de suceder lo que se sugiere, tendría más riñones que CFK.

En junio se sabrá. El peronismo sabe cómo manejar sus contradicciones.

Scioli es el ejemplo más reciente.

Junio define todo su calendario electoral en el día 10. Se repite: 10 de junio. La Justicia Electoral nacional fijó ese día para la inscripción de alianzas electorales para las internas de agosto y las generales de octubre. En esa fecha, los partidos, en rigor las alianzas, deberán inscribirse.

Pregunta ampliada: ¿cómo se inscribirán (nacionalmente) los que compiten (en territorio provincial) el 14 de junio?

Todos tienen una relación específica con proyectos nacionales. Los K con el proyecto K. Los PRO con el proyecto PRO. Los radicales también con el proyecto PRO. Los socialistas con el proyecto FAP GEN (Stolbizer) después del renunciamiento de Hermes Binner. Más claro: Boasso, Fascendini, Javkin, Barletta reportando a Sanz, Macri y Carrió. Los grupos menores, oenegés y residuales del FPCyS se supone que irán junto al socialismo hacia el polo Margarita. Necesitan firmar el acta con todos.

El 22 de junio la situación empeorará. Deberán llenarse los casilleros con los nombres. Rossi, Perotti, Ramos, María Bielsa y muchos otros personajes sin voto ni grado de conocimiento, pugnando dentro del grupo K por Parlasur (2), senadores (2) y diputaciones (10). La presencia de CFK en la boleta nacional tendrá un peso excesivo y decisorio. Y lo óptimo: una sola boleta. Puede arrastrar varios barriletes de cemento.

Binner es quien posee votos propios del FPCyS. ¿Lo mandarán a su casa? ¿No participará? Una lista con Zabalza y/o Lilita Puig de Stubrin: ¿conformará a todos? Además de conformar, ¿será atractiva?

Bonfatti y Giustiniani han jurado que serán diputados provinciales. No llevarían boleta completa los socialistas que decidan escalar la larga marcha hacia octubre. Difícil cuesta. No hay candidato a presidente que los unifique. El cupo femenino también preocupa. Aparecieron los vicios de “partidito“ en muchos dirigentes. Una boleta dividida o descabezada convierte en minusválido nacional al FPCyS. Sucederá. Será sólo un arraigo provincial.

En el PRO, la cuestión es parecida y diferente. “Lole” Reutemann es la única figura provincial que puede encabezar boletas nacionales en Santa Fe sin discusiones. Como el FPV el PRO presentará “boleta larga”. Reutemann/Macri en una misma boleta define bastante (hoy Macri tiene más intención de voto que Del Sel en la provincia). La leva con el peronismo en 2011 fue convincente. Peleaban en el territorio con radicales y socialistas. Hoy los radicales no son tan, pero tan enemigos como antes. Hum... Rara simbiosis.

Se repite que el 10 de junio, y luego el 22 de junio se juegan los próximos cuatro años del país. Tal vez más. Ahora viene el asunto. La provincia de Santa Fe.

Miremos todo con los ojos puestos en el 14 de junio. Nuestras elecciones provinciales. En estas horas, mientras se escribe esta columna, hay triunfo radical en Santa Fe y triunfo del PRO en Rosario. En el mismo momento empate técnico en la provincia. El 19 de abril mostró las tendencias. Lifschitz debe ganar la provincia, arrastrar a Fein, para no perder Rosario, y mantener la seducción sobre Corral/Barletta. Uf.

El peronismo K perdió su chance en el armado. El socialismo repite circunstancia (le ganó por 30.000 votos Bonfatti a del Sel) y CFK tiene 40 por ciento de intención de voto en toda la provincia. No deja de complicar la viuda. Si se decide puede asustar a más de uno/una.

Una lluvia, una balacera o un triunfo sobre la droga definen las elecciones. Rompe el empate técnico. Si sucede entre el 10 y el 14 hay una u otra provincia. Entre el 10 y el 22 a la noche hay una definición que encolumna a la provincia o la deja autónoma. Estamos avisados.

El 10 de junio, y luego el 22 de junio se juegan los próximos cuatro años del país. Tal vez más.



Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Domingo 24 de mayo de 2015
tapa
Necrológicas Anteriores