Edición del Domingo 12 de febrero de 2017

Edición completa del día

Cosechan girasol bajo el agua - Edición Impresa - Regionales Regionales

En Colonia Bigand

Cosechan girasol bajo el agua

En el campo de Marita Ferrero deciden aprovechar al máximo los pocos recursos que sobreviven -a duras penas- bajo el agua. Apuestan al inicio de las obras y de la ayuda financiera para poder seguir.

20-A-CAMPO.jpg

Cosechadora anfibia. En el campo de Ferrero no dan nada por perdido. Hasta este lote de girasol inundado tiene algo para dar. Foto: Captura pantalla

 

Federico Aguer

region@ellitoral.com

El establecimiento de Marita Ferrero en Colonia Bigand (departamento Castellanos) trascendió por haber sido visitado por el presidente de la Nación y el gobernador de la provincia. Desde entonces, al igual que en gran parte de los campos de la zona, las intensas precipitaciones y el agua que desborda de los canales, los dejó completamente bajo el agua. Sin embargo, decidieron cosechar el lote de girasol, que pese a haber quedado inundado, todavía promete unos 600 kilos por hectárea (se esperaban 2.500).

“La parte sur de la Colonia es la más perjudicada”, dice Marita. “Perdimos casi toda la cosecha”, agrega en referencia al 80 % de los cultivos destinados a agricultura que se no se pudo recuperar. “Quedaron pocas vacas en ordeñe y estamos tratando de picar un poco de maíz y algo de gramillas para poder alimentarlas”, sostiene en alusión a la caída del 50 % de su producción. Eso además incrementó los costos. “Pasamos de 160 a 80 vacas. Todavía no recibimos el cheque de enero, pero el de diciembre fue de $ 4,64, cuando estimamos un costo de arriba de $ 6, por el balanceado y el maíz”, se lamenta.

Pese a todo, Marita no pierde las esperanzas. “Estamos a la espera de créditos blandos y de que arranquen las obras, sino en abril estaremos igual. En la zona, el 50 % está como nosotros y más al oeste peor todavía”.

Su padre, en más de 80 años en el campo, sólo recuerda una inundación similar en la década del 80, aunque esa vez fue por agua de lluvia. Ahora el agua viene del canal Vila - Cululú, totalmente desbordado. “Planteamos un plan integral a nivel cuenca del Canal, el que está recibiendo agua de 600 mil hectáreas, cuando está diseñando sólo para 170 mil”, dice.



Imprimir:
Imprimir
Domingo 12 de febrero de 2017
tapa
Necrológicas Anteriores