Edición Domingo 22 de mayo de 2005

Edición completa del día

Edición impresa del 01/12/2019 | Todos los Títulos

Lo revela el Compendio Mundial de la Educación de la Unesco

La educación secundaria se expande rápido en el mundo

La extensión de la obligatoriedad en el primer ciclo del secundario contribuye a aumentar la escolaridad de los adolescentes. Foto: Archivo el litoral.. 

De 321 millones en 1990 para este nivel de enseñanza, la matrícula subió a 492 millones en el curso 2002/03. El crecimiento más veloz se produjo en el primer ciclo del secundario en América del Sur y Europa.

De la redacción de El Litoral

Cuatro de cada cinco niños del mundo de entre 10 y 15 años están inscritos en el primer ciclo de enseñanza secundaria, en la actualidad considerado obligatorio por la mayoría de los países, indica el Compendio Mundial de la Educación de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) de 2005.

El compendio, publicado por el Instituto de Estadística de la Unesco (ver www.portal.unesco.org), presenta las últimas tendencias mundiales en materia de educación. La edición de este año también añade un capítulo especial sobre participación y tendencias en materia de género en la educación secundaria.

El organismo señala que la educación secundaria se expande rápidamente en todo el mundo, con un aumento en las inscripciones de 321 millones en 1990 a 492 millones en el curso 2002/03, es decir, un 53,27 por ciento en 13 años.

El crecimiento más veloz se produjo en América del Sur que, junto con Europa, goza del mayor porcentaje de matriculaciones en este nivel de enseñanza; esto es, casi del ciento por ciento.

Superando el 90 por ciento de inscripciones siguen América del Norte, Asia Oriental y Oceanía. Las cifras descienden drásticamente para Asia Occidental, donde el porcentaje de alumnos matriculados en el primer ciclo de enseñanza secundaria representa el 69 por ciento de la población en edad escolar.

Y este descenso es aún más evidente en África, donde, aunque las matriculaciones en la enseñanza secundaria aumentaron desde 1998 en un 5 por ciento anual, el porcentaje de inscripciones en secundaria es todavía de sólo 45 por ciento.

En el segundo ciclo de secundaria, en cambio, el porcentaje mundial de matriculaciones se sitúa todavía en tan sólo 51 por ciento, según el compendio. En este nivel, Europa constituye una excepción, pues las inscripciones superan el porcentaje de 100 por ciento debido a que los jóvenes se matriculan en múltiples programas.

En las Américas, 70 por ciento de los adultos jóvenes están inscritos en el segundo ciclo de enseñanza secundaria. Asia Oriental cuenta con 48 por ciento de matriculaciones y Asia Occidental con 40 por ciento. El porcentaje menor corresponde a África, con sólo 29 por ciento de matriculados en los cursos superiores de la enseñanza media.

Pese a las diferencias regionales, el compendio establece que la tendencia general es de un continuo y vigoroso crecimiento en materia de enseñanza secundaria y un aumento de la paridad en la mayoría de los países, estimulada por una constante demanda, facilitada por cierta ralentización en el aumento de la población mundial.

Brecha entre géneros

El compendio de la Unesco estudia también el tema de la paridad de género en la enseñanza secundaria. Alcanzar el acceso igualitario a la educación es un objetivo internacional importante; de hecho, la primera etapa de las metas de la Educación para Todos y Objetivos de Desarrollo del Milenio establece que en el 2005, niños y niñas deben tener igual acceso a la educación primaria y secundaria.

El Compendio Mundial de la Educación establece que, si bien existen elementos indicadores de progreso en la enseñanza primaria, la brecha es significativa en el nivel secundario.

La paridad de género en el primer ciclo de enseñanza secundaria se observó en 60 de 133 países analizados. En 46 países, la mayoría de África y Asia, las niñas tienen menor acceso al primer ciclo de enseñanza secundaria que los niños, en tanto que lo contrario se produce en 27 países, donde son los varones quienes tienen menores posibilidades.

En el segundo ciclo de la enseñanza media, las disparidades son aún más pronunciadas. Sólo 13 por ciento de los niños y niñas en edad escolar viven en países donde se ha logrado la paridad de género.





Necrológicas Anteriores