Edición del Sábado 21 de enero de 2006

Edición completa del día

Edición impresa del 21/01/2006 | Pantallas y Escenarios

Estrenos y reposiciones teatrales

Subió al escenario del Teatro Lorange la comedia de Sam Shepard "Tontos por amor", que cuenta con la actuación de Fernán Mirás y Julieta Díaz en los roles protagónicos y puesta en escena de Rubens Correa. El elenco se completa con los nombres de Ricardo Díaz Mourelle y Pablo Iemma. La escenografía es de Alberto Negrín y la música de Mariano Cossa.

Según su autor "`Tontos por amor' es lo que yo llamaría una tragedia optimista. Optimista, en el sentido de que sus personajes quieren amar y ser amados, y trágica, porque están atrapados en la infelicidad de sus padres, que les ha sido transmitida. A lo largo de la obra afloran el sufrimiento, el dolor de sentirse abandonado por un ser querido".

"Tontos por amor" se presenta de miércoles a viernes, a las 21; los sábados 21 y 23; domingos, 20.30.

Reponen "Diatriba"

El lunes 30 de enero tendrá lugar en el Teatro Payró (San Martín y Córdoba) la reposición de "Diatriba de Amor contra un hombre sentado", de Gabriel García Márquez, con la actuación de Graciela Dufau y puesta en escena de Hugo Urquijo.

La pieza fue especialmente escrita para la actriz en 1987 y estrenada en nuestro país en 1988.

Dice García Márquez: "El drama transcurre en Cartagena de Indias, con 35 grados a la sombra y 90 por ciento de humedad, después de que Graciela (nombre también del personaje) regresa con su marido de una cena informal, casi al amanecer de un 3 de agosto. Se ve pálida y trémula, pero mantiene el dominio fácil de quien está más allá de la desesperación".

Es entonces, amaneciendo el día de sus bodas de plata, cuando comienza un balance minucioso y apasionado de 25 años de vida en común.

El protagonista masculino ha sido heredero de una familia caribeña de fortunas malhabidas. Ella es una mujer que de plebeya y tartamuda logró cuatro doctorados, uno de ellos en retórica y elocuencia, para estar a la altura de la familia de su marido, los marqueses de Jaraíz de la Vera.

"La Diatriba" es, en efecto, un texto violento, irónico e injurioso, pero es una diatriba de amor. Ese sueño de amor siempre presente e incumplido es lo que la protagonista vuelve a poner de pie una y otra vez y es lo que atraviesa al personaje y a la obra.





Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Necrológicas Anteriores

Descargá gratis la aplicación de EL LITORAL, ¿Desea Instalarla?