Edición del Sábado 14 de marzo de 2009

Edición completa del día

Sin prisa pero sin pausa - Edición Impresa - Campolitoral

Panorama Agrícola Semanal

Sin prisa pero sin pausa

El maíz viene con retraso por el cambio de uso de grano a forrajero. El girasol registra una merma productiva pero con una mejora en la humedad del grano, y la soja mejora sus expectativas por las últimas lluvias.

CAMPO_P10A.JPG

Todos los cultivos van “para atrás”. Sólo la soja salva la ropa esta campaña, aunque severamente condicionada.

Foto:Archivo

Bolsa de Cereales

Para el maíz, luego de las tormentas sucedidas durante los últimos 7 días, que retrasaran la trilla, continuarán las labores de recolección. El avance de la cosecha de grano con destino comercial suma el 4,8% de la superficie útil, demorada en 3,7 puntos porcentuales respecto a similar fecha del año anterior. El atraso está dado por el impacto de la sequía sobre los plantíos, ya que cambió el destino que tenía el producto (paso de grano a forrajero), aunque esta última semana se le agregó el mayor contenido de humedad en el marlo, dado los importantes pulsos hídricos registrados.

En el Centro Norte de Santa Fe, la colecta avanza sobre lo poco que quedó en pie en el margen nordeste provincial, con rindes paupérrimos. La gran mayoría de las hectáreas se perdieron. Hacia el margen Oeste los maíces tardíos avanzan en el ciclo superando en algunos casos etapas reproductivas, los mas retrasados en V8-V10, y lo colectado de siembras más tempranas no supera los 3000-4000kg/ha en promedio. La pérdida de superficie rondaría el 40% en el noroeste provincial.

Girasol

Antes de las lluvias y unos días después la cosecha avanzó rápidamente concretando un avance del 42,7% de la superficie apta, adelantada en 18,5 puntos porcentuales respecto de la semana precedente. La entrega anticipada del cultivo por obra del estrés hídrico y del calor, motivó la recolección anticipada de no pocos lotes en el centro sur de Buenos Aires por lo que muestra un adelanto de 12,3 puntos respecto a similar fecha del año anterior. En números absolutos se recogieron 855 mil hectáreas acumulando un volumen de semilla de 1,23 millones de toneladas. El rendimiento intersemanal creció un 30,5%, aunque es por ahora un 25,3% menor al de la zafra precedente. Es que finalizada y los empobrecidos rendimientos de las provincias norteñas y del centro norte de Santa Fe, sumados a los magros obtenidos en el La Pampa y en el sudoeste bonaerense deprimen la productividad media nacional. La producción de la presente campaña agrícola sería por el momento un 35% menor a la precedente habida cuenta de la declinación de los rendimientos y de la contracción del área sembrada.

En el Norte de Santa Fe, finalizaron las labores de trilla en San Justo con una media de producción para esta campaña que ronda los 13qq/ha marcando una caída de 1.400kg/ha respecto al promedio de la zafra precedente. En Ceres finalizó la colecta, promediando 8qq/ha muy por debajo de la media histórica (15qq/ha).

Soja

Nuevos registros hídricos continúan brindando alivio sobre el área productiva nacional, permitiendo mantener a la fecha una proyección tentativa de la producción nacional de 42,5 millones de toneladas.

El éxito del cultivo en estas últimas zonas dependerá de una continua reposición hídrica como así también del momento en el cual se registre la primera helada del año. Bajo condiciones ambientales favorables la producción proyectada sería igualmente un 11,5 menor a la zafra precedente a pesar de la expansión del área sembrada (récord en esta campaña) que ha crecido un 5,0% (17,75 vs. 16,9 millones en el 2007/09). Ha dado comienzo muy lentamente la trilla (ver recuadro)en sectores puntuales del norte cordobés con ciertas interrupciones debido a los registros hídricos de esta semana. Los primeros rindes informados varían en un rango de 10 a 27qq/ha dependiendo de la zona.

En el Norte de Santa Fe las perspectivas de rinde son escasas hacia el oeste de la región, en donde Ceres (15mm) informa que parcelas de primera recién comienzan a diferenciar vainas en condición regular y rindes proyectados de 11qq/ha. Al mismo tiempo, lotes de segunda aún vegetan o inician floración (R1) presentan mejor condición y rindes esperados de 12qq/ha. En el extremo opuesto, sobre el margen este de la provincia, San Justo informa que lotes de primera adelantados podrían promediar de 6 a 10qq/ha, mejorando en los sucesivo hasta alcanzar picos de 30qq/ha. Por otra parte, siembras de segunda rondarían los 23qq/ha para al presente ciclo.

El único cultivo cuya área sembrada aumentó durante la campaña 2008/09 fue la soja, que creció en un 2%. Pero la sequía también afectó gravemente a la oleaginosa.

///

en relación

¿Cómo va la trilla?

Iniciada la cosecha de la presente campaña, a nivel nacional ya se ha recolectado el 1,1% del área sembrada con soja. El rinde inicial promedio de 19,6qq/ha muestra una caída productiva de 7qq/ha respecto al mismo periodo del ciclo precedente. La baja productividad a la fecha se debe a los menores resultados obtenidos en variedades primicia de ciclo corto, que vieron acelerado su desarrollo como consecuencia de la restrictiva condición ambiental registrada en gran parte de su ciclo. Por otra parte, el acortamiento de las fases del cultivo provocó una recolección 0,1% ligeramente mayor al ciclo agrícola 2007/08, lo que en números absolutos representa algo mas de 16.000 has ya cosechadas. Los registros hídricos de las últimas semanas aportaron adecuadas reservas para la última fase del cultivo sobre una importante área productiva. De esta forma el Núcleo Norte, sectores del Núcleo Sur y el sur cordobés lograron mejorar las perspectivas a cosecha gracias a un mejor llenado del grano en siembras tempranas y a una mayor fijación de flores y vainas en siembras tardías. A pesar de estas mejoras, parte del volumen final cosechado dependerá principalmente del momento e intensidad en que se registren las primeras heladas. Sectores tales como el oeste y centro bonaerense, como así también una importante área correspondiente a las provincias norteñas presentan una alta susceptibilidad a bajos registros térmicos debido al retraso fenológico informado.



Imprimir:
Imprimir
Necrológicas Anteriores