Edición del Sábado 12 de diciembre de 2009

Edición completa del día

La casa se viste de fiesta - Edición Impresa - Revista Nosotros Nosotros

missing image file

La casa se viste de fiesta

Para muchos, la Navidad llega desde el momento en que los detalles invaden cada rincón del espacio familiar. En estas líneas, algunas ideas para poner en práctica en la propia casa

TEXTOS. REVISTA NOSOTROS.

Desde pequeños adornos, hasta el histórico pesebre y el acostumbrado árbol navideño, los hogares se visten de colores una vez al año para unir a los integrantes de la familia y compartir emotivos días llenos de alegría, música e ilusión. Hay muchas maneras de decorar de Navidad.

En algunos casos es sencilla, y en otros más elaborada, pero lo cierto es que la decoración navideña no sólo engalana tan importante fecha, sino que representa un momento único para colaborar y participar en familia.

No es necesario gastar demasiado o ser un decorador profesional para crear el ambiente navideño. El truco está en ser creativo, no mezclar demasiados estilos, y disfrutar el momento al máximo, ya que éste sólo se vive una vez al año. A continuación, algunos tips y recomendaciones para iniciar la tarea:

- Comprar extensiones de luces de colores o blancas para colocarlas en el pesebre y en el árbol de Navidad. Estas mismas luces puedes colocarlas alrededor de las ventanas y puertas.

- Colocar musgo en el pesebre y ramas de pino natural en el árbol, para ambientar la casa con la mezcla de aromas naturales.

- Utilizar cintas de varios tamaños y colores, escarcha o brillantina, alambre, telas navideñas, algodón, pintura, pegamento, papel periódico y cualquier material que desees utilizar o reutilizar para crear tus propios adornos navideños.

- Si deseas crear un ambiente más acogedor, no olvides cambiar la luz artificial por velas navideñas en aquellos rincones especiales de la casa.

HECHO EN CASA

La decoración de puertas y ventanas es muy típica en estas fechas y los pequeños de la casa pueden formar parte de ella. Para lograrlo, los niños pueden realizar sus dibujos navideños en alguna cartulina, utilizando colores o brillantina y cualquier recurso decorativo que tengas en casa. Una vez que los dibujos estén listos, colócales un cordón en uno de sus extremos y cuélgalos en la puerta o alrededor de las ventanas.

Muchos adornos navideños se pueden confeccionar en casa con un poco de ingenio y algunos sencillos materiales. Recuerda que la verdadera Navidad está en el espíritu que tengas para celebrarla y con pequeñas cosas puedes disfrutarla en grande.

CLÁSICO Y NOVEDOSO

La combinación del verde y el rojo resulta un clásico de la fiesta navideña. Y es que si por separado, estos son colores llamativos y con gran fuerza, en conjunto representan aún más la alegría de una época de tanta importancia.

La historia atribuye el verde al color que tiene el árbol de Navidad y el rojo característico del traje de Papá Noel y al de la tradicional flor de Navidad.

Sin embargo, aunque esta costumbre no pasa de moda, la típica Navidad ha sufrido ligeras modificaciones para darle la bienvenida a nuevos colores y estilos que le dan un toque moderno, vanguardista y aún más alegre.

Rosa, dorado, turquesa, verde manzana, vino tinto, e infinidad de colores cítricos y pasteles, predominan en las cintas, flores y demás objetos. Los tonos nacarados y tornasoles también son frecuentemente escogidos para decorar. Aunque también pueden utilizarse flores grandes, lazos y esferas de distintos tamaños, así como peluches y diversos muñecos.

Fuentes:

- tendencias.diariocorreo.com.ar

- opendeco.es

- revistajardin.com.ar

missing image file
missing image file

CENTROS DE MESA

En cualquier momento del año, los centros de mesa son un buen recurso para ambientar la casa. Pueden ser creados a partir de hojas secas, flores, velas, piedras o frutas. Pero en determinadas épocas del año, como ahora que se acerca la Navidad, podemos optar por modelos concretos o diseñar centros basados en elementos típicos de esta época. Algunos como las velas, el muérdago o las piñas y colores como el rojo, el verde, el blanco o los metalizados, nos pueden ayudar a conseguir un centro típicamente navideño, hecho por nosotros mismos. Desde ya y hasta el día de Reyes, 6 de enero, podemos adornar la mesa principal o una auxiliar con un elemento de estas características, y en las comidas y cenas especiales que iremos celebrando a lo largo de estos días podemos colocarlo junto con un mantel acorde al estilo decorativo de la época. El más tradicional es de forma redondeada; sin embargo, las formas alargadas y rectas también son adecuadas y resultan ideales para mesas rectangulares.

Ambientar con flores

Los países del hemisferio norte usan, en su decoración tradicional de Navidad, los colores dorados y plateados, fuertes rojos y verdes. Se trata de tonos llamativos y vibrantes que compensan y contrastan con el clima frío que impera en esa parte del mundo durante la época de las fiestas.

En esta parte del mundo, la propuesta es casi contraria: hay que aprovechar la luz natural y potenciarla con el dominio del blanco, salir al jardín y disfrutar de su calidez y sus aromas navideños. A su vez, hay que dejar entrar lo que la naturaleza ofrece para hacer de nuestros hogares un lugar festivo sin perder la naturalidad. Las ideas se destacan por ser sencillas y de fácil realización.

Los jazmines son las flores que reúnen las características exactas para dar luz y aroma, además de estar en plena floración en la mayoría de nuestra vasta geografía. Ellas serán las reinas de la fiesta.



Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Necrológicas Anteriores

Descargá gratis la aplicación de EL LITORAL, ¿Desea Instalarla?