Edición Sábado 28 de julio de 2012

Edición completa del día

Edición impresa del 01/12/2019 | Todos los Títulos

La ceremonia fue impactante

Cinematográfica apertura

Con rasgos absolutamente distintivos, mereció el reconocimiento desde los más disímiles análisis.

Cinematográfica apertura

La historia británica estuvo reflejada en algunos de los momentos más elocuentes de la magnífica ceremonia inaugural de los Juegos 2012. Foto: EFE

Redacción de El Litoral

EFE/DPA

Con rasgos absolutamente distintivos y otros que suelen ser característicos de estos eventos, la ceremonia inaugural de los Juegos Olímpicos Londres 2012 resultó espectacular, bajo la dirección del cineasta británico Danny Boyle, quien se encargó de expresar historia y presente de su nación a través de una extraordinaria puesta en escena de casi cuatro horas de duración, de las cuales, algo más de noventa minutos estuvieron destinados al habitual desfile de las delegaciones.

La ceremonia no estuvo exenta de momentos de singular histrionismo, con otros especialmente particulares. Ya sea con la presencia del célebre Rowan Atkinson (Mr. Bean), “metiéndose” en una de las escenas más difundidas del filme “Carrozas de Fuego” -tan cercana al olimpismo-; o bien a través de la excelente secuencia del encuentro entre James Bond (Daniel Craig) con la reina Isabel II, concebida y realizada de manera notable.

Ese nexo entre realidad y ficción, iniciado en Buckingham Palace y culminado con un simulado descenso en helicóptero dentro del Estadio Olímpico, constituyó uno de los momentos más relevantes de la imponente imagen entregada por la televisión internacional, amén de ensalzar la destreza del citado director para aunar esos elementos.

Como suele ocurrir en estos acontecimientos, buena parte de la ceremonia estuvo destinada a la revisión histórica de una Londres en la que bien pudo reflejarse la esencia del ser británico, con una sumatoria increíble de elementos que enriquecieron la puesta.

Obviamente, en ese contexto surgieron verdaderos íconos del orgullo y la literatura inglesa. Como una ambientación del Great Ormond Street Hospital, en el que una serie de interminables Mary Poppins se encargaron de alejar a los “villanos” que asustaban a los niños tan afectuosamente cuidados.

A lo largo del desarrollo irrumpieron los elementos y recursos que la tecnología actual suele deparar y en el que la música -como no podía ser de otra manera- cobró un ampuloso protagonismo.

Justamente, al tiempo de las melodías, el despliegue fue atrapante: desde un coro de niños entonando el “God save de Queen” (himno británico); la presencia del afamado Mike Olffield con su clásico “Tubular Bells”; pasando por la London Symphony Orchestra (responsable de la melodía del acto de “Carrozas de Fuego”); sin olvidar a imágenes retro y no tanto de The Beatles, Rolling Stones, David Bowie, Queen, Sex Pistols, The Who, etc.

Y luego del tradicional desfile de deportistas y el encendido compartido del pebetero, conformado por 204 diminutos “pebeteritos”, que justamente habían sido portados por cada una de las delegaciones participantes y que fue encendido por siete niños-jóvenes que representaron el futuro del olimpismo británico.

El cierre fue digno de las emociones vivenciadas hasta ese momento cuasi sagrado: Sir Paul MCCartney cantando la mítica “Hey Jude”, entonada -uno imagina- por todos y cada uno de los presentes en Olimpyc Park.

C.jpg

La Reina Isabel II, junto al Príncipe Felipe y Jacques Rogge, titular del Comité Olímpico Internacional, presidieron el acto de apertura. Foto: EFE

b.jpg

La recreación del mítico Great Ormond Street Hospital generó algunos de los momentos más salientes de la noche. Foto: EFE

Elogios galos

La prensa francesa expresa hoy su unánime admiración por la apertura de los Juegos Olímpicos 2012.

* “Historia, magia y emoción”, titula “Le Parisien”, destacando en su portada que la ceremonia estuvo “llena de color” y que significó un lanzamiento “perfecto” de los Juegos, antes de recordar que Francia espera ya alcanzar hoy su primera medalla, en las competiciones de tiro con arco o judo. * “Apertura real para los Juegos Olímpicos”, titula “Le Figaro”, que hace mención al papel destacado que tuvo en el espectáculo la reina Isabel II.

* Con una gran fotografía de los aros olímpicos encendidos con fuegos artificiales durante el acto del viernes, “Libération” anuncia que “la llama queda declarada”, en alusión al encendido de la que marca el comienzo de las competiciones olímpicas. “Gran Bretaña saca sus hobbits de gala”, agrega el diario al destacar las apariciones de personajes como Mary Poppins o Alicia en el País de las Maravillas.



tapa
Suplementos
Deportes
Escenarios & Sociedad
Campo Litoral
Congreso Trizonal CREA
El evento de capacitaci�n permiti� hacer una pausa para repensar los m�todos que permitan crecer a la empresa agropecuaria aprovechando la demanda mundial de alimentos: innovar, acciones colectivas bien comunicadas y reducci�n de costos como metas centrales.
Nosotros
Necrológicas Anteriores