VIVO

Primer discurso de Alberto Fernández como presidente

Expandir

Comprimir
Edición del Sábado 05 de enero de 2013

Edición completa del día

Inundaciones en Bauer y Sigel - Edición Impresa - Opinión Opinión

llegan cartas

Inundaciones en Bauer y Sigel

Raúl H. Roba.

Secretario administrativo Comuna de Bauer y Sigel.

Señores directores: Quisiera informar sobre la situación por la que atraviesa nuestra Colonia luego de 2 semanas de haber sido castigada por un fenómeno climático, en donde en 48 horas cayeron más de 450 mm, lo que hizo que todo el distrito, incluida su zona urbana, quedaran totalmente cubiertos de agua, con casas anegadas, gente evacuada, animales que debieron trasladarse masivamente, y junto a ellos la gente que los atendía, que también debió emigrar o peor aún quedarse sin trabajo, con pérdidas totales en agricultura.

Soy consciente de que este tipo de fenómenos supera cualquier tipo de infraestructura que pretenda evacuar aguas a sus cuencas naturales, porque además no sólo ocurrió aquí, sino que se extendió en un radio que supera los 60 km de largo por unos 20 km de ancho de este a oeste, arrancando al oeste de la vecina localidad de Freyre (Córdoba) y llegando hasta el este de Rafaela.

En un primer momento la situación nos superó a todos, pero vimos cómo en la localidad de Freyre el gobernador De la Sota, junto a los ministros del área correspondiente se pusieron al frente de la situación, y en 24 horas tenían 7 dragas trabajando y tres bombas que tiraban más de un millón de litros por hora, lo que hizo que esta localidad en pocos días, y más allá del perjuicio recibido, su población vuelva rápidamente a tomar un curso de vida normal.

En el caso de Coronel Fraga y Vila, que son vecinas de nuestra localidad y hacia donde debe desplazarse la masa de agua de nuestra Colonia, también fueron recuperando rápidamente una vida cotidiana normal, al menos en sus zonas urbanas, cosa que sinceramente me alegra por ellos, porque más allá de las pérdidas ocasionadas con la producción que es probable sean similares a las de nuestra Colonia, al menos la gente de los conglomerados urbanos puede vivir dignamente.

Lamentablemente en nuestro caso no podemos decir lo mismo,.La zona urbana de nuestro pueblo continúa sumergida en el agua, excepto el acceso pavimentado; prácticamente todas las calles de la zona urbana continúan cubiertas de agua y en muchos casos llega hasta arriba de las veredas. Por ejemplo la calle que pasa frente a los edificios públicos de la localidad, comuna, juzgado, escuela, club, Telecom, está todavía hoy cubierta, no sólo la arteria sino también las veredas por unos 10 cm de agua. Tras dos semanas después del fenómeno, vivimos sin poder usar los baños, con los pozos ciegos desbordados, con un olor a pantano nauseabundo y repugnante y seguramente una enorme contaminación.

Nos visitaron distintos funcionarios del gobierno con el fin de interiorizarse y tratar de traer algún tipo de solución a semejante problema, lo cual agradecemos como comunidad. Desde la Comuna se tratan de atender, y en lo posible de paliar, con soluciones precarias los reclamos de la gente, ya que no hay una infraestructura idónea para estos casos. En realidad, desde aquí se hace todo lo posible, pero es demasiado poco frente a las necesidades que tenemos. Creo que es tiempo de que el gobierno acuda en nuestra ayuda, y que se implementen soluciones concretas y rápidas.



Compartir:
Imprimir Compartir por e-mail
  
Sábado 05 de enero de 2013
tapa
Necrológicas Anteriores

Descargá gratis la aplicación de EL LITORAL, ¿Desea Instalarla?